Una nueva tendencia en tortas se convirtió en un verdadero "boom" en las redes sociales, y se tradujo como un aumento en la cantidad de pedidos de este tipo de pasteles para las bodas: se trata de las naked y semi naked cakes. Nació en el 2013 y hoy, cinco años después, llegó al país como unas de las tortas más trendy del momento.

La particularidad de este diseño de tortas es que son modernas y versátiles; tienen que ser extremadamente prolijas en los más mínimos detalles, tanto en su decoración como en su armado.

Las naked tienen como particularidad estar "desnudas", como lo indica su nombre. "Este tipo de tortas consiste básicamente de un bizcochuelo que está al descubierto desde de la base hasta la cubierta, ya sea con buttercream o fondant, dejando su interior expuesto, con el que se pueden apreciar colores, texturas e irregularidades", explicó Carolina Zelikson, creadora de Carolinas Cookies.

Naked cakes

Bizcochuelo de chocolate, crema, dulce de leche, merenguitos y galletitas de chocolate (@vickypebakery)
Bizcochuelo de chocolate, crema, dulce de leche, merenguitos y galletitas de chocolate (@vickypebakery)

¿Qué se necesita para hacer una naked cake? "Se utilizan cuatro cosas: el bizcochuelo, que es cortado en lonjas iguales; almíbar -si es para niños- o algún licor -si es para adultos-; el relleno, que puede ser crema de limón, buttercream, ganache, etc.; y la decoración es bien informal: flores, frutas, macarons o alguna silueta o texto recortado en madera o pvc espumado", detalló Zelikson.

Por su parte, la pastelera Romi Connell agregó: "Se realiza un día antes o el mismo día del evento, ya que como el bizcocho queda en contacto con el aire tiende a estropear la calidad del producto y también su estética".

¿Cuál es el mejor bizcocho para armar esta torta? Para ambas expertas, el mejor es uno de miga compacta -que se puede cocinar o comprar ya hecho- ya que éste va a ser el esqueleto de contención para toda la estructura de la torta.

Una auténtica red velvet, con crema chantillí decorada en forma de flores (@carolinascookies)
Una auténtica red velvet, con crema chantillí decorada en forma de flores (@carolinascookies)

Para Zelison, este modelo de tortas es el más elegido para las bodas por ser modernas y elegantes, y las decoraciones van desde flores, frutas y hasta macarons o pvc y otras, para los más clásicos con apariencia rústica y vintage.

A su vez, para Connell, estas son las más elegidas por las bodas relajadas donde se destaca un gusto por lo silvestre con detalles rústicos de decoración y ambientación.

Torta rainbow: bizcochuelos de vainilla con colorante en rojo, naranja, amarillo, verde, celeste y violeta (@carolinascookies)
Torta rainbow: bizcochuelos de vainilla con colorante en rojo, naranja, amarillo, verde, celeste y violeta (@carolinascookies)

"Los novios acompañan la tendencia. Ya desde el año pasado se esta viendo este tipo de tortas. Esteticamente son muy lindas y se pueden hacer miles de cosas de decoración desde arriba. La fondant es algo más estructurado y rigido a la vista. Pero la naked cake ademas de estar super de moda, queda mucho mejor en una mesa dulce haciendo un look más etéreo", opinó sobre la tendencia Lucia Maella, organizadora de eventos de @WeddingFactory. 

Semi naked cakes 

Un modelo de semi naked cake para el cumpleaños de 2 años de Valentín, el hijo de Romi Connell (@romiconnell)
Un modelo de semi naked cake para el cumpleaños de 2 años de Valentín, el hijo de Romi Connell (@romiconnell)

"Una de mis mejores semi naked cakes fue para el cumpleaños de Valentín, mi hijo, en su cumpleaños número 2. La hice de colores, con buttercream con sprinkles y efecto brush", dijo Romi Connell.

Otra de las expertas en esta tendencia de las tortas es Vicky Petrozzino, conocida como Vickype, quien explicó que las semi naked cakes son aquellas que llevan una fina capa de cobertura por fuera haciendo que se vea un poco de torta. Sobre las elecciones sobre los rellenos, los más solicitados por los clientes son el clásico dulce de leche, el buttercream de nutella o frambuesas.

Como explicaron las otras pasteleras, Vicky agregó: "Lo ideal para armar una semi naked cake -o cualquier layered cake– es una torta de miga compacta -del estilo de la cuatro cuartos o budín inglés- porque proporciona una mejor estructura a la hora de armarlas. Más si es para un evento como una boda en donde las tortas requieren estar expuestas varias horas. Un bizcochuelo aireado simplemente no lo soportaría, cedería y se quebraría".

Un diseño de semi naked para una boda con apliques de flores comestibles. Una fina capa de crema cubre los bizcochuelos de chocolate(@vickypebakery)
Un diseño de semi naked para una boda con apliques de flores comestibles. Una fina capa de crema cubre los bizcochuelos de chocolate(@vickypebakery)

"Debe ser tan perfecta como el hacedor de la torta, la pastelería es un arte y se destaca por crear dulces con la impronta y el estilo de quien lo realiza", dijo Romi Connell. Y agregó que este tipo de tortas requiere mayor cuidado, ya que quedan en evidencia algunos puntos que en las tortas que están todas cubiertas no se ven. Pero de todas maneras, resaltó que hay tantas tortas como pasteleros en el mundo y eso hace a la pastelería única y especial.

"Siempre uno se exige para el 10. Aunque ésta es la torta que puede quedar perfectamente imperfecta", agregó Carolina Zelikson.

Y para Vicky Petrozzino, "al ser una torta con un fin más rústico, la semi naked cake da lugar a ciertas imperfecciones que por ahí otras layered cakes no permiten. Más allá del ojo crítico de cada pastelero, creo que estas tortas son perfectas por sus imperfecciones".

SEGUÍ LEYENDO: