Un estudio publicado en la revista Sciense reveló que la orientación sexual no proviene de un solo gen sino de muchos
Un estudio publicado en la revista Sciense reveló que la orientación sexual no proviene de un solo gen sino de muchos

Un estudio realizado a gran escala y publicado en la prestigiosa revista científica Science reveló que el comportamiento sexual entre personas del mismo sexo tiene un componente genético, lo que desacrita la controversial afirmación popular que afirmaba que la orientación sexual provenía de un solo gen.

De acuerdo a la investigación, la genética juega un papel protagonista. De hecho, los primeros resultados revelan que influye un tercio en la decisión de tener o no sexo con alguien del mismo sexo. Sin embargo, la influencia no proviene de un solo gen sino de muchos, cada uno con un pequeño efecto. El resto de la explicación tiene que ver con otros factores sociales o ambientales, lo que hace que sea imposible decir que los genes pueden predecir la preferencia sexual de alguien.

Contrario a lo que muchos piensan, no existe un solo gen que determine la orientación sexual de una persona
Contrario a lo que muchos piensan, no existe un solo gen que determine la orientación sexual de una persona

El estudio que involucró a casi medio millón de personas encontró diferencias en los detalles genéticos del comportamiento entre personas del mismo sexo en hombres y mujeres. La investigación también sugiere que la genética del comportamiento sexual entre personas del mismo sexo comparte cierta correlación con los genes involucrados en algunos problemas de salud mental y rasgos de personalidad, aunque los autores dijeron que la superposición podría simplemente reflejar el estrés de los prejuicios sociales duraderos.

Los investigadores realizaron un genoma completo en 493.001 hombres y mujeres británicos, estadounidense y suecos, que respondieron preguntas exhaustivas sobre salud y comportamiento entre 2006 y 2010, cuando tenían entre 40 y 69 años. Los investigadores también utilizaron datos de 70.000 clientes del servicio de pruebas genéticas, que tenían 51 años en promedio y que habían respondido preguntas de la encuesta sobre orientación sexual.

El estudio fue el más grande que se haya realizado respecto a este tema
El estudio fue el más grande que se haya realizado respecto a este tema

"Espero que la ciencia se pueda utilizar para educar a las personas un poco más sobre cuán natural y normal es el comportamiento entre personas del mismo sexo. Está escrito en nuestros genes y es parte de nuestro entorno. Esto es parte de nuestra especie y es parte de lo que somos ", dijo Benjamin Neale, genetista del Broad Institute of MIT y Harvard y uno de los principales investigadores del estudio.

Se centraron principalmente en las respuestas a un interrogante: si alguien alguna vez tuvo relaciones sexuales con una pareja del mismo sexo, incluso una vez.

De acuerdo a la investigación, la superposición con las influencias genéticas en otros rasgos proporciona información sobre la biología subyacente del comportamiento sexual entre personas del mismo sexo. Sin embargo, quedan por explorar muchas incertidumbres, incluida la forma en la que las influencias socioculturales sobre la preferencia sexual pueden interactuar con las influencias genéticas.

El estudio se baso en los datos de casi medio millón de personas de Estados Unidos, Suecia y Reino Unido
El estudio se baso en los datos de casi medio millón de personas de Estados Unidos, Suecia y Reino Unido

SEGUÍ LEYENDO