Cristina Kirchner, en su último paso por Comodoro Py (REUTERS/Alberto Raggio)
Cristina Kirchner, en su último paso por Comodoro Py (REUTERS/Alberto Raggio)

La ex presidente Cristina Kirchner deberá presentarse mañana en indagatoria en la causa que investiga la "ruta del dinero K". La ex mandataria y actual senadora, que hasta ayer permanecía en El Calafate, donde difundió un video,  había pedido la postergación de la audiencia, pero el juez federal Sebastián Casanello rechazó el planteo y ratificó la convocatoria a las 10:30 en los tribunales de Comodoro Py.

Será la octava indagatoria de Cristina Kirchner en causas de corrupción. En este caso es por la sospecha de que el dinero que el empresario detenido Lázaro Báez "lavó" sacándolo del país podría pertenecer a la ex mandataria.

La indagatoria fue ordenada a fines de agosto por la Cámara Federal. Los camaristas Martín Irurzun y Mariano Llorens señalaron que puede haber vínculos entre el dinero de Báez con Cristina Kirchner ya que ambos están procesados en otras causas de corrupción, como la de las irregularidades de la obra pública que el empresario recibió de parte del gobierno anterior y cuya parte de fondos fueron a emprendimientos privados de la familia Kirchner.

Así, los camaristas entendieron que es posible "la participación de Cristina Fernández en estos últimos hechos en tanto es dable entender su vinculación con, al menos, parte de eso fondos".

El juez Casanello había rechazado distintos planteos para indagar a Cristina Kirchner por entender que no había pruebas que vinculen a la ex presidente con el dinero que se investigó en la causa. Pero ante la orden de la Cámara Federal la citó.

La ex mandataria, a través de su abogado Carlos Beraldi, pidió la postergación de la indagatoria. Señaló que estaba apelado el fallo de la Cámara Federal que ordenó la indagatoria. Pero Casanello rechazó el pedido.

El juez Sebastián Casanello (Adrián Escandar)
El juez Sebastián Casanello (Adrián Escandar)

El juez señaló que la citación a indagatoria de Cristina Kirchner es "una situación inédita, en tanto la convocatoria es el resultado de una decisión del tribunal revisor", es decir, la Cámara Federal.

Agregó que la indagatoria es "en su esencia, un acto de defensa sobre el que no puede alegarse un perjuicio que habilite su suspensión por encontrarse recursos pendientes de revisión". "A su vez, ello no implica, en absoluto, obstáculo alguno para que los agravios que la defensa aduce que le ha provocado el fallo aludido sean revisados por el tribunal correspondiente", concluyó para rechazar el pedido de postergación.

Por otra parte, Cristina Kichner recusó a los camaristas Irurzun y Llorens para que no sigan interviniendo en el caso. Pero los magistrados rechazaron el planteo por "improcedente" porque la defensa solo cuestionó el llamado a indagatoria. Ahora el tercer juez de la Cámara, Leopoldo Bruglia –quien rechazó la citación a indagatoria de la ex mandataria– deberá resolver si confirma a sus colegas en la causa o si los aparta.

La causa de "la ruta del dinero K" ya fue elevada a juicio y el proceso comenzará el próximo 30 de octubre ante el Tribunal Oral Federal 4. Serán juzgados Báez y otras 24 personas, entre ellas los cuatro hijos del empresario, el arrepentido Leonardo Fariña y el financista Federico Elaskar.

La de mañana será la octava indagatoria de Cristina Kirchner. Ya fue indagada en las causas dólar futuro, Los Sauces, Hotesur, el memorándum de entendimiento con Irán, las irregularidades en la obra pública y dos veces en el expediente de los cuadernos de la corrupción. La última fue a comienzo de mes -el 3 de septiembre- cuando le ampliaron la acusación en el expediente de los cuadernos.