El presidente brasileño Jair Bolsonaro ofrece declaraciones a la prensa en Brasilia este jueves. Antes, había participado de un desayuno con periodistas para hablar sobre la reforma previsional y el miércoles habló en cadena nacional (Foto: EFE/Joédson Alves)
El presidente brasileño Jair Bolsonaro ofrece declaraciones a la prensa en Brasilia este jueves. Antes, había participado de un desayuno con periodistas para hablar sobre la reforma previsional y el miércoles habló en cadena nacional (Foto: EFE/Joédson Alves)

En un desayuno con periodistas, el presidente brasileño Jair Bolsonaro instó a los legisladores de su país a aprobar la reforma previsional que impulsa su gobierno porque en el caso de no hacerlo "vamos a terminar como Argentina". "El barco está rumbo a la reforma, si no es cierto el caos se va a instalar porque nadie más va a confiar en Brasil", añadió.

"Un ahorro por debajo de un billón de reales, vamos a terminar como Argentina", dijo Bolsonaro, en referencia al ahorro para el Estado que, según la promesa del ministro de Economía Paulo Guedes, implicará la reforma una década.

El diputado Marcelo Ramos en la reunión de la comisión para la reforma previsional este jueves en el Congreso Nacional en Brasilia (Foto: REUTERS/Adriano Machado)
El diputado Marcelo Ramos en la reunión de la comisión para la reforma previsional este jueves en el Congreso Nacional en Brasilia (Foto: REUTERS/Adriano Machado)

Este jueves, el Ministerio de Economía elevó el jueves su proyección sobre el ahorro que producirá la anticipada reforma al sistema de pensiones a 1.237 billones de reales (310.000 millones de dólares) en la próxima década, muy por encima de las estimaciones entregadas antes por el Gobierno.

La cifra representa un alza de 15,4% respecto a la meta original del Gobierno de 1.072 billones de reales, que según muchos economistas es extremadamente optimista, cuando aún debe ser discutida en unas siete votaciones. El presidente Jair Bolsonaro había dicho que la reforma podría generar sólo 800.000 millones de reales en ahorros.

Bolsonaro llamó a los legisladores a acelerar la reforma previsional para evitar “terminar como Argentina” (Foto: EFE/Joédson Alves)
Bolsonaro llamó a los legisladores a acelerar la reforma previsional para evitar “terminar como Argentina” (Foto: EFE/Joédson Alves)

En declaraciones a periodistas, el secretario de Pensiones y Trabajo Rogério Marinho afirmó que la proyección actualizada era un objetivo del Gobierno y que las declaraciones previas de Bolsonaro sobre la reforma fueron hechas con el entendimiento de que él respetará el rol del Congreso en el proceso.

Bolsonaro pronunció en la noche del miércoles un mensaje en cadena de radio y televisión para celebrar la aprobación parcial de la reforma del sistema previsional. "La nueva previsión va a permitir que Brasil retome el crecimiento, genere empleo y principalmente reduzca la desigualdad social porque los pobres pagarán menos", dijo el presidente. "Brasil tiene prisa (..), el gobierno continua contando con el espíritu patriótico de los parlamentarios para la aprobación de la nueva previsión social", afirmó.

El mensaje fue pronunciado un día después de que la Comisión de Constitución y Justicia de Diputados aprobó, tras 9 horas de debates acalorados, el Proyecto de Enmienda Constitucional del sistema jubilatorio, elaborado por el "superministro" Guedes.

El largo y tortuoso camino para la reforma previsional de Bolsonaro prevé siete votaciones en el Congreso (Foto:  REUTERS/Adriano Machado)
El largo y tortuoso camino para la reforma previsional de Bolsonaro prevé siete votaciones en el Congreso (Foto:  REUTERS/Adriano Machado)

Tras semanas de retrasos, la Cámara Baja del Congreso de Brasil está avanzando, impulsando la importante reforma de las pensiones del gobierno con la creación de un esperado comité solo días después de declarar que el proyecto de ley era constitucional.

La victoria obtenida en la Comisión de Constitución y Justicia de Diputados abrió paso a la formación de una Comisión Especial que tratará el tema antes de que ser enviado al Plenario. La comisión será encabezada por Marcelo Ramos, un diputado del Partido de la República de centroderecha, y las discusiones del comité se llevarán a cabo entre mayo y junio, dijo el jueves el presidente de la Cámara Baja, Rodrigo Maia.

Por tratarse de una reforma constitucional se requiere una mayoría especial de tres quintos del plenario de Diputados antes de ser girada al Senado, donde se necesita igual número de legisladores. El comité especial representa el segundo paso de un tumultuoso proceso de debate que depende de un total de siete votos necesarios para la aprobación final de la reforma.

La rápida acción de los legisladores representa un cambio frente a semanas de disputas y retrasos que postergaban el proyecto de ley y transmitieron nerviosismo a través de los mercados locales. Tanto inversionistas como funcionarios gubernamentales han considerado que la reforma es esencial para reducir la deuda y reactivar la mayor economía de América Latina.

Bolsonaro dijo que espera que la ley sea aprobada con la menor cantidad de cambios posible, pero los legisladores han señalado que el gobierno puede esperar duras conversaciones en el comité especial sobre los principios centrales del proyecto de ley, incluida una propuesta en cuanto a la edad mínima de jubilación.

El real repuntó un 0,8 por ciento en las primeras horas de la tarde, la mayor ganancia entre las 24 monedas de mercados emergentes seguidas por Bloomberg. El índice de referencia de la bolsa de valores, Bovespa, ganó un 1 por ciento. El miércoles, los mercados brasileños cayeron con fuerza luego de que el Gobierno se viera obligado a hacer varias concesiones sólo para enviar el proyecto de ley a la comisión especial.

 

Con información de Reuters, Bloomberg y Estadao