“Que México coma pasteles”: un durísimo editorial de NYT advierte que AMLO “da señales de ser más de lo mismo”

El diario neoyorkino aseguró que AMLO se ha convertido en “uno de esos monarcas aislados que no soportan que la realidad imponga límites a su divino deseo”.

El gobierno de López Obrador ha sufrido duros embates las últimas semanas (Foto: Reuters/Henry Romero)
El gobierno de López Obrador ha sufrido duros embates las últimas semanas (Foto: Reuters/Henry Romero)

En las últimas semanas, la administración de Andrés Manuel López Obrador (AMLO) ha sufrido fuertes embates con la salida electoral de Félix Salgado Macedonio y el trágico accidente en el metro de Ciudad de México. Aunque estos parecen hechos aislados, un editorial de The New York Times asegura que demuestran que “López Obrador da señales de ser más de lo mismo” al portarse como “uno de esos monarcas aislados que no soportan que la realidad imponga límites a su divino deseo”.

Para Diego Fonseca, autor de “El rey López Obrador”, la actitud del presidente deja ver dos cosas: “en el caso de Salgado Macedonio, AMLO no tolera que le digan qué puede y no puede hacer; en el del metro, ha demostrado la incapacidad empática de los alienados: el accidente le fastidia porque se entromete con sus planes y lo somete a una observación pública que detesta”, escribió.

Desde los aposentos de Palacio Nacional, asegura, el mandatario parece preferir pasar “la mayor parte del tiempo arropado por una corte de aduladores (...)¿Por qué que sufrir demandas de transparencia y rendición de cuentas? ¿Por qué el nepotismo en el corazón de su partido o la muerte de personas en un tren habrían de detener el paso de su locomotora transformadora?”, cuestionó el comunicador.

Aunque el mundo buscó la empatía propagandística del tabasqueño, se encontró con un presidente que no iría al lugar del desastre, recordó Fonseca (Foto: Karina Hernández/Infobae)
Aunque el mundo buscó la empatía propagandística del tabasqueño, se encontró con un presidente que no iría al lugar del desastre, recordó Fonseca (Foto: Karina Hernández/Infobae)

Todo esto ocurre bajo el contexto de las elecciones intermedias en México, de las cuales López Obrador podría obtener aun más poder, recalcó Fonseca. “La democracia mexicana está en riesgo”, dijo, pues en las últimas semanas el tabasqueño ha demostrado ser un presidente que repite patrones del pasado:

AMLO cultiva una displicencia monárquica similar (a la de otros sexenios): sugiere que México coma pasteles cuando le muestran que el pan que vendió como bueno está rancio.

The New York Times también recalcó que la hija de Salgado Macedonio, Evelyn Salgado, mejor conocida como “La Torita”, es postulada por el partido de un presidente que constantemente señaló al nepotismo en otros sexenio como “las lacras de la política”.

Se ha llenado la boca de un discurso de moralina cuasirreligiosa. Ahora, tras desairar a las autoridades electorales y defender a Salgado Macedonio, un hombre acusado de presuntos delitos sexuales, ni se inmuta con los entenados de su partido”, arremetió el periodista.

Por otro lado, al desplomarse la “Línea Dorada” del Metro en Ciudad de México, las víctimas, los afectados y el resto del mundo “giraron hacia AMLO en busca de su propagandizada empatía. Al cabo, quienes viajaban allí son parte de la demografía que lo llevó al poder: pobres, laburantes, los antififí”. Lo que encontraron, describió, fue un López Obrador que no se presentaría en la zona del desastre porque no era su estilo.

“El rey ha hablado: ¿por qué ir a demostrar lo que no siente?”, concordó Fonseca en el editorial.

El diario neoyorkino aseguró que el presidente parece estar más cómodo con un grupo de aduladores en Palacio Nacional (Foto: Presidencia de México)
El diario neoyorkino aseguró que el presidente parece estar más cómodo con un grupo de aduladores en Palacio Nacional (Foto: Presidencia de México)

El diario neoyorkino hizo hincapié en que la tragedia de la Línea 12 no es distinta de los colapsos en el sismo de 1985 y que la aparición de “La Torita” no difiere de los familiares políticos de partidos como el PRI y el PAN que ocuparon puestos sin experiencia profesional.

Así, Fonseca no escatima en destacar que la actitud del presidente no es nueva, pues, de forma constante ha menospreciado otras demandas colectivas como la desaceleración económica, las exigencias de víctimas de feminicidios y del crimen organizado e, incluso, la letalidad de la pandemia.

Finalmente el periodista recuerda que “muchos vieron en él la última opción antes de apretar el gatillo nihilista de asumir que (...) López Obrador da señales de ser más de lo mismo”. Además, consideró que el presidente abona a la fractura social “cuando le piden responsabilidad y empatía y ofrece pasteles de menosprecio e indiferencia”.

SEGUIR LEYENDO: