¿Por qué cada 1° de julio se celebra el Día del Arquitecto en la Argentina?

Las razones para honrar a los profesionales de esta disciplina

El centro cívico de Tres de Febrero, proyectado en 1967 por la cordobesa Odilia Suárez, referente clave del urbanismo latinoamericano
El centro cívico de Tres de Febrero, proyectado en 1967 por la cordobesa Odilia Suárez, referente clave del urbanismo latinoamericano

El Día Internacional del Arquitecto se celebraba el primer lunes de cada octubre: este año caerá el día 5. En Sudamérica, sin embargo, la fecha para homenajear a los profesionales de la disciplina tiene fecha propia en cada país. En Argentina, la efeméride respeta la instauración del Día Internacional de la Arquitectura, que había sido constituida en 1985 por la Unión Internacional de Arquitectos (UIA), una organización no gubernamental reconocida por la UNESCO y con presencia en 155 países, fundada en Lausana, Suiza, el 28 de junio de 1948.

La UIA resolvió en 1996 modificar la fecha original de la conmemoración de los arquitectos. En el marco del Congreso Internacional de Arquitectura realizado en Barcelona, la asociación dispuso trasladar la efeméride al primer lunes de cada octubre, para asociarla al Día del Hábitat -designado por la Asamblea General de las Naciones Unidas en 1985-, en procura de vincular la arquitectura y a sus profesionales con el desarrollo sostenible de las ciudades. El cambio obedeció a una estrategia para generar conciencia sobre construcciones de edificios y construcciones de urbes más amigables con el medio ambiente.

La Biblioteca Nacional, tal vez una de las expresiones más brutales del célebre arquitecto Clorindo Testa
La Biblioteca Nacional, tal vez una de las expresiones más brutales del célebre arquitecto Clorindo Testa

Sin embargo, la Federación Argentina de Entidades de Arquitectos (FADEA) que ya había tomado el 1° de julio como su fecha de celebración ya estaba instalada en la agenda nacional decidió mantenerla, sin ir en desmedro de la decisión internacional. Por ende, en Argentina, cada primer día de julio se rinde homenaje a los arquitectos. Desde las redes sociales de FADEA -y desde su presidente el arquitecto Martín Capobianco- enviaron saludos a sus colegas y a los colegios de arquitectos de todo el país.

Resulta, entonces, un día especial para recordar a grandes arquitectos argentinos y sus obras: Clorindo Testa y su Biblioteca Nacional, el Centro Cultural Recoleta y el Hospital Naval; Alejandro Bustillo y el Banco Nación; Angel Guido y el Monumento a la Bandera de Rosario; Enrique Jan y el diseño del planetario en Palermo; César Pelli y su premio Pritzker de arquitectura; Amancio Williams y la Casa del Puente o Casa Williams en Mar del Plata.

Argentina es apenas uno de los países sudamericanos que constituyeron un día distinto al global para honrar a sus arquitectos. Uruguay lo celebra cada 27 de noviembre con motivo de la creación de la primera Facultad de Arquitectura en 1915. Brasil lo hace en homenaje a la fecha de nacimiento del arquitecto Oscar Niemeyer, el 15 de diciembre. El Día del Arquitecto en Chile es el 4 de agosto por la fundación del Colegio de Arquitectos en 1942 y en Bolivia el 13 de noviembre por la promulgación de la Ley 1373 del Ejercicio Profesional del Arquitecto en 1992.

Seguí leyendo:

Íconos de la arquitectura argentina: 5 expertos destacan grandes obras del país

La casa, la oficina y la ciudad: cómo va a cambiar la arquitectura por el COVID-19

MAS NOTICIAS

Te Recomendamos