La contrapropuesta liberal a la reforma tributaria busca el consenso de todos en el Congreso

El senador Mauricio Gómez Amín propuso la construcción de una nueva reforma que cuente con el visto bueno de todas las fuerzas políticas en la entidad.

29/04/2019 Senado de Colombia.
SUDAMÉRICA COLOMBIA POLÍTICA
TWITTER
29/04/2019 Senado de Colombia. SUDAMÉRICA COLOMBIA POLÍTICA TWITTER

Si bien el Partido Liberal se encuentra entre los más férreos opositores a la agenda de “Transformación Social Sostenible”, o “Ley de Solidaridad Sostenible” del Gobierno nacional, tampoco se ha quedado corto a la hora de proponer alternativas para la restructuración económica de Colombia. La idea, señaló el senador Mauricio Gómez Amín, es construir una reforma en consenso con los actores del Congreso de la República.

“Dada la preocupación frente a las términos del Proyecto de Ley de Solidaridad Sostenible, propongo la construcción de una nueva propuesta de Reforma Tributaria. ¡No podemos afectar a la clase media y trabajadora! Impuestos a los ricos para salvar a los más pobres”, dijo el parlamentario a través de un mensaje publicado en su cuenta de Twitter en el que también adjuntó una carta dirigida a todos los senadores y representantes a la Cámara que conforman las comisiones económicas de esas corporaciones.

En la misma, Gómez Amín comienza por expresar su desacuerdo y preocupación con respecto al contenido del proyecto radicado la semana pasada por el ministro de Hacienda y Crédito Público, Alberto Carrasquilla. Posteriormente, señaló que es necesaria la construcción de una reforma distinta, que cuente con los aportes y el visto bueno de “todas las fuerzas políticas presentes en el capitolio”. Eso, admitiendo que el flujo de caja del estado está atravesando un momento difícil.

“La importancia de una propuesta de Reforma Tributaria alterna a la que presentó el Gobierno, radica en garantizar la sostenibilidad fiscal, evitando el colapso de las finanzas públicas del país, que permiten el mantenimiento de los programas de transferencias monetarias condicionadas y no condicionadas, la reducción de la pobreza y la pobreza extrema. Otra de las principales razones, es mitigar los efectos de la pandemia del COVID-19 en la sociedad”, reza el documento.

De igual forma, argumenta la necesidad de una restructuración económica en hechos como la calificación BBB con perspectiva negativa, impuesta por la firma de riesgo Standard & Poors Global Ratins, que proyecta que la deuda externa del país ascenderá al 68,3 por ciento del PIB para finales de este año; y la proyección del Ministerio de Hacienda, según la cual el déficit fiscal del estado equivaldrá al 8,6 por ciento del mismo. De igual forma, recordó que el Producto Interno Bruto Colombiano sufrió una caída del 6,8 por ciento durante el año pasado.

No obstante, resaltó que, “no existen las condiciones políticas para impulsar la reforma en los términos que la presentó el Gobierno, dado el flagelo y la crisis económica y social en la que los colombianos se encuentran actualmente, especialmente la clase media”.

En ese sentido, propuestas como el IVA a los impuestos para estratos 4, 5 y 6 o a productos de la canasta familiar y a la gasolina y el ACPM; así como la extensión del impuesto de renta a salarios superiores a 2.400.000 en 2023 y de más de 1.600.000 desde 2024 “desconoce la situación que atraviesan millones de familias en la actualidad y va en contravía de los principios constitucionales de equidad y justicia del sistema tributario colombiano”.

Como alternativa, la propuesta del senador Gómez Amín busca:

“Finalmente, la construcción de lineamientos razonables para una nueva propuesta de reforma tributaria con todas las fuerzas políticas, propenderá por responder a las necesidades de la ciudadanía agudizadas a causa de la emergencia sanitaria provocada por la pandemia y, respondiendo también, a urgencias fiscales de la Nación”, concluyó el parlamentario.

La propuesta llega a un día de que el líder del Partido Liberal, César Gaviria, reiterara el rechazo total de esa colectividad a la reforma del Gobierno. “No esperen ni un sólo voto liberal”, le dijo el expresidente al exsenador Álvaro Uribe en una reunión virtual adelantada el pasado 22 de abril.

SEGUIR LEYENDO: