El miércoles se podrá disfrutar al aire libre gracias a la buena temperatura, luego de un comienzo de semana tormentoso.
El miércoles se podrá disfrutar al aire libre gracias a la buena temperatura, luego de un comienzo de semana tormentoso.

Este lunes comenzará inestable y con posibles tormentas durante las primeras horas de la mañana en la Ciudad de Buenos Aires, pero se espera que las condiciones mejoren a lo largo de la madrugada del martes, mientras que para el resto de la semana se pronostica altas temperaturas.

De acuerdo con lo que informa el Servicio Meteorológico Nacional, las lluvias podrían comenzar a caer en las próximas horas, con un 40% de probabilidad de chaparrones que se mantendrá a lo largo de toda la jornada, pese a que continuará el calor.

Ya por la noche de este lunes podrían haber algunas tormentas aisladas, mientras que en la madrugada del martes el tiempo comenzará a mejorar y el día estará parcialmente nublado, con una mínima de 21 grados y una máxima de 29.

Para el miércoles, en tanto, se espera mejores condiciones: si bien continuarán algunas nubes en el cielo, será la jornada más calurosa de la semana en la Ciudad de Buenos Aires, ya que está prevista una temperatura de hasta 32 grados para el horas del mediodía. Esta es la oportunidad para disfrutar del aire libre y pasear porque después volverán las lluvias.

Las lluvias estarán presente a lo largo de toda la semana (NA)
Las lluvias estarán presente a lo largo de toda la semana (NA)

Para el jueves, viernes y sábado se pronostican nuevas tormentas y temperaturas más bajas. Las gotas volverán por la mañana del próximo 21 de noviembre y seguirán cayendo durante gran parte del fin de semana. El viernes por la noche y la madrugada del día siguiente son los únicos momentos en los que hay pocas probabilidades de precipitación.

Por último, el domingo continuará inestable y por la noche volverán las tormentas, por lo que se recomienda tener el paraguas a mano durante toda la semana para el caso de la Capital Federal.

Para gran parte del resto del país las condiciones serán similares a la de la Ciudad, mientras que se mantiene el estado de alerta por olas de calor en el sur de Córdoba y de Santa Fe.

En el noroeste argentino la semana también comenzará con chaparrones, aunque con temperaturas más altas que alcanzarán los 40 grados el miércoles en zonas como San Miguel de Tucumán. En el sur, la máxima pronosticada para el lunes en Ushuaia es de 10°, mientras que la mínima es de 6.

Seguí leyendo: