Roger Federer luego de su victoria ante Marton Fucsovics en el Abierto de Autralia. Foto: REUTERS/Issei Kato
Roger Federer luego de su victoria ante Marton Fucsovics en el Abierto de Autralia. Foto: REUTERS/Issei Kato

Las leyendas Roger Federer (número 3 del ranking de la ATP) y Novak Djokovic (2) saldaron con gran superioridad sus duelos de los octavos de final del Abierto de Australia en una jornada en la que se despidió del torneo la sensación de 15 años Coco Gauff.

Nole no tembló para derrotar al argentino Diego Schwartzman (14º ATP) por 6-3, 6-4 y 6-4, y pasa a los cuartos de final, donde se enfrentará al canadiense Milos Raonic (35°).

Diego es un muy buen jugador. Sabía que no tenía que dejarle tiempo y quería hacerle venir de vez en cuando hasta la red”, comentó el serbio, quien no ha perdido un set desde el tercero de su compromiso de la primera ronda contra Jan-Lennard Struff (37°).

Frente a Raonic “será muy diferente”. “Es uno de los jugadores más físicos del circuito: tengo que estar preparado para devolver los misiles que me van a caer”, concluyó.

Novak Djokovic y Diego Schwartzman en los octavos de final del Abierto de Australia. Foto: REUTERS/Issei Kato
Novak Djokovic y Diego Schwartzman en los octavos de final del Abierto de Australia. Foto: REUTERS/Issei Kato

Por su parte, a Roger Federer le hizo falta un set para tomar la medida al húngaro Marton Fucsovics, 67º mundial, al que derrotó por 4-6, 6-1, 6-2 y 6-2. “El principio fue complicado, creo que él ha jugado bien. Por mi parte he perdido un poco la confianza desde el fondo de la pista tras mi partido contra John Millman (que ganó en el supertiebreak del quinto set). Pero he encontrado las sensaciones en el debut del segundo set y enseguida todo ha ido mejor”, señaló la leyenda de 38 años.

Siete veces ganador del primer Grand Slam del año, Federer jugará los cuartos de final en Melbourne por decimoquinta vez (récord) y el 57º de Gran Slam (récord también) ante el estadounidense Tennys Sandgren (100º), que batió al italiano Fabio Fognini (N.12); por 7-6 (7/5), 7-5, 6-7 (2/7) y 6-4.

En categoría femenina, la estrella local y número 1 mundial Ashleigh Barty batió a la estadounidense Alison Riske (N.18) por 6-3, 1-6 y 6-4. “Lo único que tenía que hacer era engancharme e intentar darme una oportunidad”, dijo sobre la derrota del segundo set. En la siguiente fase se encontrará con la checa Petra Kvitova (N.8), que la eliminó en la misma ronda el año pasado.

La felicidad de Ashleigh Barty en Melbourne. Foto: REUTERS/Issei Kato
La felicidad de Ashleigh Barty en Melbourne. Foto: REUTERS/Issei Kato

Antes, la prodigiosa Coco Gauff, 67ª jugadora de la WTA, fue eliminada por su compatriota Sofia Kenin (15ª); 6-7 (5/7), 6-3 y 6-0. La quinceañera, que había eliminado a Venus Williams y a la defensora del título Naomi Osaka, se fue con el consuelo de haber mejorado “mucho” durante su semana en Melbourne. “Ahora soy capaz de dar la vuelta a una situación, como en segunda ronda ante Sorana Cirstea. Lo que hago a los 15 años no está mal, pero tengo mucho más y puedo hacerlo mejor. Estoy todavía lejos de mi mejor nivel”, señaló la adolescente.

Kenin, de 21 años y nacida en Moscú, se mostró orgullosa de su triunfo: “Fue un gran partido contra una gran jugadora, esta victoria quiere decir muchas cosas sobre mí”. Jugará en cuartos con la tunecina Ons Jabeur (78ª), gran sorpresa del torneo y que se convirtió en la primera jugadora del mundo árabe en alcanzar esta ronda en un Grand Slam.

El lunes continuarán los octavos de final, con todas las miradas puestas en el duelo entre el número 1 mundial Rafael Nadal y la polémica estrella local Nick Kyrgios.

Más sobre este tema