Los familiares de los argentinos desaparecidos en México piden que se reactive por todos los medios la búsqueda del yate que tripulaban

La embarcación perdió contacto el 28 de setiembre pasado cuando regresaba a la localidad de Puerto Aventuras, su puerto de origen. “Han dejado de buscarlos en forma activa”, aseguran

El yate perdió contacto el 28 de setiembre pasado cuando regresaba a la localidad mexicana de Puerto Aventuras (EFE/Brigada de Rescate Internacional Cancún)
El yate perdió contacto el 28 de setiembre pasado cuando regresaba a la localidad mexicana de Puerto Aventuras (EFE/Brigada de Rescate Internacional Cancún)

Las familias de Renzo Spasiano y Carlos Juárez, los tripulantes argentinos del yate desaparecido en México, piden que la Marina mexicana continúe el operativo para encontrarlos ya que aseguran que luego de una semana sin rastros se entró en un proceso de “búsqueda pasiva”. La misma información respecto a las autoridades mexicanas fue compartida desde la Brigada de Rescate Internacional Cancún, una organización humanitaria que viene colaborando en la búsqueda.

“No sabemos si hoy (por ayer) o mañana (por hoy) México quiere retirar la búsqueda”, dijo desde México Liliana Zagari, madre de Renzo, el joven de 20 años que iba a bordo del M.O.I. Guadalupe, el yate que se encuentra desaparecido desde el pasado 28 de septiembre.

Por su parte Martín Juárez, hermano mayor de Carlos -de 43 años y dueño de la empresa que ofrece paseos en yates de lujo por Playa del Carmen- afirmó que “en México han dejado de buscarlos en forma activa, lo que significa que había barcos y aviones que los estaban buscando, pero ahora han cortado ese rastreo por un protocolo que tiene ellos y ha quedado solo búsqueda pasiva”. Según explicó, esto significa que “solo si los barcos que andan por ahí en alta mar los llegan a ver, se vuelve a activar la alarma y lo vuelven a buscar en avión”.

“Que los busquen por aire sería algo lógico, todo parece que ellos siguen sin motores a la deriva”, dijo esperanzado y para ello, los familiares encararon una colecta de dinero para seguir la búsqueda en forma privada.

“Tengo un hermano menor allá y yo acá, en Mendoza, tratando de buscar el dinero que más se pueda y esperamos que el banco nos pase a dólar oficial para reunir la suma que más podamos dado que los costos van de 5.000 a 20.000 dólares la hora de avión, según las horas que se utilice”, dijo el mendocino.

En tanto el cónsul argentino en Playa del Carmen, Lautaro Filchtinsky, indicó este miércoles por la mañana a Télam que no hay resultados la búsqueda del yate “MOI Guadalupe”, en el que también viajaban el mexicano Martín Vega Argaez, de 44 años y el cubano Denis Manuel Fernández Díaz, de 46.

Renzo Spasiano, uno de los argentinos desaparecidos
Renzo Spasiano, uno de los argentinos desaparecidos

Desde la Brigada de Rescate Internacional Cancún, informaron que “lamentablemente no tenemos buenas noticias hasta el momento”, y precisaron que desde este miércoles la Marina mexicana “entró en un proceso de búsqueda pasiva donde nos informaron que durante 48 horas monitorearán las corrientes a ver si determinan la presencia o ausencia de restos de la embarcación o cualquier indicio de naufragio”.

El coordinador de emergencias de la Brigada, Enrique Ochoa, explicó a la agencia de noticias que “pasadas estas 48 horas declararán suspendida la búsqueda” y remarcó la necesidad de “solicitar el apoyo de las autoridades mexicanas para que no suspendan la búsqueda activa”. Agregó que “por ahora la búsqueda sigue vigente solo que pasa a un período de pasividad, entonces la solicitud es que se reanude la búsqueda activa”.

Sobre este último punto, Ochoa explicó que la búsqueda activa comprende “el envío de aeronaves y embarcaciones a la zona para hacer sobrevuelos y recorridos para hacer tratar de hacer la localización en sitio”.

En cambio, la búsqueda pasiva consiste “en ya no hacer sobrevuelos ni enviar embarcaciones, sino únicamente estar a la expectativa de alguna notificación por parte de alguna embarcación o aeronave particular o pública que se encuentre sobrevolando la región”, finalizó.

El yate perdió contacto el 28 de setiembre pasado cuando regresaba a la localidad mexicana de Puerto Aventuras, su puerto de origen, tras una misión de ayuda humanitaria en Haití.

La gerencia de Puerto Aventuras emitió un aviso de recompensa de 10.000 dólares para quien dé “información determinante” que permita el hallazgo del M.O.I Guadalupe.

SEGUIR LEYENDO:

TE PUEDE INTERESAR