Un helicóptero que trasladaba a la comitiva presidencial tuvo que aterrizar de emergencia en una zona de montaña de Catamarca.  Las autoridades ordenaron un operativo para rescatar a los pasajeros.

En el helicóptero viajaban, entre otros, el vocero presidencial Iván Pavlovsky, el jefe de la custodia, comisario mayor Alejandro Cecati, el secretario del presidente Mauricio Macri, Mariano Lomolino, e Isidro Escalante, quien le maneja las redes sociales al mandatario.

En un audio, que fue enviado cerca de las 3 de la mañana, al que pudo acceder Infobae, el piloto mantiene un diálogo con una operadora del servicio de control aéreo y le confirma que los pasajeros se encuentran en "buenas condiciones".

"Estamos bien, tenemos abrigo, agua y comida y están los pasajeros en condiciones óptimas. Tenemos capacidad de calefacción", cuenta.

Además, le informa que se comunicarán cada tres horas para notificar su situación y pide que informen a la Fuerza Aérea y a los familiares.

En tanto, la mujer le informa el envío de un vehículo "para el rescate y la evacuación".

Por el frío y la niebla, el helicóptero se tuvo que desviar dos veces y, al parecer, se estaba quedando sin nafta cuando el conductor decidió hacer un aterrizaje de emergencia en una zona montañosa la localidad de Aconquija, del departamento de Andalgalá, en el límite con Tucumán. Se trata de una zona muy fría, a 3.762 metros de altura, donde está nevando en estos momentos.

El vehículo circulaba a Termas de Río Hondo pero no pudo ingresar por "engelamiento", que afectó las aspas y el motor.

El operativo de rescate fue diseñado por personal de Protección Civil de la Nación y de Defensa Civil de Catamarca. Participan, además, bomberos voluntarios de Santa María y de la policía provincial. El objetivo es llegar a la zona en camioneta 4×4 con la ayuda de la policía local. Hasta ahora no hubo contacto visual con los pasajeros.

Las primeras versiones indicaban que se congelaron las aspas y las hélices. Otra hipótesis es que una de las turbinas dejó de funcionar. Fuentes consultadas por Infobae pusieron en duda esos trascendidos, porque se trata de un helicóptero que suele volar a la Antártida. Sugirieron que lo que habría ocurrido es que la nave realizó maniobras para evitar el congelamiento y en ese marco se habría quedado sin nafta.

Lo cierto es que fuentes de la Fuerza Aérea explicaron a este medio que el descenso se produjo sin inconvenientes y que ninguno de los pasajeros resultó herido. Tampoco se daño el helicóptero.

De todos modos, una complicación importante podría ser la vestimenta de los pasajeros, que no sería la adecuada para soportar temperaturas bajo cero. Mientras tanto, la comitiva cuenta con un calefactor que funciona con combustible del helicóptero, precisamente del equipo de energía auxiliar.

La nave había partido desde la localidad salteña de Cachi y se dirigía hacia Térmas de Río Hondo, en Santiago del Estero, donde está el presidente Macri. El viaje estaba previsto que dure 4 horas.

La fuerza aérea emitió el siguiente comunicado: