Comerciantes se enfrentan a policías en Bogotá por nueva cuarentena

Las protestas se dan en rechazo a las nuevas medidas que tomó el distrito para este fin de semana con el fin de evitar contagios de covid-19, en el tercer pico de la pandemia.

Este jueves 15 de abril, se presentaron enfrentamientos entre comerciantes que salieron a protestar por la cuarentena del fin de semana en Bogotá y varios policías en el barrio 12 de Octubre localidad de Barrios Unidos.

Twitter

Así mismo, se presentan protestas con bloqueo de vías frente al CAI las Ferias y comerciantes también se encuentran bloqueando vías en la glorieta de la av. Américas con av. Cali, sur de Bogotá. Se suspende temporalmente la operación en Portal Américas, solo se tiene paso en sentido Sur- Norte. Se cierran Patio Bonito, Biblioteca Tintal y TV.86, continúan retornos en Banderas hacia oriente.

Desde muy temprano varios comerciantes bloquearon la avenida NQS, a la altura de la calle 75, en rechazo a los confinamientos que decretó esta semana la Alcaldía Mayor de la capital para enfrentar la pandemia y su tercer pico. Debido a las protestas, el sistema de transporte masivo de Bogotá, TransMilenio, tuvo que cerrar las estaciones Avenida Chile y NQS Calle 75.

Malestar entre los comerciantes por nuevo cierre de la ciudad

Después de analizar el acelerado incremento de contagios y ocupación de camas UCI en Bogotá, el Comité Epidemiológico Nacional, en cabeza de la alcaldesa Claudia López, y el ministro de Salud, Fernando Ruiz, determinó que es necesario decretar una nueva cuarentena general este fin de semana desde el próximo jueves a la media noche hasta el próximo lunes 19 de abril, a las 4:00 a.m.

La medida que han llamado la estrategia del 4x3 (4 días de apertura y 3 de cierre) fue rechazada por los comerciantes de la capital que se verán perjudicados por las restricciones que habrán en los días en los que más suelen vender.

Desde la Federación Nacional de Comerciantes (Fenalco) se mostraron muy preocupados con los anuncios de la alcaldesa ya que esta semana apenas sería de tres días laborales teniendo en cuenta que la pasada cuarentena total terminó el lunes a la media noche, y esta próxima iniciará el viernes a primera hora.

“El próximo fin de semana pues el sábado que es el mejor día de la semana se pierde, el viernes que todos teníamos la esperanza de poder trabajar también, esto significa una caída para comercio formal y una caída en las ventas superior al 80 % lo cual pues termina agravando más la situación que hoy se está viviendo el comercio en Bogotá”, señaló Juan Esteban Orrego director de Fenalco Bogotá.

Así mismo, mencionó que si bien reconocen la situación de salud que se vive por el pico de la tercera ola de contagios, hacen un llamado a que las autoridades consideren medidas que afectan a negocios que sí están controlando aforos y cumpliendo con los protocolos de bioseguridad.

Por su parte, los mismos comerciantes le contaron a RCN Radio por lo que tienen que pasar por estas medidas. “Estoy jodida, me mamé. Claudia López no hace sino cerrar todo el comercio, pero entonces ¿por qué no cerró en Semana Santa? Quiso primero llenarse los bolsillos de plata con los peajes y entonces ahora los que pagamos el plato roto somos los comerciantes. Yo en dos meses cierro si esta vaina sigue así”, dijo una comerciante que tiene su puesto de ropa en el centro de Bogotá.

Otra vendedora de San Victorino le dijo a esa emisora: Tengo tres hijos y son pequeños. Vendo mis blusas y pago el arriendo de este local, el de mi casa, la alimentación. El papá de mis hijos no me ayuda porque la ley tampoco obliga a los padres a responder por sus hijos”.

Por otro lado, los vendedores informales también resultan afectados con el cierre de la cuarentena. “Mire a su alrededor. Todo es un problema. No hay ni cómo surtir, no hay cómo alimentarse como se hacía antes. Si no vendo, en mi familia no comemos. Mi esposo vende perfumes y también le toca cerrar, y creen que con 80.000 pesos que nos dieron una vez entonces vamos aguantar todo el año, y graves”, le dijo una vendedora informal a RCN Radio.

También criticó la medida una joven embarazada que se dedica a vender tintos en varios comercios: “Míreme, estoy embarazada y tengo otro niño. El papá de mis hijos es un problema para que les dé alimento o vestido y ahora menos porque él vende dulces y cómo va a salir si nos encierran. Es difícil y las más afectadas somos las madres que nos llenamos de hijos y que aparte estamos solas”, fue otro testimonio que recogió la emisora.

SEGUIR LEYENDO: