“Hasta ahora no hice ninguna escena de sexo, porque todavía no me tocó, pero estaría dispuesta si el personaje lo requiriera. Es parte de mi trabajo”. (Foto: Marcello Molinari/ Para Ti)
“Hasta ahora no hice ninguna escena de sexo, porque todavía no me tocó, pero estaría dispuesta si el personaje lo requiriera. Es parte de mi trabajo”. (Foto: Marcello Molinari/ Para Ti)

Lola Morán (24) elige cuidadosamente el mejor perfil y los gestos con los que la cámara la va a captar en cada foto que hace para Para Ti. Llegamos bien temprano a su casa de Colegiales y el desorden da cuenta de que vive sola y no tuvo tiempo de lavar los platos de la noche anterior. De a poco se va soltando y, de repente, se le escapa un gesto más adolescente, con la lengua afuera y los dedos en forma de "V", que queda grabado en un clic: "Mejor esa no la pongas, la verdad que estoy tratando de despegarme del rubro", aclara.

Es que la joven actriz está disfrutando de su primer personaje fuera de ese segmento en Cien días para Enamorarse, la nueva tira de Telefe. Allí tiene una historia de amor con el personaje de Juan Minujín. Y si bien vuelve a ponerse en la piel de una adolescente, lo hace desde un lugar completamente diferente: es una repetidora que cursa el último año del colegio y quiere una experiencia distinta, con un hombre mayor.

"Ya quería empezar a hacer algo más de grande", asegura y también reconoce que seducir a Juan Minujín en la ficción no le resultó nada sencillo: "Él es intimidante, una persona imponente; primero, por quién es y después, por su forma de mirar. Mi personaje tenía que ir al frente, ser avasallante, pero por dentro estaba súper nerviosa", cuenta Lola sobre aquella primera escena.

“Tenía muchas ganas de cambiar y crecer como actriz. Y hoy estoy viviendo el sueño de cualquier actor”. (Foto: Marcello Molinari/ Para Ti)
“Tenía muchas ganas de cambiar y crecer como actriz. Y hoy estoy viviendo el sueño de cualquier actor”. (Foto: Marcello Molinari/ Para Ti)

A pesar de que tiene un día muy atareado y pide disculpas porque su celular no deja de sonar –acaba de filmar una publicidad para una marca y graba la tira de Underground hasta muy tarde por la noche–, la actriz está feliz porque sabe que su sacrificio tendrá recompensa: en dos días estará en Nueva York junto a su novio, el modelo de Next Models, Mariano Ontañón (27).

 -¿Estabas buscando un cambio en tu carrera?

-Sí, tenía muchas ganas de cambiar y crecer como actriz. Y hoy estoy viviendo el sueño de cualquier actor. A diferencia de las tiras juveniles que hice, acá existe la flexibilidad de adaptar el texto a tus propuestas, y si al director le gusta y te da el okey, vas creando tu impronta. Eso me resulta muy interesante.

-¿Pudiste relajarte después de las primeras escenas con Juan?

-¡Sí! Cuando terminamos de grabar, me dijo que había estado muy bien y ahí aflojé. Pero igual me fui con una sensación de incertidumbre. Después, cuando me vi en la tele me gustó, creo que a pesar de los nervios logré sacar el pecho para afuera y mandarme. Lo difícil fue que tenía que ser yo la intimidante y era todo lo contrario: él me intimidaba a mí (N. de la R.: se ríe).

-¿Van a tener escenas subidas de tono?

-No, ellos no pasan de un chape fuerte. Hasta ahora no hice ninguna escena de sexo, porque todavía no me tocó, pero estaría dispuesta si el personaje lo requiriera. Es parte de mi trabajo.

Lola Morán interpreta a Soledad en Cien días para enamorarse. En la ficción ella trata de seducir Juan Minujín, pero es su hijo quien está interesado en ella.
Lola Morán interpreta a Soledad en Cien días para enamorarse. En la ficción ella trata de seducir Juan Minujín, pero es su hijo quien está interesado en ella.

-Hoy se habla mucho del acoso en la profesión, ¿te condiciona en tu trabajo?

-No y trato de no vivir paranoica. Por otro lado, siempre estuve muy bien acompañada: mi papá iba conmigo a todos lados, aun cuando ya era mayor. Él me acompañaba y recién cuando ya conocía a todos empezaba a ir sola. Es un garrón tomar tantos recaudos, pero lo hice por la cantidad de cosas que se escuchaban.

SPORTY GIRL. Lola Morán egresó del Colegio Hans Christian Andersen y en ese lugar descubrió el hockey, deporte que, más tarde, realizó en el club San Fernando. A los 15, cuando hizo el casting para Consentidos "de caradura" y quedó, dejó el deporte: "las marcas que dejaban los golpes en mi cuerpo no eran compatibles con las cámaras".

Así empezó su carrera como actriz, que pasó entre novelas para adolescentes y obras de teatro –participó en Herencia compartida (2012), Descuidistas (2015), El reinado que se devoró al oso (2016) y Ludo (2017); y en las novelas Consentidos (2009) y Aliados (2013)–. Hoy, además de su participación en Cien días para Enamorarse, Lola pasa sus días yendo y viniendo de Nueva York, donde visita a Mariano, con quien está de novia hace dos meses.

-¿Cómo se conocieron?

-A través de Instagram: le likeé mil millones de fotos, a la semana me escribió y hablamos un mes por WhatsApp. Cuando vino durante el verano a pasar las fiestas con su familia (vive en Tandil), yo justo estaba trabajando en Brasil, y a la vuelta me fue a buscar a Ezeiza. ¡Ahí lo conocí! (N. de la R.: se ríe). Es súper raro e intenso todo.

“La relación a distancia es atípica, pero por ahora funciona bárbaro, estamos súper bien”. (Foto: Marcello Molinari/ Para Ti)
“La relación a distancia es atípica, pero por ahora funciona bárbaro, estamos súper bien”. (Foto: Marcello Molinari/ Para Ti)

-¿Y cómo llevás la relación a distancia?

-Es atípica, pero por ahora funciona bárbaro, estamos súper bien. Nos extrañamos un montón, pero cada vez que nos vemos es hermoso, vale la pena.

-¿Sos de planificar mucho cuándo viajas, o pensar cuánto tiempo pasan sin verse?

-Trato de vivir el presente. Sí me imagino que en algún momento nos mudaremos juntos y estoy segura de que debería ser a un lugar donde los dos podamos trabajar. Yo soy una persona que necesita hacer cosas para sí misma, crecer y mejorar.

 -Después de Cien días, ¿tenés algún proyecto en puerta?

-Probablemente grabe una peli de acción dirigida por Gabriel Grieco. Sería un sueño. Ya filmamos el piloto, que está súper. Es algo que me tiene muy entusiasmada.

Textos: Candela Urta (curta@atlantida.com.ar)

Maquilló y peinó: Matías Callegari para Sebastián Correa Estudio. Agradecemos a: adidas, Rapsodia y D-stroy.