Los cuerpos de las dos maestras rurales aparecieron con un disparo en la cabeza en la zona de la sierra de Veracruz
Los cuerpos de las dos maestras rurales aparecieron con un disparo en la cabeza en la zona de la sierra de Veracruz

En la Sierra del estado de Veracruz asesinaron a dos profesoras de educación indígena con un disparo en la cabeza.

Marisol Alonso y Leticia Reyes, de 40 y 34 años, respectivamente, eran profesoras del sistema de educación indígena de primaria y preescolar, en un plantel ubicado en la comunidad de El Tomate, municipio Texcatepec.

El viernes salieron de su escuela con rumbo a su casa, en el municipio de Huayacotla, que se encuentra a una distancia de dos horas y media de su lugar de trabajo.

Antonio Romero, pareja de Marisol, las esperaba a la altura de la comunidad de Jacales, 17 kilómetros antes de su destino, pero nunca llegaron.

Lo último que supo de las maestras es que se dirigían al lugar acordado en el auto de Leticia, un Tsuru azul con placas 498-LYY del Estado de México.

Al caer la noche, Romero comenzó a buscar a las profesoras. Regresó hasta El Tomate, pero no las encontró.

Al continuar con su búsqueda, encontró el automóvil en que viajaban. Estaba abandonado y con las puertas abiertas en la comunidad de Lámina Vieja, municipio de Zacualpan, a una hora 45 minutos de su punto de partida.

Romero llamó a las autoridades del estado para que lo ayudaran a encontrar a las maestras. A las 9 de la noche, la policía encontró los cuerpos de Marisol Alonso y Leticia Reyes, en una barranca ubicada muy cerca de donde estaba el auto. A las dos las asesinaron con un disparo en la cabeza.

La zona serrana donde hallaron los cuerpos de las maestras es una de las más inseguras del estado
La zona serrana donde hallaron los cuerpos de las maestras es una de las más inseguras del estado

Las autoridades presumieron el robo como móvil del crimen, pues en el tramo de la carretera donde fueron asesinadas son comunes los delitos. Sin embargo, las autoridades indagan otras posibles causas del ataque, pues los delincuentes no se llevaron el auto ni las pertenencias de las profesoras.

En la prensa local trascendió que las dos apoyaban a los maestros que están en paro en más de 200 escuelas de la zona montañosa de Veracruz, desde el 5 de septiembre, a consecuencia de la inseguridad.

Son 177 planteles de educación básica y 23 telesecundarias y telebachilleratos pertenecientes a municipios como Orizaba, Soledad Atzompa, Acultzingo, Ciudad Méndoza y Nogales, entre otros, donde 600 profesores decidieron suspender actividades.

Los profesores están hartos de la inseguridad que los acecha en la zona, donde  han sido secuestrado, asesinados, extorsionados y amenazado.

Aunque el gobierno ofreció realizar operativos de seguridad en los perímetros de las escuela, hace dos semanas Amalia Ortega Ávila, profesora y directora del kínder San José de San Martín, desapareció en Perote, Veracruz.

La profesora iba llegando a la escuela cuando padres de familia vieron cómo unos desconocidos la tomaron a la fuerza y la subieron a un automóvil Nissan Versa color azul con placas del estado.

Las autoridades informaron que el vehículo en que la secuestraron tenía reporte de robo y fue hallado en el municipio de Jalacingo. Sin embargo, de ella nada se sabe.

Ni su familia ni las autoridades han declarado si los secuestradores exigieron rescate.

Durante el gobierno de Miguel Ángel Yunes en Veracruz suman 17 profesores asesinados en distintos puntos del estado.

MÁS SOBRE ESTE TEMA: