Las imágenes cotidianas de la violencia en México desde 2006.
Las imágenes cotidianas de la violencia en México desde 2006.

La violencia sigue en ascenso en México. El país vivió el enero más violento desde que hay registro con 2.853 asesinatos, lo que equivale a un promedio de 92 homicidios diarios.

De acuerdo con el registro mensual del Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública (SESNSP), el número de asesinatos aumentó en 17 estados con Nuevo León a la cabeza, donde hubo un incremento de 100%, es decir, del doble.

Las cifras difundidas por el  SESNSP, que pertenece a la Secretaría de Gobernación (Segob), indican que también hubo incrementos en los delitos de feminicidio y secuestro, durante este primer mes del año con respecto al mes anterior.

En total, el ms pasado hubo 2,452 carpetas de investigación abiertas por homicidio doloso, 75 por feminicidios (los asesinatos de mujeres por razones de género se contabilizan aparte) y 164 por secuestros

Esta elevada cifra de enero mantiene la tendencia al alza de los homicidios en México, que viene de 2018, cuando hubo registrados 33.341 asesinatos, convirtiéndose en el año más violento en la historia del país desde que empezaron los registros en 1997.

Durante diciembre pasado, el primer mes de gobierno de Andrés Manuel López Obrador, se registró un total de 2.916 personas asesinadas, siendo también el diciembre más violento que había vivido México hasta ahora.

En total, en estos dos primeros meses de gobierno de López Obrador se han cometido 5.699 asesinatos, 149 feminicidios y 276 secuestros.

El estado con mayor número de homicidios dolosos es Guanajuato con 293, seguido del Estado de México con 262 y Baja California con 261.

Los expertos atribuyen este aumento de la violencia en el país a situaciones como el "huachicol" (robo de combustibles) y a la actividad de los cárteles de la droga.

Según dijo recientemente a EFE el director de la consultoría en análisis de riesgos, comunicación y política Etellekt, Rubén Salazar, existe una estrecha relación desde hace años entre el robo de combustible y el aumento de los asesinatos.

"Hacerse con el control de esta actividad ilegal en estados como Guanajuato incrementó las tasas de homicidios dolosos", aseguró el especialista.

Esta afirmación coincide con el informe anual "Víctimas de delitos del fuero común 2018", divulgado el mes pasado por la Secretaría de Seguridad y Protección Ciudadana (SSPC), y que señala al estado de Guanajuato como el estado con más homicidios (un total de 3.290), y en donde se ubica la refinería de Salamanca.

Por su parte, el director de Semáforo Delictivo, Santiago Roel, dijo a EFE que esta violencia desatada se debe a la pugna que están librando las organizaciones criminales por controlar el mercado de drogas.

Una solución al problema sería la regulación del mercado de sustancias ilegales, opinó.

Con información de EFE

MÁS SOBRE ESTE TEMA: