Promesas cumplidas y fe popular: una muestra reúne bellas piezas de exvotos y joyería contemporánea

El Museo de Arte Popular José Hernández presenta “Verdadero es lo hecho”, una original exhibición que indaga sobre la tradición de generar pequeñas figuras con el objeto de servir como ofrendas

Una pieza de Helen Britton (Taller Eloi)
Una pieza de Helen Britton (Taller Eloi)

Un creyente pide un favor con las manos entrelazadas. Reza y llora para que su hija se cure. Un hombre se arrodilla e implora por ese amor tan renuente. A veces sus plegarias son en vano; otras, en cambio, resultan exitosas. Aquí entran en juego los exvotos, aquellos objetos preciosos de agradecimiento otorgados como ofrenda a cambio de un favor divino cumplido.

Dijes de manos, de ojos, de pulmones y hasta de cerebros y órganos sexuales. Sus diseños son a veces llamativos y alucinantes, y sus orígenes se remontan a las civilizaciones egipcias, mesopotámicas y precolombinas. Más tarde fueron incorporados como un símbolo recurrente del catolicismo.

La expo del MAP se puede visitar hasta el 18 de noviembre (Taller Eloi)
La expo del MAP se puede visitar hasta el 18 de noviembre (Taller Eloi)

En su libro Exvotos argentinos: un arte popular (Fondo Nacional de las Artes), el profesor e investigador de la Academia Nacional de Bellas Artes Sergio Barbieri -también dueño de la colección más grande de exvotos en el país- muestra pequeños brazos, piernas, cabezas, algunas vacas, casas… casi todos excluyentemente realizados en plata, contrario a lo que ocurre en México, por ejemplo, donde este arte se manifiesta en lo pictórico.

¿De qué manera estos objetos metálicos tan pequeños pueden tener tanta carga simbólica? Ésa es precisamente el interrogante que trata de responder Verdadero es lo hecho, una muestra del MAP (Museo de Arte Popular José Hernández, Libertador 2373) realizada con apoyo de Mecenazgo que expone cuatro cuerpos de obra que giran alrededor de un mismo tema: la materialización de un deseo.

Una obra de Iris Eichenberg (Taller Eloi)
Una obra de Iris Eichenberg (Taller Eloi)

Así se puede conocer una colección privada de exvotos argentinos de los siglos XIX y XX; I do not Wish, compuesta por obras de Iris Eichenberg; exvotos contemporáneos de los referentes de la joyería de 16 países; y Por gracias recibidas, exvotos contemporáneos de 15 artistas argentinos.

“Hay un promesante que pide a un santo que le conceda un favor y si este cumple con el pedido se le entrega a modo de agradecimiento un exvoto. Un platero tiene el trabajo de dar forma, de materializar ese agradecimiento. La joyería contemporánea es una disciplina artística que usa el cuerpo como soporte de la obra, este arte portable no tiene una función meramente estética o decorativa. Las obras son un anhelo, un concepto, un deseo vuelto materia”, explicó la curadora Jimena Ríos en diálogo con Infobae Cultura.

La maestra joyera Jimena Ríos es la curadora de esta muestra (Taller Eloi)
La maestra joyera Jimena Ríos es la curadora de esta muestra (Taller Eloi)

Ríos (Mendoza, 1981) estudió joyería en la Escola Massana, Barcelona y en Alchimia, Florencia, Italia. En 2013 fundó el Taller Eloi en Buenos Aires, Argentina, para enseñar el oficio de joyería y organizar workshops y actividades para dar a conocer la disciplina. Estuvo a cargo de esta misma muestra en la Galería Platina de Estocolmo, Suecia, y en el Museo de la Ciudad en Valencia, España. En 2019 publicó Por gracias recibidas: Exvotos de joyeros contemporáneos (Taller Eloi).

Los exvotos populares argentinos y la joyería contemporánea despiertan la misma incógnita y presentan una confrontación con el espectador: su significado. No cumplen la misma función social pero son el producto de un deseo materializado: fueron realizados con las técnicas de un mismo oficio y tienen algo para decir. Es que los exvotos no son joyas pero sus materiales, concepto, tamaño y valor simbólico los vuelven un objeto precioso que invita a ser mirado como si fueran joyas.

Maria Nuutinen, Told by a Dream, 2018 (Taller Eloi)
Maria Nuutinen, Told by a Dream, 2018 (Taller Eloi)

“En los exvotos tradicionales el joyero materializa el agradecimiento y su pieza entabla el diálogo directo con el santo; en este caso el joyero es el hacedor de su propio concepto”, ahondó Ríos. “Los joyeros que participaron de este proyecto se inspiran en ese proceso, no en las características estéticas del exvoto popular: el joyero es el intermediario entre la divinidad y el promesante, y tiene la oportunidad de materializar un agradecimiento”.

La joyería contemporánea, a diferencia de la tradicional, tiene un concepto detrás que se transforma en materia. Así, las joyas conforman un medio para entablar una conversación. En las piezas que se exhiben en el MAP, el diálogo empieza con un agradecimiento; en este caso promesante y joyero son la misma persona. El anhelo que hay detrás de esa materialidad es lo que da riqueza a los exvotos, tanto a los contemporáneos como a los tradicionales, como explica Ríos en su texto curatorial. La fuerza simbólica une estos dos mundos.

Las partes del cuerpo son imágenes que se repiten en los exvotos. Aquí, un corazón de Helen Britton (Taller Eloi)
Las partes del cuerpo son imágenes que se repiten en los exvotos. Aquí, un corazón de Helen Britton (Taller Eloi)

“Durante muchos años fui buscando en distintas exposiciones y publicaciones piezas que para mí evocaran la misma devoción al mirarlas que los exvotos, y así fue como convoqué a los artistas y les hice el pedido particular de cada pieza”, relató a este medio.

La primera propuesta es I do not Wish, de Iris Eichenberg (Alemania) con quince exvotos contemporáneos. Sus piezas incluyen manos y lenguas en distintos gestos y en distintas condiciones, tipologías muy usadas en los exvotos clásicos pero que en este caso perturban, inquietan y generan el espacio suficiente para que quien las vea pueda apropiárselas o al menos llenarse de preguntas.

Un colgante con una mano pequeña con gemas, por Mielle Harvey (Taller Eloi)
Un colgante con una mano pequeña con gemas, por Mielle Harvey (Taller Eloi)

“Entro en un contexto donde hay una discusión empezada. Este tema es un discurso presente en América del Sur. Para ser parte de este discurso no puedo simplemente apropiarme de partes de él. Reunir a joyeros con diferentes puntos de vista pero con un abordaje similar de los objetos amplía y hace más atractiva la conversación que si aislamos algunos aspectos del trabajo", reflexionó Eichenberg.

La segunda incorpora obras escogidas de los principales referentes de la joyería del mundo que materializan deseos y anhelos: Rodrigo Acosta Arias, Célio Braga, Helen Britton, Eija Mustonen,, Helena Lehtinen, Maria Nuutinen, Åsa Elmstam, Hanna Hedman, Catarina Silva, Tereza Seabra, Marta Costa Reis, Pilar Cotter, Catalina Gibert, Ana Carolina Escobar, Gabriela Cohn, Shinji Nakaba, Carolina Hornauer, Walka, Monika Brugger, Mielle Harvey, Shelly Mc Mahon, Caroline Broadhead, Lucy Saarnel, Manon von Kouswijk, Anastasia Young, Jane Dodd, Lori Talcott y Jorge Manilla.

“Las piezas entablan una conversación entre ellas, comparten el objetivo de volver material algo más allá de lo que percibimos a simple vista", dijo la curadora (Taller Eloi)
“Las piezas entablan una conversación entre ellas, comparten el objetivo de volver material algo más allá de lo que percibimos a simple vista", dijo la curadora (Taller Eloi)

Por gracias recibidas es la tercera propuesta. Jorge Castañón, Maria Laura Licandro Alcántara, Rita Bamidele Hampton, Patricia Tewel, Carolina Luzardo, Lourdes Chicco Ruiz, Paula Gallardo, Victoria Baquero, Sol Ríos, Gabriela Andreacchio, Paula Giménez, Paula Martini, Corina Mascotti, Mónica Lecouna y Gabriela Marcos son los artistas que participan. Contará además con una colección privada de exvotos tradicionales argentinos de los siglos XIX y XX.

“Las piezas entablan una conversación entre ellas, comparten el objetivo de volver material algo más allá de lo que percibimos a simple vista y, sobre todo, invitan al espectador a conversar”, observó la curadora. “Por primera vez en Argentina podemos ver a los principales referentes de esta disciplina en una misma exposición y que haya un hilo conductor con un anclaje en una tradición popular nos acerca a lo que estamos mirando, a este arte que para muchos es un descubrimiento”.

Una obra de Shinji Nakaba (Taller Eloi)
Una obra de Shinji Nakaba (Taller Eloi)

*MAP Museo de Arte Popular José Hernández, Av. del Libertador 2373 / Cierre: lunes 18 de noviembre de 2019 / Horario de visita a la muestra: lunes, miércoles, jueves y viernes desde las 12 a las 19 hs; sábados y domingos desde las 10 a las 20 hs. Martes, cerrado al público / Entrada general: $50. Jubilados, personas con discapacidad y estudiantes con acreditación: gratis. Miércoles: entrada libre y gratuita.

SEGUÍ LEYENDO

TE PUEDE INTERESAR