Los contagios de COVID-19 en Ciudad de Buenos Aires crecieron un 456%, pero la ocupación de camas UTI es un 60% menor al pico del año pasado

Los registros del ministerio de Salud porteño revelan que el 65% de los pacientes internados en la unidades de cuidados intensivos no recibieron ninguna dosis de vacuna, o tienen el esquema de inoculación incompleto

La cantidad de fallecidos por coronavirus en CABA es 59% inferior si se toma en cuenta el pico de casos del año pasado (REUTERS/Dado Ruvic/Illustration/File Photo)
La cantidad de fallecidos por coronavirus en CABA es 59% inferior si se toma en cuenta el pico de casos del año pasado (REUTERS/Dado Ruvic/Illustration/File Photo)

Los fallecimientos y contagios producidos por la nueva ola de COVID-19, producto de la aparición de la variante Ómicron, preocupa y ocupa a las autoridades sanitarias a nivel nacional y de las 24 regiones del país. Sin embargo, no todas parecen ser malas noticias. Los datos estadísticos de la Ciudad de Buenos Aires revelan que, si bien durante el pico de esta tercera ola, los contagios detectados en la última semana crecieron en un 456%, la ocupación de camas de terapia intensiva se ubica en casi 60% menos si se compara con el pico de infectados registrados en 2021.

La otra variable alentadora es que la cantidad de fallecidos es 59% inferior si se toma en cuenta el pico de casos del año pasado. El informe al que accedió Infobae revela que el 65% de los pacientes internados en las unidades de cuidados intensivos por enfermedades graves derivadas del SARS-CoV-2 no fueron vacunados o tienen el esquema de inoculación incompleto. El dato demuestra la efectividad que tienen las vacunas para prevenir complicaciones clínicas.

El personal de salud trabajando incansablemente en medio de la tercera ola de la pandemia en el país
El personal de salud trabajando incansablemente en medio de la tercera ola de la pandemia en el país

La Ciudad Autónoma de Buenos Aires, como otras regiones sanitarias de la Argentina, viene afrontando una nueva ola de casos de COVID-19. Las investigaciones científicas concuerdan en que la variante detectada hace dos meses en Sudáfrica tiene una tasa de contagiosidad mucho más alta que las anteriores como, por ejemplo, la Delta. Esto desembocó, en la Argentina y en el mundo, en una explosión de casos diarios.

Un trabajo realizado por la cartera a cargo de Fernán Quirós expone que “la semana del 10 al 16 de enero de 2022 se estableció un nuevo récord de contagios semanales de 98.410 producto de 334.149 testeos, cifra también récord, realizados en el sistema público alcanzando una positividad del 29,5%”.

Los registros del Ministerio de Salud porteño puntualizan que “a pesar de haber acumulado cinco semanas consecutivas de casos positivos, la ocupación de camas de terapia intensiva se ubicó en el 19,2% de las 600 disponibles con las que cuenta la Ciudad solo en el sistema público y se contabilizaron 106 fallecimientos”.

Si se realiza una comparación con la fuerte ola que atravesó la Ciudad y el país entero durante mayo de 2021, entre los días 24 al 30 de ese mes se habían registrado 17.709 casos, alcanzando el 78% la ocupación de camas de cuidados intensivos; además, se registraron 258 fallecidos.

Esto implica, remarca el informe de la cartera de salud de la CABA, que “ante un 456% más de casos, la ocupación de camas se ubica en casi 60 puntos porcentuales menos y que la cantidad de fallecidos es 59% inferior”.

Para las autoridades sanitarias porteñas, las positivas cifras en cuanto a la baja en la mortalidad y la ocupación de camas UTI “tienen una relación directa con el Plan de Vacunación contra el COVID-19 que lleva adelante la Ciudad”.

Horacio Rodríguez Larreta y Fernán Quirós (Franco Fafasuli)
Horacio Rodríguez Larreta y Fernán Quirós (Franco Fafasuli)

En el distrito gobernado por Horacio Rodríguez Larreta, hasta ayer, 2.845.132 personas recibieron la primera dosis, 2.695.224 completaron el esquema de inoculación y 1.098.053 tienen su dosis de refuerzo.

Pasando en limpio, ese números reflejan un total de 6.638.409 dosis aplicadas con un 93% de inmunización con la primera, 88% con la segunda, y 36% con la de refuerzo.

En una de sus últimas exposiciones públicas, Quirós destaco que “sólo el cinco por ciento de los porteños no está vacunado”.

Un dato poco difundido destaca que del 19,2% de las camas UTI ocupadas pacientes que enfermaron por complicaciones derivadas del SARS-CoV-2 el 55% son no vacunados y el 10% inoculados con una sola dosis. Esto hace un total de 65% de pacientes internados son o vacunados o parcialmente vacunados. El restante 35% tienen el calendario de inoculación contra el COVID-19 completo.

Para el ministerio de Salud porteño la baja internación en camas UTI demuestra la efectividad de las vacunas para prevenir enfermedades graves derivadas del COVID (REUTERS/Mike Segar)
Para el ministerio de Salud porteño la baja internación en camas UTI demuestra la efectividad de las vacunas para prevenir enfermedades graves derivadas del COVID (REUTERS/Mike Segar)

Desde el ministerio de Salud porteño lo explican así: “Si el 5% de los adultos de la ciudad no están vacunados, y ocupan, en números redondos, el 50% de las camas, esto quiere decir que es de uno a diez el riesgo de terminar en terapia”. Dicho en otras palabras, los no vacunados tienen diez veces más posibilidades que su enfermedad derive en complicaciones graves.

¿Cuánto tiempo más durará la tercera ola de COVID-19? El ministro de Salud de CABA lo respondió así: “El pico de contagios podría llegar en cuestión de semanas”. Sobre la evolución de la curva de infectados, advirtió que “en esta pandemia aprendimos que las proyecciones tienen ciertos grados de inexactitud, porque tienen que ver con el tipo de variante, pero también con el comportamiento social”.

Ayer martes los casos reportados en las últimas 24 horas en el país volvieron a superar los cien mil. En concreto, el ministerio de Salud de la Nación, a cargo de Carla Vizzotti, informó 100.863 nuevos casos detectados. De ese total, 10.392 corresponden a CABA. Los fallecidos reportados en todo el país siguen siendo altos, 260, lo que eleva a 119.703 muertos desde el inicio de la pandemia.


SEGUIR LEYENDO:

TE PUEDE INTERESAR