Alberto Fernández presentó en las redes sociales a la nueva hija de su perro Dylan

La mascota del Jefe de Estado ya había tenido cuatro cachorros en julio del año pasado

La nueva hija de Dylan, el perro presidencial (@DylanFerdez)
La nueva hija de Dylan, el perro presidencial (@DylanFerdez)

Dylan, el perro del presidente Alberto Fernández, fue padre nuevamente. El personal de comunicación que rodea al jefe de Estado dio a conocer la noticia a través de las redes sociales que le armaron a la mascota. La nueva hija se llama Kaila.

En julio del año pasado Dylan había sido padre de cuatro cachorros. Uno de ellos el Presidente se lo regaló a Gisele Fernández, hermana de Cristina Kirchner.

Dylan es un perro raza Collie que tiene su propia cuenta en Instagram, donde reúne más de 283 mil seguidores, mientras que en Twitter acumula más de 46 mil. Su biografía lo define como un “Collie nacional y popular” que nació en Pilar.

La perra se llama Kaila (@DylanFerdez)
La perra se llama Kaila (@DylanFerdez)

Fernández lo bautizó con ese nombre en honor a Bob Dylan, su cantante favorito. Su mascota suele aparecer en reuniones informales de trabajo o entrevistas. Siempre está cerca del mandatario, que también suele subir fotos a las redes sociales.

La raza de Dylan proviene de Escocia, de lo profundo de las colinas y las montañas, donde había sido utilizado durante siglos como perro pastor. Estos perros necesitan largas caminatas diariamente y mucho ejercicio al aire libre para mantenerlos sanos y felices. Suelen ser muy eficaces a la hora de aprender nuevas órdenes y su entrenamiento debe ser suave. El Collie más famoso de todos los tiempos es Lassie.

Dylan también es el padre de Prócer, otro collie cachorro que es protagonista de las redes caninas y que se gana la atención de las personas que lo cruzan cuando salen a pasear. Su nombre es un homenaje al perro de la misma raza que salió en un capítulo de Los Simpson.

(@DylanFerdez)
(@DylanFerdez)

En las redes sociales de la mascota suelen subir fotos de Dylan junto a Fernández en diferentes momentos del día. La mayoría de ellas en las oficinas o parques de la Quinta de Olivos. Siempre con un toque de humor o de ironía.

El Presidente tiene adoración por su perro, a quien siempre nombra y es parte de su familia. Cuando vivía en Puerto Madero se lo solía ver paseando a su perro por las plazas cercanas. Desde que se mudó a Olivos el recorrido es la misma residencia.

Seguí leyendo

Cómo es FaceApp, la app que permite simular un cambio de género

De los caniches de Perón hasta Dylan Fernández: la historia de los perros presidenciales

MAS NOTICIAS

Te Recomendamos