Mauricio Macri, Horacio Rodríguez Larreta y Patricia Bullrich coincidieron en una cumbre virtual buscando dar un mensaje de unidad

Los reunió el mendocino De Marchi. El jefe de gobierno porteño destacó la unidad de la coalición opositora y el ex presidente aseguró que le piden que “vuelva a poner el Estado al servicio de la gente”

Mauricio Macri, Omar de Marchi, Patricia Bullrich y Horacio Rodríguez Larreta
Mauricio Macri, Omar de Marchi, Patricia Bullrich y Horacio Rodríguez Larreta

El mendocino Omar De Marchi picó en punta en Mendoza con una cumbre virtual en la que juntó a Mauricio Macri, todavía de vacaciones en Villa La Angostura, con Horacio Rodríguez Larreta y Patricia Bullrich desde Buenos Aires. Aunque el ex presidente pareció hablar como candidato, los participantes aseguran que lo vieron muy “activo” pero que sólo brindó un diagnóstico de la situación actual. El jefe de gobierno porteño fue el que más tiempo se tomó para hablar y destacó “la unidad” de la alianza Juntos por el Cambio. En tanto, la presidenta del PRO dio un fuerte mensaje para ampliar la base del partido opositor que busca avanzar en espacios políticos sobre sus aliados radicales que gobiernan territorio mendocino.

De Marchi no oculta sus aspiraciones. “Voy a ser gobernador, trabajo para eso”, le dijo una vez más a Infobae el diputado nacional que este año incrementa su exposición: es vicepresidente de la Cámara de Diputados en un acuerdo de alternancia con el larretismo que el año pasado tuvo en ese lugar a Alvaro González y apunta fuerte a cada tema conflictivo a nivel nacional.

“Me piden que volvamos a poner a la Argentina en el camino del respeto institucional”, destacó el ex presidente Macri. Los que lo escucharon lo vieron distendido, pero lo escucharon con tono firme. Se enfocó en defender las instituciones, alertó que “nos estamos bajando del mundo” y habló del atraso tecnológico y de la necesidad de “modernización” del país.

Amigo desde hace años del diputado nacional, Macri aceptó de inmediato la invitación a la reunión que tuvo lugar en forma virtual el martes por la noche. La jornada remota tuvo 700 participantes mientras que otros doscientos quedaron afuera del convite por falta de espacio virtual.

Durante los 75 minutos que duró el encuentro, hablaron referentes de distintos sectores del PRO: juventud, fundación Pensar, PRO Mujeres, y el intendente de Luján de Cuyo, Sebastián Bragagnolo, sucesor de De Marchi en el cargo.

Justamente De Marchi habló como presidente del PRO Mendoza y pidió “recuperar el gobierno de la República en 2023″. Pero antes, este año, tendrán lugar las elecciones de medio término y Mendoza es una de las ocho provincias que elige senadores. En la lista ya anotan a Alfredo Cornejo, diputado nacional y presidente del Comité Nacional de la UCR. Adversarios en la interna de la alianza, De Marchi también promueve la unidad pero lanzó una campaña de afiliación en el distrito para ampliar las bases de la fuerza política que fundó Macri y fortalecer al PRO camino al 2023.

“Todos estos días me han pedido que volvamos a poner a la Argentina en el camino de la modernización, de la integración al mundo, del respeto institucional, de un Estado al servicio de la gente”, aseguró por su parte Macri.

Omar de Marchi, diputado y vicepresidente de la cámara baja
Omar de Marchi, diputado y vicepresidente de la cámara baja

El anfitrión mendocino y Bullrich se expresaron con conceptos parecidos: “El populismo es el mal de la Argentina, aunque creo que con el kirchnerismo el populismo ha entrado en un proceso de agonía. Argentina merece otro destino”, aseguró el diputado nacional. La ex ministra de Seguridad agregó: “Queremos convertir al PRO no sólo en una fuerza electoral sino también en una fuerza de carácter social que tenga arraigo en la conciencia social, del esfuerzo como valor”.

Rodríguez Larreta fue fiel a su estilo moderado. Prudente, elogió y agradeció el desempeño del interbloque de diputados nacionales por su cohesión durante el primer año de la gestión del Frente de Todos. “La oposición se ha mantenido unida, eso es un golazo. Lo mismo a nivel partidario. Hay un muy buen trabajo de haber mantenido la coalición unida. Sin unidad no hay alternativa”, consideró el porteño en una larga alocución en la que todos los participantes hablaron tranquilos porque la convocatoria fue cerrada y con inscripción previa.

Seguí leyendo: