FOTO: ROGELIO MORALES /CUARTOSCURO
FOTO: ROGELIO MORALES /CUARTOSCURO

Un imponente Lamborghini Murciélago estacionado a la puerta de la ex residencia presidencial en Los Pinos llama la atención.

El vehículo con valor de más de 1.4 millones de pesos no es propiedad de algún acaudalado empresario o político, se trata de un bien confiscado por Hacienda que será subastado como parte de las actividades iniciales del Instituto para Devolver al Pueblo lo Robado.

El presidente Andrés Manuel López Obrador anunció este martes la subasta de vehículos de lujo para donar las ganancias a obras en zonas marginadas de México.

"Ya está en funcionamiento el Instituto para Devolver al Pueblo lo Robado", expresó AMLO en su conferencia matutina.

"Vamos a tener una primera subasta de vehículos de lujo el domingo en Los Pinos y lo que se obtenga de esta subasta se va a entregar a dos municipios de Oaxaca que son de los más pobres del país", agregó.

FOTO: ROGELIO MORALES /CUARTOSCURO
FOTO: ROGELIO MORALES /CUARTOSCURO

El presidente que promueve una política de austeridad y que convirtió Los Pinos en un museo y zona de recreo público, ha insistido en la creación de una entidad gubernamental que use los recursos recuperados por temas de corrupción y crimen, para uso social.

"Luego se van a subastar casas, departamentos que se tienen, para la atención a los jóvenes que consumen droga para rehabilitarlos, para eso se va a destinar lo de la venta de las residencias", agregó.

"La tercera subasta va a ser de joyas que se tienen de decomisos que han habido para poblaciones, en este caso, municipios de la montaña de Guerrero. Se está elaborando un plan con eso".

Ricardo Rodríguez Vargas, director del Servicio de Administración y Enajenación de Bienes (SAE) , también va a ser el director del Instituto para Devolver al Pueblo lo Robado. Así lo confirmó López Obrador.

 
FOTO: ROGELIO MORALES /CUARTOSCURO
FOTO: ROGELIO MORALES /CUARTOSCURO

"Queremos que se traduzca en obras, hospitales, de beneficio para las zonas marginadas del país", expresó Rodríguez.

"Son vehículos que estaban almacenados o se podía hacer un uso discrecional", informó el titular del SAE.

Rodríguez Vargas informó que cualquier persona puede participar en la subasta en la que se encuentran vehículos de lujo modelo Covette y Porsche, además de camionetas blindadas.

"Es una subasta martillo, donde cualquiera puede participar. Es un precio base de los lotes de 28 millones de pesos", dijo el funcionario que estimó que los vehículos se venderán 50% encima de su precio de salida.

FOTO: ROGELIO MORALES /CUARTOSCURO

"El gobierno funcionaba antes como un Robin Hood al revés, se le quitaba al pueblo para dárselo a los ricos. Ya no, ahora se devolverá al pueblo de forma expedita y transparente", explicó Vargas. "Es un orgullo poder participar".

El público puede conocer las bases para participar en la página electrónica del SAE.

"Hay dos vehículos y una ambulancia que se identificaron que son una donación del rey de Jordania, se van a donar a la Guardia Nacional, porque son bastante extravagantes", agregó López Obrador.

La tarde de este lunes llegaron al Complejo Cultural Los Pinos, los 68 automóviles que serán subastados el próximo 26 de mayo en la ex residencia presidencial. La subasta estará a cargo de el Servicio de Administración y Enajenación de Bienes, de el total de carros 26 provienen de presidencia, mientras los 42 restantes fueron confiscados por la Fiscalía General de la República, cabe mencionar que el precio más alto de salida tiene un precio de 1.47 millones de pesos y el más barato en 10 mil pesos.

La camioneta Ford Shelby, es el vehículo con mayor precio en la subasta que se realizará el próximo 26 de mayo en el Complejo Cultural Los Pinos.