Viajar no siempre es un lujo. Si una persona tiene la posibilidad de irse en cualquier momento del año, y está atenta a las promociones que aparecen de un día para el otro en los buscadores y comparadores de precios de aéreos, partir hacia ese destino que parecía imposible se vuelve en un objetivo alcanzable.

A continuación, algunos de los mejores consejos para convertirse en un viajero inteligente y sacar el mayor provecho del dinero invertido en las vacaciones:

Viajar en temporada baja

Según un reporte de Hoteles.com -Mobile Travel Tracker, realizado por One Poll en base a 9.000 encuestados de 30 países-, a pesar de que en Argentina es temporada alta, alrededor del mundo enero y febrero suelen ser los meses más baratos para viajar. Son meses muy tranquilos para el turismo internacional y es la época perfecta para encontrar descuentos.

Reservar desde el celular

Cada vez más viajeros están reservando sus hoteles desde el celular, de hecho en la encuesta realizada por Hoteles.com, el 54% de los usuarios a nivel global reservó sus hoteles desde su smartphone y el número va en aumento. Muchas veces se ofrecen ofertas y descuentos exclusivos para aquellos que reservan desde la app.

Usar buscadores de vuelo

Existen motores de búsqueda que facilitan la búsqueda del mismo trayecto en distintas aerolíneas. Edreams, Skyscanner o Expedia son algunos de los más consultados. Apps como Hopper o trackers como Google Flights además, son buenos predictores, y avisan con notificaciones al celular cuando hay un precio económico y recomendable. "Otra sugerencia es seguir en las redes sociales a las agencias o comparadores que comparten en sus diferentes medios las ofertas disponibles en aéreos baratos, un servicio que ayuda mucho a los viajeros a conseguir pasajes a tarifas mucho menores", explicó Julián Gurfinkiel, co-fundador de Turismocity. "Es por eso que se recomienda estar atento a las promociones, a veces pueden llegar a aparecer ofertas en vuelos directos y en temporada alta".

Reservar con anticipación pero no tanta

Estar preparado y planificar los viajes con tiempo suficiente (por lo menos 25 días de antelación), debería bastar para encontrar mejores precios. Comprar de antemano es siempre una buena opción. Tomás Devescovi, Product Manager de Viajes de Atrápalo Argentina, advirtió que "ya no existe más el tema de la antelación o esperar a último momento para conseguir vuelos más baratos. Esto depende de las aerolíneas y el nivel de ocupación que tengan. Por ejemplo, hay aerolíneas que comienzan vendiendo barato y a medida que se acerca la fecha de viaje aumentan los precios y hay otras que hacen todo lo contrario, comienzan caro y cuando se acerca la fecha de viaje bajan las tarifas según ocupación". Según un informe de Kayak, el mejor momento para reservar boletos de avión y encontrar los mejores precios depende del destino a dónde se dirigen los viajeros argentinos: Sudamérica, 1 a 2 meses, Norteamérica, 4 a 6 meses, y Europa, 5 a 6 meses.

Hacé el check-in lo más tarde posible para poder acceder a un posible upgrade

Si hacés el check-in tarde, tenés más chances de que el hotel se haya quedado sin habitaciones standard, las más pedidas por los viajeros, y que tengan que subirte de categoría bajo su propio costo. Solo hay que recordar avisar si uno hace el check-in durante la madrugada, para asegurarse de que haya alguien en el front desk.

Redes sociales, las mejores críticas

Las críticas de los huéspedes y la exposición en redes sociales son muy importante en estos días. Se recomienda investigar los alojamientos no sólo en los sitios como Booking.com o HostelWorld, sino indagar en Facebook u otras plataformas sobre las experiencias de otros viajeros, para así poder tomar una decisión más completa e inteligente.

LEA MÁS: