Medios de pago en cuarentena: creció el uso de tarjetas de débito, pero se desplomaron las de crédito por la caída del consumo

Así se desprende de un estudio privado que midió la utilización en el segundo trimestre del año. El plan Alimentar potenció a los plásticos prepagos

La cantidad de tarjetas prepagas crece 73,37 por ciento, explicado fundamentalmente por la tarjeta AlimentAR (EFE/Oskar Burgos/Archivo)
La cantidad de tarjetas prepagas crece 73,37 por ciento, explicado fundamentalmente por la tarjeta AlimentAR (EFE/Oskar Burgos/Archivo)

La pandemia de coronavirus trajo aparejado una fuerte crisis económica que generó cambios en el comportamiento de los consumidores ante la caía del empleo, la pérdida de poder adquisitivo y la propia crisis sanitaria. En ese contexto y de acuerdo a un estudio privado, durante el segundo trimestre del año hubo un leve incremento interanual en las transacciones con tarjeta de débito (5 por ciento) mientras que el uso de tarjetas prepagas creció 285 por ciento, gracias al impulso de la tarjeta AlimentAR, una herramienta clave para la bancarización de los sectores más vulnerables de la población.

Según una investigación de mercado realizada por Prisma Medios de Pago, que midió el uso que hicieron los consumidores con tarjetas de crédito, débito y prepagas en el segundo trimestre del año en comparación interanual, el uso de la tarjeta de crédito cayó 23 por ciento, explicado fundamentalmente por la caída del consumo durante la cuarentena.

Con respecto al uso de la tarjeta de débito, del total de los consumos, el 57,1 por ciento fueron extraídos del cajero, 39,6 por ciento se utilizaron para comprar y 3,2 por ciento se retiraron en efectivo en los comercios habilitados. Las compras con tarjeta de débito crecieron en su participación, lo que muestra un crecimiento en la bancarización en forma interanual.

“La tarjeta de débito es un producto que históricamente crece en transacciones. Las cuentas bancarias tienen una tarjeta de débito asociada y son un modo muy accesible de utilizar el saldo, ya sea por extracción o para compras. Si bien en este contexto algunas personas priorizan el uso de la tarjeta de débito frente al efectivo y crece su participación en el ecommerce, la caída del consumo generada por el Covid hizo que se desacelere su crecimiento”, afirmó Julián Ballarino, gerente de Relaciones Institucionales de Prisma Medios de Pago.

Fuente: Prisma Medios de Pago
Fuente: Prisma Medios de Pago

Cuando se analizan las compras con tarjeta de crédito, se desprende que se mantiene el volumen de compras en un pago mientras los planes de cuotas ceden ante los planes “Ahora”, que prácticamente duplican su participación alcanzando el 60 por ciento del total de operaciones.

Si se analiza la composición del volumen transaccionado en planes “Ahora” se nota una caída en los de 3 y 6 meses mientras crecen los de 12 y 18. Pasaron a representar el 52,41 por ciento y 26,31 por ciento el total, respectivamente.

La caída de participación y transacciones con tarjeta de crédito tiene múltiples explicaciones. Algunas de ellas son la adopción de los usuarios de una postura conservadora ante la incertidumbre generada por la pandemia

En términos de transacciones, el análisis refleja que el crecimiento de Ahora 12 y Ahora 18 es acompañado por los Planes de 7 a 12 cuotas mientras que el resto cayeron sensiblemente.

“La caída de participación y transacciones con tarjeta de crédito tiene múltiples explicaciones. Algunas de ellas son la adopción de los usuarios de una postura conservadora ante la incertidumbre generada por la pandemia, el agotamiento de crédito y que ciertas actividades donde la tarjeta de crédito es habitualmente utilizada, como turismo, se han visto muy afectadas por la coyuntura”, analizó Ballarino.

Y añadió: “Los planes de financiación gubernamentales ‘Ahora’ tienen tasas muy competitivas que hicieron que se sostenga la oferta de cuotas para planes largos”.

Variación de cantidad de tarjetas activas (Fuente: Prisma Medios de Pago).
Variación de cantidad de tarjetas activas (Fuente: Prisma Medios de Pago).

La medición de cantidad de tarjetas activas arrojó una caída del 6,34 por ciento del parque de tarjetas de crédito activas, el medio de pago electrónico más utilizado del país, y un crecimiento del 4,66 por ciento de las tarjetas de débito, explicado fundamentalmente por la universalización de las cuentas bancarias.

En tanto, la cantidad de tarjetas prepagas creció 73,37 por ciento, explicado fundamentalmente por los plásticos del programa AlimentAR.

“Pre-pandemia ya había un incremento en la mora y en la deuda con tarjetas de crédito. Por otra parte, el uso de débito como medio de pago se mantiene estable. El gran ganador de esta pandemia en fase de cuarentena son las fintech a través de las tarjetas prepagas con una fuerte participación a través de la tarjeta Alimentar”, le dijo a Infobae Damián Di Pace, especialista en consumo y autor del libro Economía de a pie.

En ese sentido, señaló que cuando se hace un análisis de los distintos medios de pagos, “la incertidumbre por parte de los diferentes agentes económicos en la familia determina que el uso de la tarjeta de crédito viene a la baja porque no hay un horizonte claro respecto del ingreso que haya en el futuro para poder pagarla”.

El Índice Prisma Medios de Pago es un estudio de mercado que utiliza como base la información estadística con la que cuenta la empresa a partir de los diferentes productos que administra, como la red de cajeros automáticos Banelco, el pago electrónico de impuestos y servicios en PagoMisCuentas, además de ponderarlo con información de mercado y estadísticas del Indec y del Banco Central.

Seguí leyendo:

Los bancos comenzaron a ponerle un tope a las compras en cuotas con tarjetas de crédito

Para recuperar la demanda, Aerolíneas Argentinas ofrecerá 20% de descuento y 12 cuotas para comprar pasajes

MAS NOTICIAS
COTIZACIÓN PRINCIPALES MONEDAS