Mar del Plata: asesinaron a un hombre en una fiesta de cumpleaños y buscan a un empresario

Ocurrió durante un festejo de un empresario local que había sido acusado de usurpar un balneario en Cariló en 2020. La víctima, de 44 años, recibió tres disparos. El principal sospechoso es un hombre de negocios tucumano que está prófugo

El balneario donde tuvo lugar el hecho (Facebook / Horizonte. Club de Playa)
El balneario donde tuvo lugar el hecho (Facebook / Horizonte. Club de Playa)

La locura se desató Mar del Plata en la madrugada del sábado: un hombre asesinó a otro a tiros, después de protagonizar una pelea en una fiesta de cumpleaños privada en un balneario cercano a Punta Mogotes. Luego de un altercado en el interior del lugar, el homicida fue hasta su auto y cuando regresó asesinó de tres disparos a Maximiliano Rihl, de 44 años, con domicilio en Lanús, registrado en el rubro de transporte de la AFIP y ex empleado de conocidas empresas de producción de espectáculos.

El hecho ocurrió en la puerta del balneario Horizonte Club de Playa, cerca de las 4 de la madrugada. El agasajado de la noche, que celebraba su cumpleaños número 51, era Mauricio Damián Ríos, un empresario con una polémica historia. En 2014, según datos del Boletín Oficial de Santa Cruz, recibió la transferencia del fondo de comercio de un supermercado en Río Gallegos. Quien se la transfirió fue Rudy Ulloa, ex chofer de Néstor Kirchner.

Allí, uno de los invitados era Juan Jesús Piero Pinna, un rugbier y empresario tucumano de 34 años, apodado “El Faraón del Pollo”. Precisamente, Pinna se dedica al rubro de venta mayorista de aves y huevos desde 2017, al menos según sus registros. Ese es el nombre del negocio, muy conocido en la capital de su provincia, con ofertas como los tres kilos de pata y muslo a 800 pesos. Llegó a acumular fuertes deudas, con rojo de 26 millones en cheques sin fondo a su nombre según datos del Banco Central, que luego resolvió.

Hoy, Pinna es el principal acusado. Según confirmaron fuentes cercanas al expediente a Infobae, el sospechoso escapó a bordo de su Toyota Corolla blanco y es intensamente buscado, en un expediente a cargo de la fiscal Florencia Salas.

Mauricio Damián Ríos, el cumpleañero.
Mauricio Damián Ríos, el cumpleañero.

De acuerdo a medios locales como La Capital, después de participar en la fiesta y posar en fotos con el cumpleañero, Pinna mantuvo una fuerte discusión con un empresario de la localidad de Quilmes, identificado como Ariel Núñez, que estaría relacionado con Ríos. A raíz de ese violento cruce verbal, el rugbier lo atacó a golpes y le provocó fracturas en el brazo y en la pierna derecha.

La violencia no culminó allí. La hipótesis que se analiza en la investigación es que Pinna fue hasta su auto acompañado por Maximiliano Rihl, que estaba en la fiesta por su amistad con Ríos. Se investiga si Rhil intentó intermediar en la pelea entre Pinna y Núñez y acompañó al tucumano hasta el vehículo blanco. Así, en circunstancias que todavía no se esclarecieron, el rugbier tomó un arma según la sospecha de la Justicia y comenzó a disparar: efectuó al menos 9 disparos. Tres de ellos impactaron en el cuerpo de Rihl.

Tras el ataque, los invitados llamaron a la Policía Bonaerense. Ante la demora de la respuesta del servicio de emergencias médicas, algunos asistentes de la fiesta trasladaron a Rihl a un centro de salud, ubicado en la calle 12 de Octubre al 4.400 a bordo de una camioneta 4x4. Sin embargo, pese a la atención de los médicos de la guardia, murió pocos minutos después.

Tras el homicidio, el atacante volvió a su vehículo y se fugó de inmediato en compañía de su novia. Los investigadores sospecharon que el asesino no era de Mar del Plata, por lo que, según las fuentes consultadas por este medio, enseguida “se dio aviso a todas las unidades de la Policía Caminera para que estén alertas ante la presencia de Toyota Corolla blanco”.

Hasta el momento, Pinna sigue prófugo, el único sospechoso buscado por el caso. La novia, según investigadores del caso, sería amiga de la pareja de Ríos y no está imputada: su nombre todavía no está confirmado en el expediente.

Juan José Piero Pinna, el sospechoso.
Juan José Piero Pinna, el sospechoso.

La fiscal Salas ordenó como primera medida que la Policía Científica realice las pericias en el balneario: así se encontraron numerosas vainas calibre 9 milímetros.

El crimen ocurrió a pocos días del homicidio en el centro marplatense de Martín Mora Negretti (30), quien murió después de haber recibido seis puñaladas tras una absurda discusión. Hay cuatro detenidos, dos son chicos de 13 años que por su edad son inimputables.

Pinna tiene una seña particular: una rosa de los vientos tatuada en uno de sus puños.

SEGUIR LEYENDO:


TE PUEDE INTERESAR