Invitado al almuerzo de Mirtha Legrand, Federico Bal sorprendió a la conductora y al resto de los invitados al revelar que "está muy enamorado" y que pasa por el "mejor momento de su vida" en el plano amoroso.

"Tengo ganas de casarme y de hacer una familia con Laura (Fernández), ella es una mujer hermosa", confesó el hijo de Santiago y Carmen Barbieri, que además reconoció: "Soy muy fiel como nunca y no doy lugar a la duda".

Federico tuvo solo halagos a su novia a quien definió como "una mujer hermosa" y aprovechó para recordar su paso por el Bailando 2017, certamen que terminó perdiendo en la final con la pareja de Flor Vigna y Gonzalo Gerber.

Mirtha Legrand destacó los dotes de bailarina de Fernández: "Es una bailarina para Estados Unidos". Y Federico se sumó a los elogios de la conductora: "Generamos un equipo de trabajo muy lindo en el Bailando. Ella con una mirada me dice todo y fue un placer bailar con Laura".

Bal habló, además, de su familia. "Todavía no fui a ver a mi papá, tengo ir y compartir más tiempo, pero yo trabajo mucho como él", destacó. "Para su cumpleaños nos reunimos los tres hijos por primera vez y compartimos un hermoso desayuno, él está genial", agregó.

"Yo le hago un homenaje en mi monólogo, porque antes la revista era muy machista, pero hay un cambio generacional excelente en la sociedad.  Mi viejo supo aggiornarse, ahora hace un humor más claro y más fino", contó Federico, que en abril comenzarán a filmar juntos la película Rumbo al mar.

Por último, se refirió al estado de salud de la mamá de Carmen Barbieri, Ana Caputo.  "Mi abuela está muy bien, es una señora grande y las recuperaciones cuestan". 

LEA MÁS