Si hay una participante del Bailando de la que nadie duda que va a brillar en el Aquadance, ésa es Cinthia Fernández.

Sin embargo, su presencia en las enormes piletas preparadas especialmente para la ocasión estuvo precedida por un show aparte: el de sus hijas.

Es que tal cual sucediera en ediciones anteriores del certamen, las pequeñas Charis, Bella y Francesca invadieron la pista vestidas para la ocasión y se divirtieron a sus anchas como si estuvieran en una colonia de vacaciones.

Claro que la simpática intervención de las niñas fue apenas un preámbulo para la gran performance de la bailarina, quien dio una cátedra en la materia junto a su bailarín, Gonzalo Gerber.

Como no podía ser de otra manera, la espectacular presentación fue coronada con la mejor calificación de parte de Ángel De Brito y Flor Peña, en tanto Marcelo Polino les puso un 8.

Y, aunque esta vez tuvo el voto secreto, se presume que, por lo que fue su devolución, seguramente Laurita Fernández también les pondrá un 10, cerrando en definitiva un puntaje casi perfecto.

En definitiva, una noche inolvidable para la ex de Matías Defederico, que complementó su rol de madre con una actuación fiel a su estilo.

SEGUÍ LEYENDO: