El rover ExoMars europeo-ruso, llamado Rosalind Franklin llegará a Marte en 2022, dos años después de lo previsto, a causa del coronavirus (ESA)
El rover ExoMars europeo-ruso, llamado Rosalind Franklin llegará a Marte en 2022, dos años después de lo previsto, a causa del coronavirus (ESA)

Según un comunicado conjunto de la agencia rusa Roskosmos y de la Agencia Espacial Europea (ESA), la partida del robot ExoMars hacia Marte está programada ahora para agosto o septiembre de 2022, en lugar del verano boreal de 2020 como estaba previsto inicialmente.

Símbolo de la cooperación entre Rusia y la Unión Europea en tiempos de fuertes tensiones diplomáticas, ExoMars aspira a perforar suelo marciano en busca de signos de vida pasada en el planeta rojo.

Los directores de las dos agencias espaciales llegaron a la conclusión de que se necesitan "nuevas pruebas de la nave espacial con los componentes y el software definitivo".

Asimismo, “han tenido que reconocer que la fase final de ExoMars se ve comprometida por el agravamiento general de la pandemia (de COVID-19) en los países europeos”.

Modelo de tamaño completo del módulo de entrada, descenso y aterrizaje de ExoMars, visto durante una conferencia de prensa en la Agencia Espacial Europea (REUTERS/Kai Pfaffenbach/File Photo)
Modelo de tamaño completo del módulo de entrada, descenso y aterrizaje de ExoMars, visto durante una conferencia de prensa en la Agencia Espacial Europea (REUTERS/Kai Pfaffenbach/File Photo)

Según el director de Roskomos, Dmitri Rogozine, la decisión fue “difícil pero bien ponderada”. Su motivación principal es “la necesidad de maximizar la solidez de todos los sistemas de ExoMars y las circunstancias relacionadas con la pandemia", afirmó, según el comunicado.

La situación en Europa “prácticamente impidió a nuestros expertos visitar las industrias asociadas”, explicó.

El jefe de la ESA, Jan Wörner, precisó por su parte que quiere “estar 100% seguro de que la misión tendrá éxito”.

La situación en Europa “prácticamente impidió a nuestros expertos visitar las industrias asociadas”, explicó el director de Roskomos, Dmitri Rogozine (AP)
La situación en Europa “prácticamente impidió a nuestros expertos visitar las industrias asociadas”, explicó el director de Roskomos, Dmitri Rogozine (AP)

No podemos permitir ningún margen de error. Más verificaciones garantizarán un viaje seguro y los mejores resultados científicos en Marte”, afirmó.

Rusia suministra el lanzador, el módulo de descenso (con elementos europeos como los paracaídas) y la plataforma de aterrizaje para ExoMars, mientras que el robot es europeo.

Tendrá que perforar el suelo marciano y tratar de encontrar signos de vida pasada en el planeta rojo.

Despegue de la misión ExoMars 2016, que partió a buscar pruebas de vida en Marte
Despegue de la misión ExoMars 2016, que partió a buscar pruebas de vida en Marte

Problemas con el paracaídas

En agosto de 2019, la ESA ya había reconocido que persistían los problemas con el sistema de paracaídas de la misión, por lo que se temía un aplazamiento.

A inicios de agosto fracasó un ensayo sobre el más grande los cuatro paracaídas encargados de permitir la llegada del robot y del modulo de aterrizaje. Otra prueba, a fines de mayo, en los cuatro paracaídas tampoco tuvo éxito.

Según Roskosmos y la ESA, “las últimas pruebas de extracción dinámica de los paracaídas ExoMars se realizaron con éxito en el laboratorio de la NASA” y “los principales paracaídas están listos para las dos últimas pruebas de caída a gran altura en marzo en Oregon, Estados Unidos”.

El cohete que emprendió la misión Exomars en 2016 (EFE)
El cohete que emprendió la misión Exomars en 2016 (EFE)

"Todo el equipo de vuelo necesario se ha integrado" en el cohete ruso Proton y el robot "ha pasado recientemente las pruebas en Francia", añadieron las dos agencias.

Marte posee una atmósfera muy tenue y el sistema de frenado de los aterrizadores debe ser muy eficaz. Hasta ahora, Estados Unidos es el único país que ha logrado que los robots funcionen con éxito en ese planeta.

En octubre de 2016, en el marco de la primera parte de la misión ExoMars, Europa había fracasado en el aterrizaje de un demostrador de este mecanismo.

Las últimas pruebas de extracción dinámica de los paracaídas ExoMars se realizaron con éxito en el laboratorio de la NASA (AP)
Las últimas pruebas de extracción dinámica de los paracaídas ExoMars se realizaron con éxito en el laboratorio de la NASA (AP)

ExoMars será la primera misión en buscar signos de vida a profundidades de hasta dos metros bajo la superficie marciana”, subrayaron Roskosmos y la ESA.

Este aplazamiento de ExoMars se produce en momentos en que los astronautas que se preparan para partir el 9 de abril hacia la Estación Espacial Internacional (ISS) fueron confinados por el nuevo coronavirus en su centro de entrenamiento cerca de Moscú, para no correr el riesgo de ser contaminados por el nuevo coronavirus, pandemia que ya presenta casos en 151 países y más de 156 mil contagios.

Con información de AFP

SEGUÍ LEYENDO: