El doctor Rubén Mühlberger, elegido por las más destacadas celebridades argentinas por sus innovadores tratamientos anti-aging, lanzó su nuevo libro, S.O.S. Sexo, en el que explica que los factores de la vida moderna, como el estrés, la alimentación industrializada, el sedentarismo y la toxicidad ambiental, atentan contra el placer en la intimidad.

"Aquellas personas que tienen buena calidad de amorosidad y sexo tienen asegurada una mejor longevidad. Sin embargo, al igual que el planeta y la economía, el sexo está en crisis", explicó Mühlberger, especializado en tratamiento genómicos, biomoleculares y estéticos.

En diálogo con Infobae, brindó diez consejos sobre el sexo en tiempos modernos para seguir manteniendo viva la llama. Entre ellas se destacan: actualizar la edad y la experiencia al sistema operativo y sensorial de cada persona, fomentar "el factor sorpresa" en las relaciones, darle una importancia preponderante al juego previo en el acto sexual, considerar que el mejor momento para tener intimidad es a la mañana, estimular las fantasías y tentar el apetito sexual con alimentos afrodisíacos.

Paz Cornú, Agustina Kämpfer, Marcelo De Bellis, Marcela Tauro, Mario Massaccesi, Lucía Miranda y Marcelo Polino son algunos de los famosos que se atienden con Mühlberger y estuvieron presentes en el Salón Blas del Hotel Four Seasons, donde se presentó su nuevo libro, y brindaron su opinión y su experiencia personal sobre los consejos que brindó el doctor… Y no escaparon a la pregunta del momento: ¿se puede practicar el poliamor?

Paz Cornú y su novio, Diego Orden

—¿El mejor momento para tener sexo es a la mañana?

Paz Cornú: A mí me gusta a la mañana. Llego muy cansada y me duermo. A la mañana me parece bien, ¡después de lavarse los dientes y la cara!

Diego Orden: Sí, estamos de acuerdo en eso.

Cornú: ¡Igual vos siempre estás disponible! Él no tiene conflictos con los horarios, pero yo elijo la mañana.

—¿El momento más importante del acto sexual es el juego previo?

Orden: Absolutamente.

Cornú: Cien por ciento. Está bueno que los hombres lo entiendan, porque por ahí piensan que todo es 'darle y darle', pero la mujer necesita un precalentamiento más largo, y tiene que estar bien hecho. El hombre va en una Ferrari y la mujer en carreta, son distintos tiempos y por eso el hombre tiene que trabajar.

—¿Cuáles son sus fantasías?

Cornú: Hablar está bueno. Decir cosas al oído fuera de tono suma mucho. El baile también: puede ser con disfraz.

Orden: Son muy buenos sus disfraces, no me puedo quejar.

Cornú: Improviso pero me salen bastante bien las coreografías.

—¿Qué hacen para redescubrirse y que la intimidad no se haga monótona?

Cornú: En algún lugar que esté lleno de gente y en algún momento que nada que ver le digo una frase subida de tono, medio zarpada.

Orden: Están buenas esas cosas, que te sacan del lugar en el que estás.

Cornú: O meter una mano sin que nadie te vea…

—El doctor Mühlberger recomienda usar juguetes sexuales y tentar la pasión con alimentos afrodisíacos: ¿aplican estas variables en la intimidad?

Cornú: ¡Amo al doctor¡ Todo lo que dice es tal cual. Sí, todo yes, yes, yes. Como frutos secos y jengibre que son afrodisíacos. También le meto maca a todo. Él (por su novio) siempre me dice "¡ponele mas!"

—¿Cambió algo en tu vida sexual desde que estás con un novio más joven?

Cornú: Siempre fui muy apasionada y la verdad que nos llevamos re bien, en caso contrario ¡no estaríamos acá! Es algo importante… Soy muy pila así que por ahí no noto el tema de la edad porque lo mío es mucha acción… Creo que la edad no hace la diferencia porque cuando hay conexión lo demás no es muy importante.

—¿Con el paso de los años la sexualidad se disfruta más?

Cornú: Está buenísimo porque tenés más confianza, y eso para las mujeres es súper importante. Después tenés que ir inventando cosas… Meter sal, pimienta y maca.

—¿Qué opinás del poliamor?

Cornú: En algún momento lo charlamos… Pero no lo necesitaríamos en este momento. No estoy en contra porque creo que si los códigos están establecidos de ambos lados está bien. Lo que está feo es la traición, pero si está permitido y los dos manejan el mismo lenguaje está perfecto.

Agustina Kämpfer

—¿Estás de acuerdo con el Doctor Mühlberger, que dice que el juego previo es el momento más importante del acto sexual?

Estoy absolutamente de acuerdo. Quiero buscar las palabras adecuadas para ser elegante en lo que tengo que decir pero… Ir de cero a cien a veces garpa. Depende del momento y de cómo te entiendas con la otra persona. A veces, aunque tengas tiempo para jugar, podés tener ganas de que todo se acelere, si las dos personas están de acuerdo.

—¿El mejor momento para tener sexo es a la mañana, como dice el doctor?
Ahí no estoy de acuerdo, aunque mi pareja sí. Debe ser por una cuestión hormonal… Pero, ¿podemos desayunar primero? ¿Me puedo sacar las lagañas? Me levanto muy haragana…

—¿Esta diferencia entre vos y tu pareja sobre el momento del día para tener intimidad puede genera algún conflicto?

No, porque lo quiero mucho. Me dejo llevar.

—¿Te queda alguna fantasía por cumpir?

He cumplido muchas, afortunadamente, aunque siempre quedan por cumplir. El día que no me queden más me voy a convertir en una persona muy aburrida y espero que no me pase nunca. Lo interesante es que la otra persona pueda ir en el mismo sentido que tus fantasías y sean un camino a recorrer juntos. Muchas veces el sexo se vuelve muy importante en la vida de las personas pero el equilibrio de fantasía, química y conexión tanto fuera como adentro de la cama es lo ideal.

—¿Qué opinás del poliamor?

Me parece que como es la primera vez que se habla tan abiertamente de este tema aparecen muchas resistencias, juicios y prejuicios acerca de si es auténtico o si es una salida a la infidelidad. Creo que en tanto haya consenso entre las personas que integran un acuerdo, absolutamente todo es válido. Para las personas que viven a mucha distancia, como Flor Peña y su pareja, es una decisión muy inteligente.

Marcelo Polino

—¿El mejor momento para tener sexo es a la mañana?

Tengo 25 trabajos, a la mañana me levanto y mientras prendo la compu para leer Infobae empiezo a leer los diarios… No sería el momento ideal. El mejor momento es cuando estás relajado, después de terminar la jornada.

—¿El juego previo es el momento más importante?

Sí, el approach lleva después a un mejor sexo.

—¿Cumpliste todas tus fantasías?

Mientras uno está vivo tiene fantasías por cumplir. Si no, ¿qué motivación hay? Debemos seguir creando fantasías todo el tiempo.

—¿Qué hacés para sorprender a tu pareja?

No tengo pareja pero no soy de sorprender… Como tengo muy poco tiempo generalmente los encuentros, más allá de lo sexual, los voy viviendo sobre la marcha. No tengo esa cosa de preparar las sorpresas.

—¿Cuál es tu opinión sobre el poliamor?

Respeto a todo el mundo. Mi compañerita Flor Peña fue la que puso de moda el tema y respeto al que lo elige. Yo no lo elegí por ahora pero no descarto nada.

—¿Cuál es el límite en el sexo?

El respeto entre las dos personas que se encuentran.

Lucía Miranda

—¿El mejor momento para tener sexo es a la mañana?

A veces lo practico, pero la verdad no me gusta mucho. No es lo que prefiero porque a la mañana, aunque te laves los dientes… Yo empiezo a funcionar después del mediodía, entonces me gusta la tarde.

—¿El juego previo es el momento más importante del acto sexual?

—Totalmente. La mujer necesita esa previa: ir a comer, las velas… Las mujeres somos románticas y los hombres son más directos. El hombre debería aprender a no saltearse escalones.

—¿Qué hacés para sorprender a tu pareja?

A veces le digo alguna frase a mi marido…. Le mando un mensaje que dice "preparate", entonces ya sabe… Ir diciendo cosas para estimular a la otra persona.

—¿Cuál es el límite en el sexo?

Creo que no hay límites, pero depende de cada uno y de la pareja. Por ejemplo, yo no creo en el poliamor. Me parece que cuando amás a una persona, estás con ella y no la podés compartir. No por un tema de egoísmo sino porque no creo en poder aceptar la infidelidad, pero son formas de pensar. Habrá gente que no piensa así y me parece muy respetable, pero no es mi caso. Cuando hay amor verdadero, es de a dos, es incondicional y no se comparte.

—¿Se disfruta más del sexo con el paso del tiempo en pareja?

Sí, a lo mejor es menos cantidad pero mejor calidad. Ya nos conocemos, sabemos qué nos gusta a cada uno y realmente creo que es mejor que la primera vez. Al principio estás nervioso y querés quedar muy bien y a lo mejor sale todo mal. Pero con el tiempo mejora, cuando hay amor…

—¿Qué cosas te sacan las ganas?

Si estoy cansada no tengo ganas, pero lo hablamos. No hago nada forzado porque creo que el sexo es de a dos y lo tiene que sentir tanto él como yo, sin hacer cosas fingidas. ¡Hay mujeres que hasta fingen un orgasmo! No es mi caso, nunca lo he hecho.

Marcela Tauro

—El Doctor Mühlberger dice que el juego previo es la parte más importante del acto sexual, ¿estás de acuerdo?

Sí, tiene razón. Porque te estimula, te da ganas. No podés arrancar de cero a diez.

—¿La mañana es el mejor momento para tener sexo?

No, lo detesto. ¡Ahora me va a retar el doctor y me va a decir que lo tengo que implementar! Él me da una pomadita, una crema que hay que ponérsela en el cuello, es como un estimulante para que le gustes al otro. Activa las feromonas de la otra persona para que tengas mejor sexo. Todavía no la probé.

—¿Cumpliste todas tus fantasías?

Me quedan millones por cumplir. No soy como Cubero y Mica Viciconte que contaron que fueron al mar y como no lo habían hecho… Yo siempre pienso que alguien me va a ver o que hay un argentino y por ahí me filmen. Entonces se me baja todo y olvidate.

—¿Es una presión extra para los famosos el hecho de ser figuras públicas?

Quizás para establecer una relación, pero para tener sexo tanto no. Para una relación es más difícil porque, lo que dicen las grandes divas, es complicado seguir el ritmo con alguien como Susana, que la miran todo los días… Hay que tener mucha personalidad.

—El doctor dice que hay que intentar llegar al orgasmo al mismo tiempo: ¿coincidís?

Sí, es bárbaro eso, pero no siempre se consigue. Es lo mejor, hay que intentarlo. El tema es cómo lograrlo: hay que estar muy en la misma sintonía.

—Juguetes sexuales: ¿sí o no?

No. Soy anticuada en ese sentido.

—¿Cuál es el límite en la intimidad?
No sé si hay límites. Si estás en pareja es una cosa, pero viste como que cada persona despierta una cosa diferente, entonces no sé si hay límites.

—¿Cómo cambió tu vida sexual desde que estás en pareja con alguien más joven?

Estuve mucho tiempo sola, así que influyó para que cambiara todo. Tener un novio joven también influyó: ¿por qué te creés que veo al doctor Mühlberger? Mi novio, contento… Un día me acompañó al consultorio y el doctor me dijo: "No me contaste que estabas con alguien más joven. Voy a agudizar un poco más el tratamiento".

Mario Massaccesi

—¿Cuál es el momento más importante del acto sexual?

Me parece que el juego previo es bueno para todo. Lo llamo generar contexto: hacer que todo esté cálidamente calculado, no desde la cabeza sino desde el corazón, para sentirse cómodo y todo salga mejor. El sexo no es la excepción: si hay previa, y buena previa, hay más intensidad. ¡Eso creo yo!

—¿El mañanero es el mejor momento para tener una relación?
Es bueno después de lavarse los dientes. Cuando estás recontra enamorado quizás ni te importa el mal aliento. Prefiero el mañanero no solo con cepillo de dientes, sino también enjuague bucal, y si hay pastillita de menta, mejor.

—¿Tenés fantasías por cumplir?

Creo que he cumplido casi todas. Estoy de acuerdo con todas las fantasías siempre y cuando haya consenso, que estén charladas previamente, para que no haya una extralimitación.

—El doctor Mühlberger nos dijo que es importante llegar al orgasmo a la vez: ¿coincidís?
Creo que no siempre llegamos a la misma hora y en el mismo tiempo. Me parece que lo principal no es frustrarse si no llegaste o si la otra persona llegó primero. A veces podemos estar en una sintonía perfecta -si hay buena previa es más probable- pero si no, no hay que amargarse.

—¿Qué cosas te sacan las ganas de tener sexo?

La violencia y el engaño en el sentido de hacer algo que no esté previamente charlado. Y, por supuesto, todo lo que esté fuera de la ley. Ya conocemos muchos de estos temas por todo lo que se habla ahora; eso me parece que es justamente lo que no hay que hacer, a pesar de que el doctor cuenta en el libro que en otras sociedades primitivas estaba permitido. Hay que tener en cuenta la realidad en la que vivimos y adaptarse a eso.

Marcelo De Bellis

—¿El momento más importante del acto sexual es el juego previo?

Exactamente. Una buena relación sexual arranca en el desayuno con tu mujer y termina en la cama a la noche con ella. Es un juego de todo el día.

—El doctor Mühlberger dice que el mejor momento para tener sexo es a la mañana: ¿estás de acuerdo?

Puede ser, quizás lo dice porque el hombre libera testosterona a la mañana… Está bien. Me parece que a nivel deseo puede pasar a cualquier momento del día.

—¿Es importante para vos estimular las fantasías con tu pareja?

Sí, porque todo está en la cabeza. Jamás tomé una pastillita ni nada. Incluso, voy a ser papá -su mujer tiene fecha para el 30 de octubre, será una nena- y te digo que está todo acá, en el melón. Hay un actor porno llamado Ron Jeremy que no es muy agraciado físicamente pero tiene una cosa grande como… Bueno, él dice que muchos chicos de 20 o 21 años toman aditivos y ¿hace falta? El órgano sexual está en la cabeza.

—¿Cuáles son las claves para que la relación sexual no sea monótona con tu pareja?

Creo que el amor no tiene nada que ver con el sexo. Cuando se conjugan, como en mi caso, es milagroso. Estoy con una mujer que la pienso, la fantaseo y la deseo hace casi cinco años. Me gusta cuando habla, cuando come… Estoy plenamente enamorado. Entonces le pone un plus más. Pero me ha pasado de estar con una persona por atracción física nada más y es hermoso también.

SEGUÍ LEYENDO