Los empresarios levantan la mano para ayudar con la vacunación: “Seguro que nos van a invitar, sería absurdo no hacerlo”

Carlos Salazar Lomelín, presidente del CCE, enfatizó que la iniciativa privada cuenta con la infraestructura, experiencia logística, entre otras ventajas que ayudarán a alcanzar las metas de vacunación en el país

(Foto: EFE/ Sashenka Gutiérrez/Archivo)
(Foto: EFE/ Sashenka Gutiérrez/Archivo)

El plan de vacunación contra COVID-19 contempla cinco etapas, y en las siguientes semanas estaría por concluir la primera etapa con la aplicación del fármaco al sector médico, y se continuaría con los adultos mayores.

Para la siguiente fase en la aplicación de la vacuna, el gobierno ha indicado que conformarán 10,000 brigadas de vacunación y la meta semanal de cada brigada será 300 adultos, y es un proceso en el que se apoyarán de las autoridades locales.

Al respecto del proceso de vacunación, Carlos Salazar Lomelín, presidente del Consejo Coordinador Empresarial (CCE), mencionó en videoconferencia que el sector privado podría contribuir al incremento de la aplicación de la vacuna, “sería absurdo no invitarlo, pues cuenta con la infraestructura, experiencia logística, entre otras ventajas que ayudarán a alcanzar las metas de vacunación”.

Además, puntualizó que diversas empresas tienen interés en comprar la vacuna para sus trabajadores.

(Foto: Omar Martínez/Cuartoscuro)
(Foto: Omar Martínez/Cuartoscuro)

La iniciativa privada sólo puede adquirir el fármaco por invitación de las autoridades, mencionó, porque el acuerdo que realizaron las farmacéuticas con las Organización de las Naciones Unidas (ONU) es vender directamente a los gobiernos.

Salazar Lomelín dijo que desconoce si existe alguna petición de una compañía para importar la vacuna. “Todo esto ha sido coordinado por las ONU hay una voz que trata de ordenar que el reparto les llegue a todos y de acuerdo a sus capacidades, la importación está sujeta a reglas”.

Los acuerdos que tiene el gobierno son los siguientes: 34.4 millones de dosis de Pfizer; 77.4 millones de dosis de AstraZeneca; 35 millones de la de CanSino, 51.5 millones de la plataforma Covax de la Organización Mundial de la Salud (OMS) y 12 millones del fármaco desarrollado en Rusia, Sputnik V.

Para el presidente de la CCE se pueden organizar el sector público y privado para tener un alcance de 1 millón de dosis al día, como ha sucedido en Estados Unidos.

(Foto: Presidencia)
(Foto: Presidencia)

“Esto podría ser factible para el mes de marzo, tenemos que prepararnos en logística, distribución y aplicación de la vacuna, así como del seguimiento que se le tiene que dar a quienes necesiten la vacuna en dos ocasiones y el seguimiento para grupos de edad o trabajo […] Estoy seguro que nos van a invitar, sería absurdo no hacerlo”, añadió.

La semana pasada farmacias y cadenas de autoservicio solicitaron participar con el gobierno en la aplicación de la vacuna, con el fin de agilizar el proceso y sea menor el tiempo en el que se inmunice a la mayor parte de la población.

El plan de vacunación concluiría en marzo del 2022, implica un proceso de un año y cuatro meses, según las estimaciones del gobierno.

(Foto: Reuters/Thomas Peter)
(Foto: Reuters/Thomas Peter)

El 14 de diciembre, comentó que sostuvo una reunión el Consejo Coordinador Empresarial con Hugo López-Gatell, subsecretario de Salud, y Zoé Robledo, director general del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) y hablaron sobre el tema, por lo que está seguro que cuando sea el momento los invitarán al sector privado.

Pedimos a la autoridad que se nos invite, nos sentemos a las mesas y tratemos de apoyar. Cada negocio o fábrica puede comprar las vacunas de sus trabajadores, y en el futuro de sus trabajadores y de las familias de trabajadores, eso es lo que hemos ofrecido”, acotó Salazar Lomelín

MÁS SOBRE ESTE TEMA: