Luego de la denuncia de Thelma Fardín por violación contra Juan Darthés realizada este martes, Ana Rosenfeld – la ex abogada del actor – manifestó sentirse decepcionada de él.

"Si la tuviera delante de mí a Calu, le pediría perdón por haber desconfiado de su palabra", dijo la abogada frente a las cámaras de Intratables, que estuvo centrado en la denuncia hecha por Actrices Argentinas en una conferencia de prensa realizada en el Multiteatro.

"En su momento creí en la palabra de Juan (Darthés) y me convenció que lo que realmente estaban diciendo de él no era correcto. En el día de ayer después de haber confirmado que estábamos frente a la gravedad de la denuncia que se hizo, di un paso al costado", explicó la letrada.

Luego, Ana Rosenfeld habló del por qué de su decisión: "En el día de ayer estoy llegando de viaje y recibo infinidad de llamados de colegas de ustedes donde me hacen saber que iba a haber una denuncia colectiva en un teatro donde se iba a exponer y a dar el nombre de una persona que estaba acusada de un delito muy grave".

"Al principio la prensa no se animaba a ponerle titulo. Hablaban de abuso, pero no llegaban a decir la palabra 'violación' hasta que hubo unos periodistas que me lo confirmaban. Lo primero que hice fue llamarlo a Darthés y le dije 'Juan yo tengo un límite que no voy a defender a una persona ni sospechada, ni acusada, ni denunciada pública o mediáticamente, ni jurídicamente por un delito de tal magnitud por eso en el día de hoy te presento mi renuncia'", detalló.

"Thelma (Fardín) tuvo una valentía única para poder decir, contar y explicar lo que vivió cuando tenía 16 años", afirmó Rosenfeld sobre la denuncia de la actriz por violación contra el actor. "Ayer me enteré por los medios en off y hoy se enteró todo el país en on", sostuvo.

"Yo me siento defraudada porque estaba convencida que Juan tenía razón y razones para demandar a Calu Rivero. Hoy por hoy, después de haber escuchado la gravedad de la denuncia de la que es objeto, me siento muy mal porque yo me puse su camiseta", cerró.

SEGUÍ LEYENDO