Santiago Cúneo aseguró que cambiará su camioneta luego de la campaña electoral. Los kilómetros de ruta entre caminos sinuosos y viajes con pocas porciones de asfalto, en el afán de recorrer de punta a punta la provincia de Buenos Aires, desgastaron su vehículo. La expresión ocurrió durante su llegada al estudio de Infobae. Vistió camisa y saco, un anillo en cada mano y lo hizo acompañado por Alessandra Minnicelli, esposa de Julio De Vido.

Cúneo buscará superar las PASO y competir para ser el próximo gobernador de la provincia de Buenos Aires por el partido Dignidad Popular. Su candidatura generó revuelos, opiniones, críticas y disputas. Más aún cuando confirmó que su lista de diputados nacionales la encabezaría el ex ministro de Planificación Federal (2003-2015), actualmente detenido -desde octubre de 2017- en el Complejo Penitenciario Federal II de Marcos Paz.

"El 11 de agosto es una interna mía con Axel Kicillof y de Julio De Vido con Sergio Massa", expresó el empresario y periodista a Infobae, quien decidió extender el ofrecimiento y sumar a "Lali" Minnicelli, quien ocupa el segundo lugar en la misma lista legislativa.

Santiago Cúneo es precandidato a gobernador de la provincia de Buenos Aires
Santiago Cúneo es precandidato a gobernador de la provincia de Buenos Aires

"Yo misma le comenté a Julio que aceptara la propuesta", admitió Minnicelli, quien visita no menos de cuatro veces a la semana a su marido en el penal. "Él está bien", agregó la abogada, quien también confirmó el pedido de prisión domiciliaria que pidió la defensa de su esposo en relación a "sus problemas de salud agravados" y la proximidad a los 70 años que cumplirá en diciembre.

"Julio está fuerte. La verdad es que sobrelleva la prisión, la privación ilegítima de libertad, así la llamo yo. Porque la verdad que no tiene ningún sustento la prisión de Julio. En su momento fue todo una maniobra orquestada por el fiscal (Carlos) Stornelli. En la causa en la que a Julio le pidieron la prisión y el desafuero no había mérito ni siquiera para llamarlo a prestar declaración testimonial. Entonces Stornelli, enojado, fue a pedirle a la Cámara, al camarista Martín Irurzun, que buscara algún elemento para detener a Julio y cumplir con la orden del presidente (Mauricio) Macri. Se creó esa famosa y burda 'doctrina Irurzun' del poder residual", indicó Minnicelli.

—¿Su marido volvió a dialogar con Cristina Kirchner?

—La verdad es que Julio no tiene teléfono en la cárcel, que es otra fantasía que tiene mucha gente. Dicen 'dame el celular que yo le mando un WhatsApp'. Julio tiene un teléfono pegado a la pared de un pasillo, donde todos hablan por ahí. Sólo me llama por teléfono a mí, no la llamó a Cristina.

—Hace alrededor de dos meses dijo en una entrevista: "Néstor no le hubiera soltado la mano a Julio como lo hizo Cristina"…

—Sí, y sigo convencida de eso.

—¿Cuál es su mirada sobre el rol que adoptó el kirchnerismo más duro respecto a la situación de su marido?

—No, no le encuentro ninguna explicación, salvo esto que te digo, eventualmente, que estuvieran carpeteados, que estuvieron condicionados, que hubiesen hecho algún tipo de arreglo o acuerdo para que mantuvieran a Julio en prisión y el resto blindados o protegidos. No le encuentro otra explicación.

—¿Y cómo observa el kirchnerismo 2019?

—El kirchnerismo actual empezó a desaparecer en 2017 con Unidad Ciudadana. Julio era diputado por el Frente para la Victoria. Nosotros fuimos el Frente para la Victoria tres períodos en Santa Cruz y luego vino el Frente para la Victoria a Nación. En el 2017 se creó Unidad Ciudadana para conformar el enfrentamiento -sobre todo- en la provincia de Buenos Aires. A partir de ese momento lo que se llamó kirchnerismo empezó a diluirse, a integrarse con otras fuerzas. No sé si es ‘frepasismo tardío’. Quizá el planteo que está haciendo Cúneo es real, pero este no es el kirchnerismo y una de las cosas por las que nosotros como partido estamos apoyando a la fórmula Fernández-Fernández es porque creemos en Cristina Fernández y en las convicciones de Néstor Kirchner. En el proyecto político de Néstor Kirchner y en la vuelta al planteo político de Néstor Kirchner.

—¿Usted habla con Cristina?

—No tengo nada de que hablar. La última vez que hablé fue el 8 de octubre de 2017. Julio estaba en libertad.

Una pregunta, entre tantas respuestas y explicaciones, pasó desapercibida. Infobae le consultó a Minnicelli, durante la entrevista, qué le diría o consultaría a la ex mandataria si la tuviese cara a cara. El interrogante, con el devenir de la conversación, quedó en el olvido. Concluida la entrevista, Infobae volvió a comunicarse con Minnicelli para reiterar la inquietud. 

"Le preguntaría a Cristina por qué le soltó la mano a Julio. Le preguntaría por qué eligió a Alberto Fernández como candidato a presidente", respondió.

"Julio era una de las caras más visibles, era el tipo que tenía a su cargo la toma de decisiones más sensibles, que se enfrentaba con los intereses más poderosos. A ver, convengamos que a Julio le tocó rescindir el Correo Argentino en 2004, junto al presidente (Néstor) Kirchner. Que eso afectó claramente al presidente actual, Mauricio Macri, que intentó condonarse la deuda que se le estaba reclamando en la gestión anterior. Enemigo uno", sostuvo Minnicelli al explicar por qué su marido culminó preso.

Y agregó: "Cuando se puso en vigencia la Ley de Medios, el que la puso en vigencia fue Julio, sacando la resolución número 100, que le quitó Fibertel al Grupo Clarin en el momento que se estaba fusionando Fibertel con Cablevisión. Y si uno lee el libro Así lo viví, que escribió el periodista Marcos Novaro, sobre Héctor Magnetto, él dice claramente que uno de los que más daño le ha hecho fue De Vido, quitándole Fibertel, además de (Guillermo) Moreno con Papel Prensa. Entonces uno más uno es dos. El tipo se enfrentó con los intereses más poderosos. A algunos los venció y estos los vencieron, lo llevaron tras las rejas sin ningún justificativo".

Por su parte, Cúneo recordó cómo nació el ofrecimiento hacia De Vido para encabezar la lista de diputados de su partido: "Yo tuve un enfrentamiento en el desconocimiento con Julio, mientras él era ministro de Planificación Federal. No nos conocíamos personalmente. Y me parecía terrible que en el peronismo se deje de festejar el día de la lealtad, porque los propios compañeros de la boleta que lo hicieron diputado se olvidaron de bajar (al recinto) para defenderlo el día que le pidieron el desafuero. Y yo le dije a Lali, me parece raro que me toque a mí, porque me parece que tienen que ser ellos. Yo soy peronista y a los compañeros nunca se los deja en la mala. Así que más allá de cualquier diferencia prefiero ir a aclararlo con él y resolver este tema porque es una falta de respeto al principio de lealtad peronista abandonar a los compañeros porque son presos políticos".

"Me fui a Marcos Paz, me senté con Julio De Vido, aclaramos todo lo que teníamos que aclarar y le dije: 'Entraste diputado, salís diputado. Yo voy a trabajar con la fuerza política que tenemos armada para que vos tengas la chance, para que los peronistas que te hicieron diputado te vuelvan a hacer diputado y corrijan ese pequeño error de memoria de los legisladores que te acompañaron en esa boleta y se olvidaron de bajar ese día'. Creo que todos lo peronistas bien nacidos tienen que reparar el error de esos peronistas privilegiados que fueron diputados en la misma lista que Julio y lo metieron preso", completó el precandidato a gobernador.

Cúneo definió a su proyecto como el único "peronista y bonaerense". "La ciudad de Buenos Aires gasta, para que ustedes tengan una dimensión, por año, el presupuesto total de La Matanza -$5.000 millones- para la Dirección de Parques y Jardines. Para plantar flores y pintar de amarillo la ciudad. Es una falta de respeto a los bonaerenses. Es una afrenta a los humildes bonarenses que hoy la están pasando cada vez peor. Y yo vengo a reparar los hábitos y costumbres de los bonarenses y recuperar la renta de la provincia de Buenos Aires. Yo no voy a ser empleado del presidente de turno. Y Axel parecería que, puesto a dedo por el Frente de Todos, acepta ser el empleado de Alberto y yo no lo voy a hacer", manifestó el empresario.

"Estoy convencido de que voy a ser gobernador. Es inevitable. Estamos en una etapa de sembrar en la mentalidad de los bonaerenses para recuperar la independencia de la provincia de Buenos Aires", confesó Cúneo, quien no se siente representado con la oferta provincial del kirchnerismo: "Una boleta que lleva a (Juan) Grabois, el Partido Comunista y (Federico) Achával y van todos en la misma boleta no es peronismo, es 'frepasismo'".

Entre sus propuestas, aseguró que estatizará el juego y eliminará los peajes de las autopistas. "Voy a salir de la coparticipación federal, del pacto fiscal, voy a eliminar todos los peajes de la provincia. A través del Banco Provincia vamos a implementar la Junta Provincial de Granos. Se termina la usura de los sectores concentrados y de las 7 Hermanas. Cuando uno recorre las rutas provinciales y ve el campo alrededor sabe que toda esa ganancia se irá afuera. Y los bonaerenses hoy necesitan respuestas inmediatas. Precisan un plato de comida en la mesa, y eso no puede esperar", concluyó Cúneo.

SEGUÍ LEYENDO: