La puerta del reconocido boliche Pinar de Rocha, en la localidad de Ramos Mejía, se convirtió hoy en el escenario de un violento hecho que no terminó en tragedia de milagro. Un hombre abrió fuego con una pistola contra las personas que se encontraban en la puerta del lugar. El saldo fue de cuatro mujeres de entre 18 y 28 años heridas.

El hecho ocurrió a primera hora de la mañana de hoy, cuando un llamado al 911 alertó sobre disparos en la entrada al establecimiento bailable en el partido de La Matanza. Todo ocurrió en unos pocos segundos y pudo haber sido una masacre.

Según fuentes policiales, testigos comentaron que un hombre se acercó a pie hacia la entrada del boliche, ubicado en Rivadavia entre Rivera Indarte y Brasil, y sin mediar palabra extrajo un arma de fuego y comenzó a disparar hacia la multitud de gente que salía del lugar para regresar a sus casas.

Luego, el atacante se fue corriendo a pie y se subió a un auto Peugeot 208, conducido por otro individuo. Ambos se dieron a la fuga en un instante.

(Facebook: @PinardeRocha)
(Facebook: @PinardeRocha)

Como producto de la balacera, cuatro chicas recibieron heridas de bala y fueron derivadas a centros de salud de la zona. Todas sufrieron leves y se encuentran fuera de peligro.

Dos jóvenes de 18 años y una de 19 fueron baleadas en uno de sus pies mientras que otra mujer de 28 años sufrió el roce de un proyectil en una de sus orejas.

Hasta el momento, los investigadores manejan la hipótesis de un posible ajuste de cuentas. Intervinieron efectivos de la Comisaría 5ta de Villa Sarmiento, Morón y la causa quedó a cargo de la UFI Nº 2, a cargo del fiscal Walter Leguisamo.

Los dos responsables del ataque fueron identificados por los investigadores y se iniciaron las averiguaciones para su captura. Se trata de dos jóvenes que vivirían en la Villa Palito, en La Matanza.