Un dibujo borroso, seis horas de sesión y un homenaje a su mamá: el nuevo tatuaje de Ximena Capristo

La panelista y locutora se realizó un gran dibujo en su cadera con un significado muy emotivo. Además, redobló la apuesta y en un par de días se hará un nuevo diseño en otra parte del cuerpo

Ximena Capristo (Instagram)
Ximena Capristo (Instagram)

Ximena Capristo sorprendió en las redes sociales al mostrar una foto de un gran tatuaje que se realizó en su cadera. El diseño, no solo tapa un tatuaje anterior que ella ya no quería, sino que también es un homenaje a su mamá, Rosa, que falleció este año.

“Fue emocionante y movilizante”, dijo la ex Gran Hermano a Teleshow. Es que no se trata de un tatuaje más: la rosa, el picaflor y el rosario están dedicados a su madre: “Quería llevarla en mi piel, además de tenerla en mi corazón para siempre”.

El nuevo tatuaje de Ximena Capristo (Instagram)
El nuevo tatuaje de Ximena Capristo (Instagram)

¿Por qué esos dibujos? “La rosa por el nombre, el rosario porque ella era muy creyente y el colibrí simboliza muchos conceptos diferentes, debido a su velocidad, se lo conoce como un mensajero, y guardián del tiempo, significa resurrección”.

En la cadera, justo debajo de su nuevo dibujo, Ximena tenía un tatuaje de un Buda que decidió tapar: “Ya no se notaba lo que era, lo hice en mi adolescencia, a los 18 años. Me lo había hecho un amigo que se estaba iniciando como tatuador”, contó y agregó que aquello “era confuso" desde que se lo hizo y que luego de su embarazo (es mamá de Félix de dos años y medio), quedó como una mancha negra.

Ximena Captisto y su  tatuador (Instagram)
Ximena Captisto y su tatuador (Instagram)

“Fue por eso que decidí hacer un cover up. Sabía que la sesión iba a ser larga porque tapar otro tatuaje lleva mucho más tiempo que hacer uno de cero”, explicó la conductora y panelista de Confrontados. Y así fue: estuvo seis horas en la camilla en manos de su tatuador Javier Sikibarra, quien en diez días le hará uno nuevo, en un lugar que aún no definió: “¡Voy por más! Será algo referido a mi hijo, lo estamos diseñando ya que él es dibujante, así que le pasé la idea”.

Aunque el proceso fue largo “valió la pena” y no sintió demasiado dolor: “El tatuador tiene una maquina sin sonido y es lo último que salió en el mercado alemán, al igual que las agujas, entonces duele menos. Yo estaba sorprendida porque no dolió casi nada”.

Fue el mismo tatuador quien compartió fotos del antes y después de la cadera de Ximena en su cuenta de Instagram y ella le respondió: “Esconde un significado muy importante para mi. Gracias por plasmarlo en mi piel. Un placer tu dedicación”.

En pareja con Gustavo Conti desde hace casi veinte años, cuando ambos salieron de la casa de Gran Hermano, Ximena es mamá de Félix y desde que el pequeño nació tiene su marca de ropa para chicos, lo que le permite estar más tiempo en su casa con él.

SEGUÍ LEYENDO