Guido Sandleris (centro), presidente del BCRA.
Guido Sandleris (centro), presidente del BCRA.

El Banco Central adjudicó este martes unos $185.675 millones en las dos colocaciones del día de Letras de Liquidez (LELIQ), a una tasa promedio del 67,891% anual, equivalente a la de política monetaria.

En la rueda se registra un alza marginal de dos puntos básicos en la tasa que convalida la autoridad monetaria, que el lunes promedió 67,872 por ciento.

Este martes, el Central enfrentó vencimientos de LELIQ por un total de 203.510 millones de pesos. Ante la renovación parcial, la expansión monetaria superó los $21.000 millones, al adicionar el pago de intereses.

En una pequeña proporción la expansión de pesos vía LELIQ resultó esterilizada por las ventas de divisas que realiza el Tesoro. Por la oferta oficial de USD 60 millones en el mercado de cambios se absorbieron unos $2.550,4 millones, que quedaron depositados a la espera de que el Ministerio de Hacienda les dé algún destino y los vuelva a poner en circulación.

"Las subastas vendedoras del Tesoro, que van a parar a una cuenta en el BCRA, restan en la Base Monetaria hasta que Hacienda las aplique a algún gasto", comentó Leandro Ziccarelli, economista de CEPA (Centro de Economía Política Argentina).

"Hoy, la variable que está ajustando es la tasa de interés. Si bien estamos viendo un mercado cambiario con cierta estabilidad -lo llamamos 'estabilidad inestable'-, se debe a ventas del Tesoro y liquidación de divisas, fundamentalmente con una política monetaria que es muy dura. A pesar de esta estabilidad el Banco Central no puede bajar las tasas de interés", expresó el economista Martín Vauthier, director de EcoGo.

"Diría que el Banco Central desde febrero abandonó este esquema de control de agregados monetarios y hoy tiene un esquema directamente de control para que el tipo de cambio se escape", agregó Vauthier, en diálogo con FM Milenium.

El stock de LELIQ se redujo en $17.835 millones, a $1.054.000 millones ($1,05 billón), mientras que medido en dólares cedió 1,5%, a USD 24.858,5 millones, ante la leve baja del tipo de cambio, a $42,40 en el mercado mayorista.

"En lo local, el superávit primario le da aire al Gobierno, aunque el dólar y la tasa de LELIQ siguen dando batalla", consideraron desde Portfolio Personal Inversiones.

Las altas tasas de LELIQ se trasladaron parcialmente al resto del sistema financiero. La tasa Badlar, para depósitos de más de un millón de pesos, se situó en 48,12% anual en bancos privados.

En tanto, el rendimiento del plazo fijo para depósitos de hasta 59 días en bancos privados se ubicó en 46,02% anual.

Seguí leyendo: