El microscopio que había sido robado el martes pasado de un laboratorio de la Facultad de Ciencias Exactas y Naturales de la UBA, en Ciudad Universitaria, fue recuperado en las últimas horas, luego de que un joven lo encontrara en el barrio Obrero, del partido bonaerense de Lanús.

El equipo, que está valuado en 15.000 dólares, se encontraba dentro de una bolsa negra de nylon totalmente cerrada, en medio de las vías del ferrocarril Roca, entre Darragueira y Liniers. Esto llamó la atención del joven, quien se acercó para abrirla y vio que se trataba del instrumento buscado.

El hombre de 26 años llevó el aparato a la seccional tercera de Lanús, donde luego corroboraron que se trataba del mismo que faltaba de la facultad de Ciudad Universitaria.

De acuerdo a los registros fílmicos de las cámaras de seguridad del pabellón II, el equipo había sido robado por un hombre y una mujer, quienes ingresaron al laboratorio del cuarto piso y, tras cambiarse de ropa, se lo llevaron en una mochila.

Según pudo saber Infobae, se trataría de una pareja que ya había cometido robos similares, siempre de material de alta complejidad en establecimientos educativos.

Según la investigadora Mariana Piuri, el equipo es utilizado habitualmente a las 13. "Nos dimos cuenta de que faltaba a las 14, aprovecharon el horario del almuerzo. Trabajaron muy rápido y con una eficiencia increíble", apuntó.

El microscopio, modelo Scope A1 AXIO, mide unos 70 centímetros de altura por 60 centímetros de lado.

"Se usa en laboratorios de investigación o en alguno que haga diagnóstico clínico", explicó Piuri, quien además detalló que fue adquirido en 2012 con un subsidio del Instituto Nacional de Salud de los Estados Unidos para trabajar en un proyecto de desarrollo de un método rápido de diagnóstico para la tuberculosis.

SEGUÍ LEYENDO:

Intervienen en el caso la fiscalía de a cargo de José María Campagnoli y personal policial de la Comuna 12.