“Culto a la personalidad”: la ácida crítica de Salvador García Soto a la celebración de AMLO en el Zócalo

El periodista equiparó el actuar del mandatario en este tipo de eventos con el de un líder “fuerte y popular”

García Soto aseguró que AMLO inicia su cuarto año de gobierno fortalecido por lo que se vivió ayer “visto desde la perspectiva de líder popular y de masas." (FOTO: DANIEL AUGUSTO /CUARTOSCURO.COM)
García Soto aseguró que AMLO inicia su cuarto año de gobierno fortalecido por lo que se vivió ayer “visto desde la perspectiva de líder popular y de masas." (FOTO: DANIEL AUGUSTO /CUARTOSCURO.COM)

El festejo del presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO) por sus tres años de gobierno ha sido fuertemente criticado debido a la cantidad de asistentes, la falta de medidas sanitarias y porque algunos consideran que los resultados hasta el momento no son motivo de celebración.

En este contexto, el periodista Salvador García Soto explicó en su columna Serpientes y Escaleras, lo que representa la celebración del tabasqueño en el Zócalo de la Ciudad de México (CDMX) que tuvo un fuerte poder de convocatoria al reunir a 250 mil personas.

“Esa es la imagen que ayer se vio en el Zócalo de la Ciudad de México, que se explica por un fenómeno de “culto a la personalidad” que rodea a un festejo como el que ayer convocó y organizó la Presidencia de la República con dinero del erario federal y con el apoyo de gobernadores, alcaldes y dirigentes morenistas que se encargaron de abarrotar la plancha de concreto, con todo y acarreo en cientos de camiones y microbuses que llegaron de distintos estados de la República”
Fue así que ironizó con que los primeros tres años del gobierno de López Obrador se catalogarían como “exitosos” si se mide únicamente por sus habilidades propagandísticas, el posicionamiento de su discurso y su capacidad de movilizar a la gente, tal como sucedió este miércoles. (Foto: AP/Marco Ugarte)
Fue así que ironizó con que los primeros tres años del gobierno de López Obrador se catalogarían como “exitosos” si se mide únicamente por sus habilidades propagandísticas, el posicionamiento de su discurso y su capacidad de movilizar a la gente, tal como sucedió este miércoles. (Foto: AP/Marco Ugarte)

Fue así que ironizó con que los primeros tres años del gobierno de López Obrador se catalogarían como “exitosos” si se mide únicamente por sus habilidades propagandísticas, el posicionamiento de su discurso y su capacidad de movilizar a la gente, tal como sucedió este miércoles.

Y es que desde el martes, el mandatario mexicano adelantó que habría música y “rumba” en el festejo para la gente, que a su parecer, es muy responsable, pues ya están vacunados y se van a seguir cuidando, pero cuando se le cuestionó sobre los protocolos sanitarios, López Obrador aseguró que el uso de cubrebocas no sería obligatorio, pues los ciudadanos podrán decidir si se sienten “protegidos” con dicho aditamento.

“El que quiera llevar cubrebocas lo pueda hacer, si él considera que se protege, lo puede hacer, pero acuérdense, desde que inició la pandemia y desde antes, nosotros estamos en contra del autoritarismo, prohibido prohibir, aquí no ha habido ni habrá toque de queda”

García Soto aseguró que AMLO inicia su cuarto año de gobierno fortalecido por lo que se vivió ayer “visto desde la perspectiva de líder popular y de masas”, pues representa un respaldo por parte de gente que celebró su discurso en el que aseguró que la corrupción ya fue erradicada junto con la mejora en el sistema de salud.

Es así, que existen dos realidades de un mismo hecho, por una parte está López Obrador como un líder fuerte y popular, carismático que es aclamado por el pueblo y sus seguidores, que además, cuenta con el respaldo de la Secretaría de Defensa Nacional (Sedena) y por el otro, los datos e indicadores que muestran la realidad del país que incomodan al presidente, es la información que existe, pero de la que no se habla en discursos como el de ayer o en las conferencias matutinas. (Foto: REUTERS/Henry Romero)
Es así, que existen dos realidades de un mismo hecho, por una parte está López Obrador como un líder fuerte y popular, carismático que es aclamado por el pueblo y sus seguidores, que además, cuenta con el respaldo de la Secretaría de Defensa Nacional (Sedena) y por el otro, los datos e indicadores que muestran la realidad del país que incomodan al presidente, es la información que existe, pero de la que no se habla en discursos como el de ayer o en las conferencias matutinas. (Foto: REUTERS/Henry Romero)

Y esto es algo que tiende a hacer el presidente, hablar de “otros datos” y nunca darlos, pues de ser así, habría un verdadero problema con lo que celebra y lo que realmente sucede en el país.

El columnista explicó que puede que el Jefe del Ejecutivo no sea una persona corrupta, sin embargo, quienes lo rodean ya han tenido indicios de serlo al participar en actos de esta índole, como sus hermanos recibiendo dinero en efectivo o el reciente escándalo de sus hijos beneficiándose del programa “Sembrando Vida”.

“Y en las dependencias y secretarías hay una corrupción hormiga que se refleja lo mismo en contratos directos por adjudicación a empresas fantasma que en la persistencia de “mordidas” o “comisiones”

Es así, que existen dos realidades de un mismo hecho, por una parte está López Obrador como un líder fuerte y popular, carismático que es aclamado por el pueblo y sus seguidores, que además, cuenta con el respaldo de la Secretaría de Defensa Nacional (Sedena) y por el otro, los datos e indicadores que muestran la realidad del país que incomodan al presidente, es la información que existe, pero de la que no se habla en discursos como el de ayer o en las conferencias matutinas.

Para el evento, el Gobierno Federal le pidió a la administración de la CDMX que instalara baños y agua para este evento. “La gente muy solidaria y cariñosa, aplica que amor con amor se paga, estoy muy satisfecho, muy contento”, concluyó AMLO. (Foto: AP/Marco Ugarte)
Para el evento, el Gobierno Federal le pidió a la administración de la CDMX que instalara baños y agua para este evento. “La gente muy solidaria y cariñosa, aplica que amor con amor se paga, estoy muy satisfecho, muy contento”, concluyó AMLO. (Foto: AP/Marco Ugarte)

“Cada palabra del mensaje político de ayer en el Zócalo pasó por el tamiz de la adoración y aclamación al líder” concluyó García Soto.

En tanto, el presidente López Obrador, expresó que se siente muy “contento y conmovido” respecto al evento y al cariño que recibió durante su tercer informe de Gobierno de este miércoles.

“Estoy muy contento por los que participaron ayer en el informe que se rindió en el Zócalo; Zócalo democrático. Los que no pudieron venir, por muchas razones, fueron recordados, ya sabemos que contamos con el apoyo de la mayoría de los ciudadanos”

Para el evento, el Gobierno Federal le pidió a la administración de la CDMX que instalara baños y agua para este evento. “La gente muy solidaria y cariñosa, aplica que amor con amor se paga, estoy muy satisfecho, muy contento”, concluyó AMLO.

SEGUIR LEYENDO:

TE PUEDE INTERESAR