Nahuel Pennisi: "Recuerdo como si fuera hoy cuando tocaba en la calle"

Es joven, cantante y un ejemplo de superación. En diálogo con Infobae, contó sus primeros pasos

Nahuel Pennisi siempre soñó con triunfar en el mundo de la música. No fue fácil. Le costó el doble llegar a su objetivo, no sólo por comenzar de abajo cantando en la calle: es no vidente. Hoy es ejemplo para todas aquellas personas que creen que pueden lograr sus sueños, si en verdad lo desean desde el corazón.

En diálogo con Infobae desde Las Vegas, el cantante -un autodidacta- explicó: "Es muy extraño y son muchas sensaciones. Recuerdo como si fuera hoy cuando tocaba en la calle con mucho amor, y estar acá es una emoción enorme, una alegría y agradecimiento a la música".

Ese andar que nació desde su pasión lo llevó a desarrollarse como artista: "Con todas las experiencias que voy viviendo en este tiempo, aprendo totalmente que es muy avasallante, pero lo tomo con mucha calma, con mucha alegría, y con ganas de seguir compartiendo y jugando a hacer música", dice con toda humildad.

A lo largo de una extensa charla, Nahuel repitió varias veces la palabra alegría, e hizo hincapié en el valor de la música como un canal para volcar sus sentimientos más profundos: "Yo creo que por eso soy músico y me hace feliz". "Por eso se me ve transparente a través de la música, porque puedo desarrollar lo que soy, y me siento contento", contó.

Sus dificultades siempre fueron un incentivo para ir detrás de lo que siempre soñó. Y encontró en la voluntad y en la libertad dos palabras que lo guiaron: "La voluntad siempre estuvo desde el comienzo de mi carrera, de la vida. Y la libertad se representa en las canciones, en lo que me gusta, en lo que disfruto, y siempre es muy lindo dejar volar los sentimientos. La gente me escucha porque sabe que soy libre, y que disfruto esa libertad con los demás. Y es hermoso".

Su último disco es Primavera. Estuvo en México tocando con Sin Bandera como telonero, también se lo vio junto a León Gieco en el Luna Park. Su arte lo llevó a distintos rincones del mundo.

"Vos lo decís y me emociona porque son cosas que yo disfruto tanto y la disfruto como cualquier momento. Tocar con ellos o tocar en la calle en su momento: lo disfruto de la misma forma. Cuando uno se pone a hacer música, no hay más nada que eso. Es hermoso disfrutar de estos momentos", asegura Nahuel.

Si bien hay que prepararse para enfrentar una carrera en cualquier ámbito, hay algunas personas que han nacido con un don. Y ese fue el caso de Pennisi: "La música siempre estuvo presente en mi vida. Siempre cuento una historia: cuando era chico yo pensaba que todo el mundo era músico; y fue porque mi mamá me cantaba canciones. Y me regalaron una guitarra a los 8 años. Hoy le debo a ella quien soy".