Jair Bolsonaro vetó el pago de fondos a trabajadores sanitarios incapacitados por el coronavirus

El presidente de Brasil argumentó que la legislación, ya aprobada por el Congreso, es “contraria al interés público” e “inconstitucional”

Jair Bolsonaro (REUTERS/Adriano Machado)
Jair Bolsonaro (REUTERS/Adriano Machado)

El presidente de Brasil, Jair Bolsonaro, vetó este martes el proyecto para entregar 50.000 reales (alrededor de 800 euros) a los trabajadores sanitarios que han quedado incapacitados a causa de la pandemia de coronavirus.

Bolsonaro ha argumentado en su decisión que la legislación, ya aprobada por el Congreso, es “contraria al interés público” e “inconstitucional”. El veto del presidente tendrá que ser analizado nuevamente por el organismo de cara a su aprobación.

“A pesar del mérito de la propuesta y de la buena intención del legislador al proponer el pago de compensaciones (...) la propuesta contiene obstáculos legales”, ha manifestado, según el documento publicado por la Presidencia.

Así, sostuvo que la propuesta crearía una serie de costes para las arcas públicas en medio de la pandemia y agregó que “no presenta una estimación” del impacto de la misma sobre los Presupuestos del país sudamericano.

Un sanitario realiza una prueba gratuita de PCR de COVID-19 en Sao Paulo (Brasil). EFE/Sebastiao Moreira
Un sanitario realiza una prueba gratuita de PCR de COVID-19 en Sao Paulo (Brasil). EFE/Sebastiao Moreira

Finalmente, la imposición del aislamiento de los empleados durante siete días en el marco del periodo de emergencia por la COVID-19 (...) genera una incertidumbre legal y una imprecisión técnica”, ha remachado Bolsonaro.

Las autoridades de Brasil han confirmado hasta la fecha 2.750.318 casos de coronavirus, con 94.665 fallecidos, lo que lo convierten en el segundo país más afectado del mundo, en números totales, por detrás de Estados Unidos.

A pesar de ello, Bolsonaro -que resultó contagiado por la COVID-19 y cuya última prueba dio negativo recientemente- ha rebajado la importancia de la pandemia y ha abogado por mantener abierta la economía.

(Con información de Europa Press)

MÁS SOBRE ESTOS TEMAS:

La pandemia de coronavirus ya dejó más de 700.000 muertos en todo el mundo

“Un monstruo aún peor”: se está propagando otra pandemia, y no es el coronavirus

MAS NOTICIAS