Agentes de tránsito de la Ciudad de Buenos Aires se manifestaron en las últimas horas del domingo en el Obelisco reclamando justicia por los dos compañeros atropellados por un conductor que evadió el control de alcoholemia. Cinthia Choque murió en el acto, mientras que Santiago Siciliano se encuentra internado en estado crítico en el Hospital Fernández. Los trabajadores de tránsito organizaron una nueva marcha para este lunes a las ocho de la mañana.

El domingo por la madrugada, Cinthia Choque, de 28 años, y Santiago Siciliano, de 30, llegaron hasta la esquina de Figueroa Alcorta y Tagle, junto a otros dos compañeros, para realizar un control de alcohlemia a los conductores que pasaran por allí.

A las 3:40 de la madrugada el conductor de un VW Passat los atropelló tan violentamente que Cinthia murió en el acto y Santiago quedó gravemente herido. Fuentes policiales describieron que los agentes le hicieron señas al conductor para que detuviera la marcha, pero que lejos de aminorar la velocidad este habría realizado una maniobra que lo hizo terminar arrollando a dos de los ellos.

El VW Passat que protagonizó el accidente en la madrugada del domingo
El VW Passat que protagonizó el accidente en la madrugada del domingo

El conductor, identificado como Eugenio Veppo (31), productor y cronista televisivo, abandonó las escena tras atropellar a los agentes. Luego de entregarse este domingo cerca de las 17 horas, en una dependencia de la Policía de la Ciudad, su abogado José Luis Ferrari, en diálogo con C5N, manifestó que Veppo "se asustó, no vio la presencia de los agentes de tránsito, no supo manejar la situación y se fue".

"Se pondrá a derecho y mañana (por hoy lunes) declarará con el juez que corresponda respecto a un 'homicidio culposo'. El juez decidirá si lo excarcela o no", dijo Ferrari, adelantándose a la carátula del hecho, que deberá decidir el magistrado interviniente. También aseguró que el productor "no quiso matar a nadie". "No los vio; perdió el control del auto, las personas estaban sobre la calzada y él nos las vio", dijo, sobre el momento del accidente. "Él está en shock", agregó, en referencia al estado de su cliente.

Sus compañeros se movilizaron este domingo por la tarde hasta el Fernández, vistiendo sus uniformes, en señal de apoyo a Santiago y a su familia, que no se mueve del lugar esperando novedades. Luego, por la noche, trasladaron la manifestación hacia el Obelisco.

Sin cortar el tránsito, aprovecharon cada detención de los conductores, obligada por la luz roja de los semáforos, para ocupar la senda peatonal con carteles alusivos al reclamo de justicia por la muerte de Cinthia y por el grave estado de Santiago. Los peatones que transitaban la zona utilizaron sus redes sociales para compartir videos de la manifestación.

La protesta continuará este lunes a partir de las ocho de mañana en la intersección de la avenidas 9 de Julio y Corrientes.

La agente Cinthia Choque estaba casada, era mamá de dos nenas y vivía en Villa Soldati. Santiago, que es papá de un nene de 8 años, vive en Capital Federal y en marzo pasado se había mudado con su novia, Rocío, a Parque Chacabuco, está internado en estado crítico. Hasta hace un mes, trabajaba ordenando el tránsito de lunes a viernes, también en la órbita de la Secretaría de Transporte porteña, pero luego de mucho insistir logró el pase a la unidad de controles de los fines de semana. Estaba contento por eso, tenía más tiempo para tocar la batería, su hobbie, y para su hijo.

 

Fue operado de la cabeza y la cadera, que se fracturó en tres partes. Tiene comprometido un pulmón y una lesión en la base del cráneo.Su padre manifestó que "está irreconocible". Su tío agregó que "no saben si se va a poder despertar, ni como".

Seguí leyendo: