REUTERS/Russell Cheyne Paul Pogba celebra tras anotar un gol
REUTERS/Russell Cheyne Paul Pogba celebra tras anotar un gol

El Manchester City deberá esperar a la próxima fecha para saber si será campeón de Inglaterra después de la victoria del Manchester United por 3-2 en su campo. Los ciudadanos no pudieron contra los de José Mourinho, pese a terminar el primer tiempo con una ventaja de 2-0.

Pep optó por prescindir  durante gran parte del encuentro de Sergio Agüero, quien se recuperaba de una lesión muscular, Kevyn De Bruyn y Gabriel Jesus en la alineación principal.

Los "Citiczens", que con el correr de los segundos se fue adueñando del primer tiempo, abreron el marcador a los 24 minutos. Por la banda derecha, el español David Silva se encargó de ejecutar el tiro de esquina que conectó de cabeza el belga Vincent Kompany.

El conjunto de Pep Guardiola volvió a golpear tras un mal saque del portero David De Gea. Una jugada combinada, y un lujo de İlkay Gündoğan para sacarse a un defensor de encima, le permitió estirar la ventaja cuatro minutos más tarde.

Los de José Mourinho, por el contrario, no lograron hacer pie en el Etihad Stadium en la primera mitad, en la que no incomodaron al brasileño Ederson.

REUTERS/Russell Cheyne
REUTERS/Russell Cheyne

Todo cambió en el segundo tiempo. A siete minutos del inicio, el Manchester United consiguió descontar con un tanto de Paul Pogba, quien recibió de cara al arco después de la asistencia de pecho de Ander Herrera dentro del área.

Sorpresivamente, a los 54, dos minutos después del descuento, el francés volvió a marcar para igualar el partido, que hasta ese momento, dominaba el conjunto "Blue".

24 minutos le bastaron al Manchester United para dar vuelta el marcador. Tras el doblete del ex mediocampista de la Juventus, Christopher Smalling se encargó de poner el 3-2 que le dio la victoria final a los de Mourinho.