(Captura de video)
(Captura de video)

El reconocido editor catalán Claudio López Lamadrid (Barcelona, 1960), quien era director editorial de la división en español del gran grupo editorial Penguin Random House, el mayor en lengua castellana, murió hoy viernes a los 58 años a causa de un infarto cerebral.

Tuitero activo, el suyo era un nombre destacado del mundo editorial y así se está sintiendo ya su ausencia en las redes sociales, con lectores y escritores que lamentan su muerte y la pérdida de alguien tan importante para la literatura en castellano.

López Lamadrid, que pertenecía a una familia aristocrática ligada al mundo editorial español-era hijo mayor del tercer marqués de Lamadrid-, era el director de PRH desde el año 2000, y por lo tanto era el responsable de las estrategias comerciales y los planes editoriales tanto de España como de América Latina, cuyos países visitaba con regularidad. "Latinoamérica sigue siendo el presente de la edición en lengua castellana", declaró recientemente.

López Lamadrid inició su carrera como editor en París con Christian Bourgois y después trabajó durante 10 años en Tusquets Editores, la editorial de su familia, para luego formar parte del proyecto del sello Galaxia Gutenberg de Círculo de Lectores, junto con su gran amigo Ignacio Echevarría. En 1997 fue nombrado Director literario de Grijalbo, que más tarde adquirió Mondadori, después Random House y por último Penguin. Desde entonces había formado parte del grupo editorial siempre al frente del área literaria.

Editor y traductor, padre de dos hijos, López Lamadrid fue el responsable de difundir en nuestro idioma la obra del estadounidense David Foster Wallace y el Nobel J. M. Coetzee, además de ser fundamental en la edición de la obra del español Javier Cercas.

 

SEGUIR LEYENDO: