Un hombre se puso un arma en la cabeza dentro de un colectivo y se atrincheró casi dos horas

Ocurrió en el límite entre Ciudad y provincia de Buenos Aires. Agentes de la policía y el grupo especial DOEM lograron reducirlo.

Así el hombre atrincherado amenazaba con dispararse

El alerta llegó poco después de las 15.30 y para cuando habían pasado 20 minutos de las 17 de este miércoles todo había finalizado. En esas casi dos horas de terror, la traza de la avenida general Paz, como medida preventiva, estuvo cortada en ambas manos, como así también el movimiento peatonal y de autos en el cruce con Eva Perón. Fueron 110 minutos de tensión a la altura de Villa Soldati por un hombre armado que se había atrincherado en un colectivo de la Línea 8. Luego, fue reducido y, finalmente, el tránsito liberado.

Los videos que se viralizaron esta tarde mostraban en la vereda al hombre, de 35 años y con problemas de adicciones -según se supo, había consumido alcohol y pastillas-, apuntándose con un arma en la cabeza y caminando alterado.

Según se pudo observar en las imágenes que acompañan esta nota, el hombre hacía gestos con una mano y con la otra sostenía el arma en su sien junto a la unidad de la Línea 8 aparcada junto a la parada de colectivos de esa esquina de la colectora de la avenida General Paz y Eva Perón, del lado de la Ciudad de Buenos Aires, donde hay una estación de servicio.

Un gran operativo de la Policía de la Ciudad fue desplazado este miércoles por la tarde a esa zona que limita con La Tablada, en la provincia de Buenos Aires, tras la denuncia que llegó alrededor de las 15.30 y alertaba sobre este hombre que amenazaba con quitarse la vida y se ponía el arma en la sien, se informó oficialmente.

Tensión en la colectora de General Paz y Eva Perón, en Villa Soldati

“Los oficiales notaron al llegar al lugar que el sospechoso se subió rápidamente al colectivo de la Línea 8 no bien se dio cuenta de que estaba la Policía”, relataron las fuentes consultadas y ampliaron: “En ese momento, el chofer y los pasajeros descendieron de la unidad”.

En el colectivo sólo quedó el hombre, muy alterado. En ese contexto, se solicitó apoyo del grupo especial DOEM, por lo que el personal policial se mantuvo a distancia del sospechoso, y allí comenzaron a actuar los especialistas.

“También se cortaron las arterias de las inmediaciones para impedir el tránsito peatonal y vehicular a modo preventivo”, explicaban las fuentes consultadas cuando aún no habían reducido al sospechoso. El caos vehicular mano a provincia llegaba al Puente La Noria.

Así se entrgaba
Así se entrgaba

Laura, empelada de la estación de servicio que está a metros del lugar donde se encontraba el hombre armado, decía en diálogo con Radio 10 cuando aún el sospechoso no había depuesto su actitud: “Acá estamos, encerrados en el minimercado porque llegó la policía e hicieron todo un desplazamiento en la playa de estacionamiento, y nos metimos acá por un tema de protección”.

Y relataba: “Mis compañeros me contaron que este hombre subió a la Línea 8 y estaba armado. Empezó a amenazar a la gente, diciéndoles que se tenían que bajar porque sino iba a matarlos a todos. Ahí todos salieron corrieron”.

Cerca de las 17.20, los agentes especiales lograron controlar la situación y reducir al hombre: justamente, mientras TN hacía la trasmisión en vivo desde el lugar se observó en cómo el sospechoso con los brazos en alto se entregada ante uno de los policías justo en la bajada de la colectora.

Minutos antes, el hombre había hablado con su esposa, una mujer de 40 años quien estaba a la altura de la avenida Crovara, en territorio de la localidad bonaerense de La Tablada, y fue a ella a quien le manifestó que se iba a entregar, explicaron las fuentes consultadas por este medio.

Antecedente

El 30 de junio pasado, una situación similar se vivió en Núñez. Un empleado del poder judicial se atrincheró junto a su hija por más de dos horas y media en su departamento.

Ocurrió en Congreso al 2.100, donde se había encerrado en el departamento del 5° piso. Todo se descubrió porque le mandó un mensaje de despedida por Facebook a su jefe, el titular de la Fiscalía de Ejecución Penal de San Isidro, Marcos Petersen Victorica.

La pareja del empleado de 40 años alegó que tendría problemas psiquiátricos. Y justamente, ese día trascendió que a su hija la retenía porque: “Decía que la Policía está en el lugar porque cree que es terrorista y la vienen a buscar”.


SEGUIR LEYENDO

Últimas Noticias

TE PUEDE INTERESAR