Cuáles son las últimas maniobras de Xi Jinping para controlar completamente a la población China

El régimen chino emprendió en los últimos días una ofensiva para limitar aún más las libertades de sus ciudadanos y mantener a raya a la sociedad

El jefe del régimen chino Xi Jinping se prepara para avanzar contra las libertades civiles de sus ciudadanos y controlar aún más a su población (Reuters)
El jefe del régimen chino Xi Jinping se prepara para avanzar contra las libertades civiles de sus ciudadanos y controlar aún más a su población (Reuters)

Xi Jinping quiere ser el nuevo Mao Zedong. Se prepara para, en 2022, asumir su tercer mandato consecutivo, lo que sería un hecho sin precedentes ya que desde 1982 regía un límite que no permitía más de 2 mandatos consecutivos. Esto fue modificado en 2018 mediante una enmienda constitucional impulsada por el jefe del régimen que fue votada por el congreso partidario con 2958 votos a favor, 2 votos en contra y 3 abstenciones.

En el marco de lo que vendría a ser algo así como una campaña electoral -teniendo en cuenta que las reglas del juego político en China son muy distintas a las de las democracias occidentales- el centralismo ha llevado a cabo una profunda campaña de regulación que afecta a prácticamente todos los sectores de la economía y de la vida social. Desde los círculos del poder la llaman una campaña de “rectificación”, de acuerdo a un artículo publicado por The Washington Post.

Los ámbitos apuntados por dicha “campaña” son tan diversos que prácticamente no queda sector sin ser modificado o intervenido por el estado. El del entretenimiento, por ejemplo, fue de los más afectados por esta ofensiva cultural: se prohibieron todos los programas de competencias del estilo “American Idol” que tenga entre sus competidores a hombres “afeminados” y se eliminaron de internet todas las películas y series de la exitosa actriz Zhao Wei, así como todos los artículos de noticias que la mencionan.

Zhao Wei, la actriz que sufrió la censura de toda su obra por parte del régimen chino. REUTERS/Tyrone Siu/File Photo
Zhao Wei, la actriz que sufrió la censura de toda su obra por parte del régimen chino. REUTERS/Tyrone Siu/File Photo

Por otra parte, las acciones de los gigantes tecnológicos chinos -como Alibaba y Tencent- sufrieron pérdidas por más de 1 billón de dólares luego de que se anunciaran nuevas regulaciones y limitaciones al manejo de su dinero. Además, la industria de la educación también se vio fuertemente diezmada luego de que, de un día para el otro se prohibieran las clases particulares con fines de lucro -que representan una gran porción del sector. En este sentido, se reforzó la imposición de la enseñanza de “El pensamiento de Xi Jinping” en las escuelas primarias, y fueron prohibidas aplicaciones extranjeras tanto de juegos como de aprendizaje.

Es sorprendente y significativo. Está claro que no se trata de una rectificación sectorial, sino de toda una rectificación económica, industrial y estructural”, afirmó Jude Blanchette, titular de la Cátedra Freeman de Estudios sobre China en el Centro de Estudios Estratégicos e Internacionales.

En teoría, según las autoridades, estas restricciones están dirigidas a igualar las condiciones de acceso a la educación, que son muy competitivas, y alivianar su peso económico para las familias. Sin embargo, otras regulaciones dirigidas a los jóvenes parecen apuntar más a afirmar el control sobre la cultura popular.

Las celebridades masculinas conocidas por su estilo andrógino también fueron fuertemente señaladas por el régimen y sus nuevas políticas. Se ordenó a las emisoras de televisión fomentar la “masculinidad” y a dejar de promover “estándares de belleza anormales”, tal como el “ningpao”, que es un término chino que se traduce a “hombres afeminados” pero con una connotación negativa.

También se obligó a las plataformas de juegos en línea a eliminar los contenidos que promuevan “valores incorrectos” como la cultura “afeminada” y la “adoración del dinero”. Esta medida llega luego de que el régimen limitara el uso diario de videojuegos para los jóvenes, y obligara a las empresas a controlar dicha regulación.

SEGUIR LEYENDO:

TE PUEDE INTERESAR