El gol que dejó a River sin Copa de la Superliga: la jugada calcada de Atlético Tucumán y la lupa sobre las fallas

El tanto de Toledo en el Monumental

Un gol. La razón por la que River quedó eliminado de la Copa de la Superliga se reduce a la conquista de Javier Toledo, a los 5 minutos del segundo tiempo. Ese 1 en la victoria de River 4-1 sobre Atlético Tucumán, el grito en condición de visitante, significó el pasaje del "Decano" a las semifinales de la competencia y dejó al "Millonario" en las puertas de la hazaña, dado que había perdido por 3 a 0 en el encuentro de ida. A través de una pelota quieta, de laboratorio, el conjunto dirigido Ricardo Zielinski logró neutralizar la gran actuación del elenco de Núñez, que avasalló a su adversario, pero no pudo evitar ese toque en la línea que definió la serie.

¿Qué sucedió en el gol del alivio para Atlético, el tanto de la eliminación para River? Posando la lupa sobre la acción, pueden advertirse un par de fallas en la oposición del dueño de casa y el oficio y la astucia de los delanteros de la visita, ejecutores del plan. No hubo tareas de distracción ni cortinas en la acción; hubo dos futbolistas que se impusieron ante los otros… Otra vez. Igual que en Tucumán.

El córner desde el sector derecho, bien ejecutado, cayó en el primer palo, pero Marcelo Gallardo sabía que Leandro Díaz atacaba ese sector, por eso le puso dos hombres en su persecución: Matías Suárez y Milton Casco. Y Lucas Pratto, libre, podía sumarse. La previsión del técnico partió de la experiencia reciente. En el encuentro de ida, el 2-0 del "Decano" se había dado de la misma manera, Díaz había bajado la pelota en el primer palo y Toledo facturó.

Por eso la precaución extra, que no alcanzó: Díaz picó con decisión y se anticipó a sus perseguidores. En el medio esperaba el ex atacante de Rosario Central, apareado con Javier Pinola. Como dos titanes, los dos intentaron imponerse, los dos se tomaron. Pero acomodó mejor el cuerpo Toledo, que perdió al zaguero (¿se resbaló?) y empujó a la red. La imagen de la transmisión fue con Gallardo, quien evidenció una mueca de fastidio. Tal vez, porque sabía que podía suceder. Y sucedió.

El segundo gol de Atlético en Tucumán: idéntico en su concepción al que definió la llave

En el Monumental José Fierro, definió la acción con palomita. en el Monumental Antonio Vespucio Liberti, con un toque suave, con el pie derecho. Para ponerle la firma a una clasificación histórica con un gol de diseño, que salió dos veces.

SEGUÍ LEYENDO:

La clase de Matías Suárez y el golazo de taco de "Nacho" Fernández: así fue el primer tanto de River ante Atlético Tucumán

El increíble error ortográfico en la camiseta que usó River frente a Atlético Tucumán

MAS NOTICIAS

Te Recomendamos