A finales de mayo se llevó a cabo una boda que fue portada de todos los diarios, revistas políticas y del corazón: la unión entre Gonzalo Zabala y Mar Collado, hija de Juan Collado, mejor conocido como “El abogado del poder”. La fiesta fue todo un acontecimiento ya que asistió la cúpula de la política y del jet set mexicano.

Entre los famosos y poderosos invitados estuvieron el ex presidente Enrique Peña Nieto y su novia Tania Ruiz, el ex líder del sindicato petrolero Carlos Romero Deschamps, el ex Ministro de la Suprema Corte de Justicia (SCJN) Eduardo Medina Mora, Rosario Robles ex secretaria de la Secretaría de Desarrollo Social (Sedesol), entre otros políticos y funcionarios públicos, además del famoso intérprete español Julio Iglesias, quien incluso cantó su popular tema “Abrázame” a la pareja de recién casados.

No era el primer gran evento a donde confluían los poderosos, sin embargo había una gran diferencia. Hacía cuatro meses que Andrés Manuel López Obrador y un nuevo partido habían tomado el control de la presidencia. Ya no detentaban las riendas del país.

Ahora varios de los asistentes se encuentran relacionados con escándalos financieros, otros renunciaron a sus puestos y los más desafortunados están presos.

(Infografía: Jovani Silva/ Infobae)
(Infografía: Jovani Silva/ Infobae)

Las detenciones de Juan Collado y Rosario Robles

FOTO: FRANCISCO RODRÍGUEZ /CUARTOSCURO
FOTO: FRANCISCO RODRÍGUEZ /CUARTOSCURO

Apenas había pasado poco más de un mes de la boda, cuando ocurrió lo impensable: Juan Ramón Collado Mocello, “El abogado del poder”, era arrestado por elementos de la Fiscalía General de la República (FGR) en un restaurante de la Ciudad de México por su presunta responsabilidad en los delitos de delincuencia organizada y lavado de dinero. Esa misma tarde fue internado en el Reclusorio Norte de la Ciudad de México.

Fue el inicio de la pesadilla para muchos asistentes a la fiesta que empezó a ser nombrada como “La boda maldita”.

Días después de la reclusión de Juan Collado, otra de las polémicas invitadas a la fiesta fue capturada: Rosario Robles. La ex secretaria de Desarrollo Social fue detenida el pasado martes 13 de agosto durante una audiencia en la que Robles Berlanga se defendía de las acusaciones del ejercicio indebido del servicio público por los desvíos millonarios en “La Estafa Maestra”.

Rosario Robles está actualmente detenida acusada de desvío de recursos (Foto: Cuartoscuro)
Rosario Robles está actualmente detenida acusada de desvío de recursos (Foto: Cuartoscuro)

La también ex jefa de gobierno de la Ciudad de México fue trasladada ese mismo día al centro femenil de Santa Martha Acatitla, toda vez que el juez Felipe de Jesús Delgadillo Padierna, ante el posible riesgo de fuga de la ex funcionaria.

Dentro de esa audiencia, Rosario Robles reveló que informó al entonces presidente Enrique Peña Nieto y al ex candidato presidencial José Antonio Meade, de las irregularidades financieras que había en la Sedesol y en la Secretaría de Desarrollo Agrario, Territorial y Urbano (Sedatu) las cuales habían sido notificadas por la Auditoría Superior de la Federación (ASF).

Los señalamientos contra Enrique Peña Nieto

El expresidente, Enrique Peña Nieto, junto a su novia Tania Ruiz durante la boda de la hija del abogado, Juan Collado (Foto: Instagram @taniaruize)
El expresidente, Enrique Peña Nieto, junto a su novia Tania Ruiz durante la boda de la hija del abogado, Juan Collado (Foto: Instagram @taniaruize)

Sobre el ex presidente Enrique Peña Nieto, quien también asistió a la boda de Mar Collado, existen otros fuertes señalamientos que lo vinculan con la rampante corrupción en Petróleos Mexicanos (Pemex), la Casa Blanca, derroches millonarios e incluso, la acusación del ex gobernador de Veracruz, Javier Duarte, de que el ex mandatario le dio una suma de dinero en compensación por la “persecución de la que era objeto”.

El pasado 26 de agosto, el titular de la Unidad de Inteligencia Financiera (UIF) de la Secretaría de Hacienda, Santiago Nieto, aseguró en una entrevista con Aristegui Noticias, que no es posible que el ex mandatario desconociera los actos de corrupción que se llevaban a cabo en su gobierno, e incluso reveló que ya eran investigadas las cuentas del ex mandatario.

El poderoso líder petrolero

El líder petrolero, Carlos Romero Deschamps (Foto: Especial)
El líder petrolero, Carlos Romero Deschamps (Foto: Especial)

Otro de los invitados a la boda fue el dirigente del Sindicato de Trabajadores Petroleros de la República Mexicana (STPRM), Carlos Romero Deschamps, quien renunció este miércoles 16 de octubre a su cargo, luego de que se confirmara que existen al menos nueve denuncias en su contra ante la FGR,la UIF y en la Secretaría de la Función Pública.

A la par de su puesto como líder sindical, fue tres veces Diputado y dos veces Senador de la República, sin importar que en numerosas ocasiones, había sido señalado de corrupción y de enriquecerse a costa de su cargo.

En el año 2000, Romero Deschamps estuvo involucrado en el caso Pemexgate, en el cual se realizó el desvío de al menos 500 millones de pesos del fondo del sindicato de Pemex a la campaña presidencial del priista Francisco Labastida Ochoa.

Y aunque en el 2003, la entonces Procuraduría General de la República inició un proceso judicial por el delito de peculado electoral, el proceso fue suspendido en 2006 por falta de pruebas y en el 2011 fue dado por finalizado de manera inapelable.

Romero Deschamps comía con Juan Collado en un lujoso restaurante cuando el abogado fue detenido y de acuerdo con versiones periodísticas, Carlos Romero pensó que el operativo era para arrestarlo a él.

En los últimos días han surgido los rumores de que Romero Deschamps dejará la dirigencia del poderoso sindicato de Pemex y este miércoles 16 de octubre, el periódico Reforma aseguró que sus cuentas, así como la de su esposa e hijos habían sido congeladas por la Unidad de Inteligencia Financiera (UIF), lo cual fue desmentido este miércoles por el presidente Andrés Manuel López Obrador.

El ministro que se vio obligado a dejar su cargo

FOTO: MISAEL VALTIERRA / CUARTOSCURO
FOTO: MISAEL VALTIERRA / CUARTOSCURO

De manera sorpresiva, el pasado 3 de octubre, Eduardo Medina Mora, ministro de la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) renunciaba a su cargo, lo hizo mediante una escueta carta dirigida al presidente López Obrador, sin dar mayores explicaciones.

Al día siguiente, el propio mandatario reveló que Medina Mora estaba siendo investigado por el delito de lavado de dinero por supuestas transferencias millonarias en Reino Unido y Estados Unidos, que se estima, superan los más de 100 millones de pesos. El 8 de octubre, el Senado aprobó la renuncia del ministro, quien también fue uno de los flamantes invitados a la boda de Mar Collado.

En su columna en el periódico El Universal, el periodista Carlos Loret de Mola reveló que Medina Mora recibió un mensaje desde la élite del Ejecutivo: renuncia a tu asiento en la Suprema Corte de Justicia de la Nación o los procesos que se han abierto en la Unidad de Inteligencia Financiera y la Fiscalía General de la República conducirán a tu encarcelamiento y al de tus hermanos. El periodista señala que Medina Mora aceptó y fue cuando sobrevino su dimisión.

Alberto Elías Beltrán

Alberto Elías Beltrán, ex procurador General de la República, fue acusado del lavado de 100 millones de pesos (Foto: Twitter @FGRMexico)
Alberto Elías Beltrán, ex procurador General de la República, fue acusado del lavado de 100 millones de pesos (Foto: Twitter @FGRMexico)

Otro de los convidados a la glamurosa fiesta fue el ex titular interino de la entonces PGR (hoy Fiscalía General de la República) en el tramo final del sexenio de Enrique Peña Nieto, Alberto Elías Beltrán.

El ex funcionario fue señalado por el ex gobernador de Veracruz Javier Duarte, de haber sido extorsionado por el entonces procurador para que le reclasificaran el delito de delincuencia organizada y dejaran en paz a su familia.

Duarte de Ochoa aseguró en entrevista con el periódico Reforma que informó de la situación al entonces presidente Enrique Peña Nieto, ya que el mismo “apoyo económico” que el mandatario le había dado como “compensación” se lo había tenido que dar a Elías Beltrán.

El 1 de octubre, la periodista Azucena Uresti reveló en Milenio TV que Elías Beltrán y su esposa Marcela Kuchle López, estaban bajo la lupa de Hacienda y estaban siendo investigados por el delito de lavado de dinero, debido a que ésta última posee un departamento de 412 metros cuadrados en el exclusivo conjunto residencial Bosques de Santa Fe, el cual compró por 35 millones de pesos.

El inmueble fue adquirido el 9 de agosto de 2016, año en que se hicieron diversos movimientos financieros en las cuentas bancarias de Kuchle, que sumarían alrededor de 100 millones de pesos provenientes de varios despachos de abogados.

Tres meses antes de que Marcela Kuchle comprara el departamento de Bosques de Santa Fe, ella y su suegra, María Elena Beltrán Ferrara, fundaron el despacho Kuchle y Asociados, el cual recibió, de manera presuntamente sospechosa, desde junio de 2016 y hasta la fecha 98.09 millones de pesos.

Los excesivos montos de dinero llamaron la atención de la Unidad de Inteligencia Financiera, la cual presentó una denuncia penal en contra de Alberto Elías Beltrán y su esposa ante la Fiscalía General de la República.

Otros polémicos invitados

Raúl Salinas de Gortari (Foto: Archivo)
Raúl Salinas de Gortari (Foto: Archivo)

En la “boda maldita” también estuvieron presentes otros cuestionados miembros de la política mexicana como el hermano del ex presidente Carlos Salinas y cliente de Juan Collado, Raúl Salinas de Gortari; el ex titular de la Comisión Federal de Electricidad (CFE) Enrique Ochoa Reza, el muy señalado ex líder nacional del Partido Revolucionario Institucional (PRI) Manlio Fabio Beltrones, así como el ministro de la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) Luis María Aguilar, Ministro de la SCJN.

MÁS DE ESTE TEMA: