Coronavirus en Argentina: las escuelas de Jujuy reabrieron sus puertas con clases optativas de “apoyo escolar” y hubo protestas de los docentes

El retorno a las aulas está previsto a partir de este martes de manera progresiva y a través de un plan de 4 fases que prioriza a los alumnos rurales y no incluye a las escuelas fronterizas

La provincia de Jujuy reabrirá las escuelas para clases optativas y de apoyo escolar (Shutterstock)
La provincia de Jujuy reabrirá las escuelas para clases optativas y de apoyo escolar (Shutterstock)

Luego de más de 90 días desde la suspensión del ciclo lectivo presencial en todo el país, Jujuy será a partir de hoy la primera provincia en dar inicio a un retorno progresivo a las aulas.

El gobernador Gerardo Morales, había anunciado a fines de mayo el adelantamiento de las vacaciones de invierno entre el 1 y el 15 de junio, y el comienzo de un regreso escalonado a clases tras su finalización. La experiencia se suma a la ya ejecutada por la provincia de Catamarca, única provincia sin casos registrados de COVID-19, que reabrió sus escuelas por una semana para dar cierre al ciclo lectivo 2019-2020, que va desfasado del resto.

“Todo hace suponer que en agosto podremos tener un retorno bastante importante a las aulas en provincias que están hoy en Fase 5, en caso de sostenerse el bajísimo nivel de circulación”, dijo este lunes el ministro de Educación de la Nación, Nicolás Trotta, en diálogo con Futurock FM. “En zonas rurales, como lo plantearon Jujuy, Catamarca y San Juan, quizás unas semanas antes podamos dar ese paso”.

La reapertura de las escuelas en Jujuy, que actualmente registra 8 casos de coronavirus, está palnificada en cuatro fases y bajo el formato de “apoyo escolar” con clases optativas en todos los casos, debido a que aún sigue vigente el decreto de necesidad y urgencia del presidente Alberto Fernández, que suspendió el dictado de clases presenciales en todo el país. La virtualidad, en tanto, seguirá siendo obligatoria.

El barbijo será obligatorio y los pupitres en las aulas estarán distanciados
El barbijo será obligatorio y los pupitres en las aulas estarán distanciados

También está previsto un protocolo de medidas de seguridad e higiene, que incluye: un registro diario de alumnos y docentes que concurran a la escuela, medición de temperatura, el uso obligatorio de barbijos, el lavado de manos con jabón y alcohol en gel, así como también circulación unidireccional dentro del edificio y pupitres distanciados. Los docentes, además, recibirán la vacuna antigripal y serán testeados preventivamente.

La medida, sin embargo, no generó una reacción positiva en el personal docente. Esta mañana, un grupo se manifestó en la puerta de la Legislatura de la Provincia de Jujuy en contra del plan: argumentan que aporta muy poco al proceso de aprendizaje de los alumnos y que no están garantizadas las medidas de higiene en todos los establecimientos. También reclamaron una reunión con diputados de la comisión de Educación. "No es que no queremos volver sino que nos parece que hay reclamos pendientes y condiciones que no se están dando”, señalaron en diálogo con el sitio Jujuy al Momento.

Según la ministra de Educación jujeña, Isolda Calsina, la decisión del regreso se tomó a partir de los resultados de un censo de conectividad que reveló que el 25% de los estudiantes “necesita apoyo escolar porque no se ha conectado con la propuesta de educación a distancia o su contacto no alcanzó los objetivos que nos propusimos”, según explicó la funcionaria en una entrevista con el sitio Red/Acción. Esos alumnos, destacó Calsina, están “quedando retrasados en sus aprendizajes por su situación de vulnerabilidad”.

La primera etapa del Programa de Apoyo Escolar “Estamos más cerca”, como adelantó Infobae, privilegiará principalmente a los alumnos de zonas rurales, una disposición similar a la que tomó Uruguay en sus escuelas, y será en principio solo para los establecimientos con albergue, donde los chicos también pasan la noche. Tanto en primaria como en secundaria, que en general tienen apenas un puñado de alumnos, serán 20 días presenciales y luego 10 días remotos. Según cifras oficiales, esta fase alcanzará a 2.393 estudiantes, 970 docentes y 493 no docentes.

El sistema de 4 fases para la reapertura de escuelas en Jujuy
El sistema de 4 fases para la reapertura de escuelas en Jujuy

“El objetivo del apoyo escolar es fortalecer aprendizajes, robustecer trayectorias escolares vulnerables, reforzar la alimentación, equiparar la brecha digital y ayudar a las familias para que los estudiantes aprendan en casa”, expresó la ministra.

La segunda fase, que comenzará el 22 de junio, también estará concentrada en la ruralidad, pero se expandirá a las llamadas zonas “dispersas”, las escuelas que están distantes de los hogares, y “aglomeradas”, las que se emplazan en los pueblos. La dispersa tendrá una modalidad de 20 días en la escuela y 10 en casa, y la aglomerada se regirá por un esquema de 5 x 2, de lunes a viernes. En total, se sumarán en esta etapa 12.186 alumnos, 3.213 docentes y 912 no docentes.

En la fase 3, que comienza el 29 de junio, sí se incorporará a las zonas urbanas, en este casos las consideradas de “alta vulnerabilidad”, pero solo asistirá un grado de primaria o un año de secundaria por día. Por un lado, porque los alumnos son más (42.470) y, por otro, porque los edificios escolares no están preparados para guardar el distanciamiento social que se recomienda.

“En este caso, para no sumar al transporte público por razones sanitarias, ya que muchos asisten a escuelas cercanas al trabajo de sus padres, se decidió que al apoyo escolar lo reciban en la escuela más cercana al domicilio”, agregó Calsina. “Al igual que los docentes que enseñarán un día en la escuela más cercana y 4 días de manera virtual a sus alumnos, que pueden estar en zonas diferentes”.

Jujuy será la primera provincia en reactivar la actividad en las escuelas (REUTERS/Martin Acosta)
Jujuy será la primera provincia en reactivar la actividad en las escuelas (REUTERS/Martin Acosta)

En la fase 4 se sumará el resto del sistema. A partir del 13 de julio, las escuelas urbanas de media o baja vulnerabilidad volverán a las aulas con la misma modalidad: un curso por día a la semana y solo en la modalidad de “apoyo escolar”. En total, serán 102.544 alumnos, 12.953 docentes y 2.976 no docentes los que podrán, por lo menos una vez al día, concurrir a las escuelas. En estas últimas dos fases la jornada será de sólo tres horas.

Dentro de este nuevo esquema, sin embargo, no estarán incluidas las escuelas fronterizas cercanas al límite geográfico con Bolivia, en especial a la ciudad de Villazón. Esto es porque, desde este lunes, la ciudad de La Quiaca retrocedió a Fase 1 por disposición del Comité Operativo de Emergencia jujeño a causa de un brote de contagios en la localidad boliviana. Esto incluye establecimientos educativos alejados de zonas pobladas y con difícil acceso en los departamentos de Yavi, Santa Catalina y Lagunilla del Farallón.

“Nosotros invitamos a las familias a que usen este servicio que ofrece la escuela de encontrarse una vez por semana, al menos. Por lo pedagógico, pero también por lo emocional y la socialización que necesitan los chicos”, concluyó la ministra. “Además, esos encuentros también habilitan otras posibilidades como ver situaciones de violencia o estrés en el hogar”.

SEGUÍ LEYENDO:


Últimas Noticias

MAS NOTICIAS