Las FARC tenían propiedades y activos en países como Panamá, Costa Rica, Cuba, El Salvador y México (Reuters)
Las FARC tenían propiedades y activos en países como Panamá, Costa Rica, Cuba, El Salvador y México (Reuters)

Información de entre 1995 y 2015, recopilada de los propios computadores de ex líderes de la FARC, dan cuenta de una billonaria fortuna que la ex guerrilla logró en 20 años. Así lo revela la Fiscalía en un documento de 269 páginas que conoció La W Radio. Son más de 19 billones de pesos colombianos (unos 6.255 millones de dólares) en negocios de diversa índole ubicados en todo el país.

Los dineros obtenidos de actividades ilegales como extorsión, narcotráfico, secuestro, hurtos, minería ilegal y asaltos a bancos fueron lavados en otros negocios. Entre ellos, depósitos de cerveza, granjas porcinas, cultivos agrícolas, embotelladoras de agua, billares, misceláneas, talleres de mecánica, almacenes de ropa, inversión en candidatos políticos, droguerías, graneros, discotecas, entre otros.

Además, tenían propiedades y activos en países como Panamá, Costa Rica, Cuba, El Salvador y México. Con ello, la desmovilizada guerrilla entraría al grupo de los más ricos del mundo alzados en armas, afirmó la emisora.

Pero esta fortuna no engloba el total del dinero que lograron amasar, pues los registros solo llegan al año 2015, cuando las operaciones militares cesaron por el proceso de paz que se adelantaba en La Habana, Cuba. Hasta entonces se revisaron los computadores de excomandantes como 'Alfonso Cano', 'Mono Jojoy', Teófilo Forero', 'Jhon 40' y 'Gentil Duarte', entre otros.

Cada bloque y frente de la exguerrilla tenía una caja menor con un monto específico de dinero para su funcionamiento.
Cada bloque y frente de la exguerrilla tenía una caja menor con un monto específico de dinero para su funcionamiento.

El informe detalla hasta una caja menor que tenían las FARC, que era una especie de caleta de cada bloque y frente que tenía un monto de 2 billones setecientos noventa y cuatro mil millones de pesos. Eso -dice La W– quedó evidenciado en los reportes financieros que hacía cada estructura y en sus planes de trabajo.

El dinero, además, también salió de unas 577.104 hectáreas de tierra que obtuvieron en siete departamentos. En ellas desarrollaron inversiones agrícolas utilizando sistemas financieros legales, pidiendo préstamos bancarios a través de testaferros.

Así compraron los terrenos y ganados por intermedio de familiares, sobre todo. Y eso les permitió valorizar las tierras en departamentos como Arauca, Tolima, Putumayo, Cundinamarca, Meta, Caquetá́, y en países como Ecuador y Venezuela.

MÁS SOBRE ESTE TEMA: