La actividad de las pymes industriales interrumpió su caída en junio, pero aún está por debajo del nivel de hace dos años

Según un relevamiento de CAME, la industria creció en junio 44,5% en comparación con igual mes de 2020, pero en relación con 2019 el primer semestre del año aún registra un retroceso de 5,2 por ciento

Según un relevamiento de CAME, la industria creció en junio 44,5% en comparación con el 2020, pero en relación con 2019, el primer semestre del año aún registra un retroceso de 5,2 por ciento.  REUTERS/Marcos Brindicci
Según un relevamiento de CAME, la industria creció en junio 44,5% en comparación con el 2020, pero en relación con 2019, el primer semestre del año aún registra un retroceso de 5,2 por ciento. REUTERS/Marcos Brindicci

La producción de las pymes industriales no termina de recuperarse respecto de los niveles de producción anteriores a la pandemia. Según un informe privado, la actividad del sector terminó la primera mitad del año todavía un 5,2% por debajo de ese mismo tramo de 2019.

La comparación con ese año se utiliza para evitar la relación directa con el 2020, año en que por el impacto de la pandemia y las medidas de aislamiento social la industria tuvo caídas históricas. Por esa razón, en junio la mejora interanual fue de 44,5%, y además fue de 4,3% en términos mensuales, comparados con mayo, de acuerdo a un informe publicado este domingo por la Confederación Argentina de la Mediana Empresa (CAME).

Según un relevamiento de CAME, la industria creció en junio 44,5% en comparación con el 2020, pero en relación con 2019, el primer semestre del año aún registra un retroceso de 5,2 por ciento.

De esta manera, la tendencia mensual de caída que venía registrando la industria en los últimos meses se revirtió, algo que ya adelantaron algunos índices fabriles adelantados, como el que elabora el Centro de Estudios para la Producción (CEP XXI) del Ministerio de Desarrollo Productivo o el último informe sectorial de la consulora Orlando Ferreres, que en ambos casos midieron una mejora mensual de 3 por ciento.

Según el relevamiento industrial pyme de CAME, el acumulado del primer semestre de 2021 marcó un incremento en el nivel de actividad de 24% respecto a igual período de 2020 -en parte por esa baja base de comparación que implica el efecto estadístico de la pandemia-, pero también con un retroceso de 5,2% en relación con el tramo enero-junio de 2019.

Los nuevos casos de Covid en el personal complicaron la actividad, a lo que se sumaron algunas dificultades para conseguir insumos y demoras en los cobros de clientes, explicó CAME. EFE/ Enrique García Medina
Los nuevos casos de Covid en el personal complicaron la actividad, a lo que se sumaron algunas dificultades para conseguir insumos y demoras en los cobros de clientes, explicó CAME. EFE/ Enrique García Medina

De acuerdo al informe de la entidad que nuclea pymes, si bien en junio pasado siete de las once ramas manufactureras analizadas produjeron por encima de igual mes de 2019, los nuevos casos de Covid en el personal complicaron la actividad, a lo que se sumaron algunas dificultades para conseguir insumos y demoras en los cobros de clientes.

“La percepción que prevalece entre los industriales sigue siendo de situación de crisis. La mitad señala que su situación es regular o mala. Un dato positivo, es que, a pesar de la coyuntura delicada, el 27% de las empresas consultadas tienen previsto realizar nuevas inversiones en los próximos seis meses”, sostuvo la entidad pyme en un comunicado.

En junio, frente a mayo pasado, el nivel de actividad de las pymes industriales creció 4,3%, con las mayores tasas de variación mensual en Textil (10,9%) y Papel, cartón y edición (10,2 por ciento). En tanto, frente a junio de 2020, la producción creció 44,5%, con las mayores tasas de variación anual en los rubros Productos metálicos, maquinaria y equipo (89,9%) e Indumentaria y textil (75,9 por ciento).

Los nuevos casos de Covid en el personal complicaron la actividad, a lo que se sumaron algunas dificultades para conseguir insumos y demoras en los cobros de clientes, explicó CAME.

Contra junio de 2019, la producción de las pymes fabriles crecieron 11,3%, con siete sectores que ya recuperaron los niveles prepandemia y 4 que todavía se encuentran por debajo. En junio del año pasado la producción de la industria pyme había tenido un desplome del 23,5% interanual anual. En el contraste con 2019, las pymes industriales empiezan a acercarse a los niveles de junio de ese año, cuando el sector marcó una caída de 8,4% interanual.

En lo que respecta al uso de la capacidad instalada, el informe de CAME detalló que la industria pyme operó al 67,7%, 0,3 puntos por encima de mayo pasado, 14,8 puntos por arriba de junio 2020 y 9,4 puntos mayor a igual mes de 2019.

Un informe del Ministerio de Desarrollo Productivo concluyó que en términos mensuales, la industria creció 3% mensual desestacionalizado. EFE/Juan Ignacio Roncoroni/Archivo
Un informe del Ministerio de Desarrollo Productivo concluyó que en términos mensuales, la industria creció 3% mensual desestacionalizado. EFE/Juan Ignacio Roncoroni/Archivo

Recientemente un informe del Centro de Estudios Económicos Orlando Ferreres consideró que la producción industrial acumuló una crecimiento del 16,4% para el primer semestre del año y reportó una suba desestacionalizada del 3% en junio respecto del mes anterior, impulsada por el sector automotriz y el de los metales básicos

El estudio destacó que el sector automotriz aumentó su producción en un 14,5% respecto de mayo, mientras que los metales básicos y de los plásticos anotaron variaciones interanuales superiores al 50 por ciento.

“La percepción que prevalece entre los industriales sigue siendo de situación de crisis. La mitad señala que su situación es regular o mala”, señaló CAME.

Por su parte, un sondeo oficial realizado por la cartera productiva concluyó en base a los datos de consumo de energía eléctrica que “en términos mensuales, la industria creció 3% mensual desestacionalizado. Tras las bajas de abril-mayo, retornó a niveles similares a los de marzo y se ubicó 5,5% por encima del promedio de 2019″.

Según el CEP XXI, de 14 sectores industriales, 10 crecieron en términos mensuales en el consumo de energía, por lo que habrían así revertido lo ocurrido en mayo. Además, de acuerdo al relevamiento oficial, 12 de esos 14 sectores consumieron más energía en junio de 2021 que en junio de 2019. “De las 1.017 plantas, el 60% consumió más energía en junio de 2021 que 2019″, aseguró la cartera industrial.

SEGUIR LEYENDO:

Información provista porInvertir Online