Sin acuerdo entre el oficialismo y la oposición, corre riesgo la sesión convocada para hoy en el Senado

El Frente de Todos llamó a debatir con un extenso temario que incluye los pliegos de los jueces de Santa Fe y Córdoba, el proyecto de Alcohol Cero al Volante, el plan federal de capacitación sobre Derechos de Niñas, Niños y adolescentes y la eliminación del trámite de fe de vida. Juntos por el Cambio evalúa si dará quorum

Compartir
Compartir articulo
Sesión preparatoria  del Senado, el 21 de febrero de 2023, en el Senado de la Nación, en Buenos Aires; Argentina. FotoS: /Comunicación Senado)

Honorable Senado de la Nación
Departamento de Fotografia
Dirección Comunicación Institucional
Sesión preparatoria del Senado, el 21 de febrero de 2023, en el Senado de la Nación, en Buenos Aires; Argentina. FotoS: /Comunicación Senado) Honorable Senado de la Nación Departamento de Fotografia Dirección Comunicación Institucional

El oficialismo convocó para este jueves la primera sesión sesión de 2023 del Senado, sin embargo no logró acordar con la oposición un temario consensuado, por lo que Juntos por el Cambio evalúa si dará quórum.

La convocatoria fue oficializada ayer por la tarde por la presidenta provisional del Senado, Claudia Ledesma Abdala, quien está a cargo de la Cámara Alta porque la vicepresidenta Cristina Kirchner permanece al frente del Poder Ejecutivo por el viaje de Alberto Fernández a los Estados Unidos.

La sesión fue convocada para hoy al mediodía luego de una reunión de Labor Parlamentaria en la que el Frente de Todos y JxC no lograron ponerse de acuerdo para trabajar un criterio común y llegar al recinto con una posición unificada.

Ellos se mostraron intransigentes, quieren tratar solo los pliegos de Córdoba y Santa Fe y hay pliegos de jueces de todo el país”, reprochó un senador del kirchnerismo. En efecto, los acuerdos para completar las vacantes en la Justicia Federal de las provincias mencionadas es uno de los temas incluidos además de la denominada Ley Lucio y la facilitación de la renovación del Certificado Único de Discapacidad, ambos con sanción de Diputados.

Te puede interesar: Ley de alcohol cero: el pedido de las Madres del Dolor para que los senadores traten el proyecto en un senado paralizado

Esos proyectos estaban incluidos en los pedidos de sesión especial hechos por los diferentes bloques en las últimas semanas. Unidad Federal, por ejemplo, a mediados de marzo había formalizado un pedido de sesión especial para para tratar la Ley Lucio y la designación de jueces de la ciudad de Rosario, en medio de la escalada de la violencia narco. También, un proyecto del entrerriano Edgardo Kueider para disminuir la tarifa del servicio eléctrico que, al no tener dictamen de comisión, precisa de los dos tercios de los votos para ser debatido.

El temario con el que avanzó la presidencia del Senado incluye el proyecto de ley de Alcohol Cero al Volante, el plan federal de capacitación sobre Derechos de Niñas, Niños y adolescentes y la eliminación del trámite de fe de vida.

Ayer, el interbloque del FdT intentó colar un proyecto de Oscar Parrilli para la creación de la Universidad de Madres de Plaza de Mayo que fue rechazado por la oposición y no será tratado.

Hasta ayer Juntos por el Cambio no había definido si bajará a dar quórum este mediodía y la sesión podría correr riesgo. Con la salida de cuatro senadores que ahora conforman Unidad Federal, el Frente de Todos perdió la mayoría y depende de los peronistas disidentes si JxC intenta boicotear el debate.

(Prensa Senado)
(Prensa Senado)

La definición de bajar al recinto y dar quorum implicaría aceptar el temario del Frente de Todos y mostrar debilidad. No bajar podría significar que el oficialismo obtenga los votos junto a Unidad Federal y aprobaría los bloques de los jueces que tienen como destino la justicia de Rosario.

Gran parte de la discusión que hoy vive tanto el interbloque del Frente de Todos como de Juntos por el Cambio es que, como ambos cuentan con 33 senadores, ninguno alcanza el número necesario para ir a imponer la agenda en el recinto por lo que el temor a perder y mostrar debilidad es la principal debilidad a la hora de encarar una sesión.

Según fuentes parlamentarias, el jefe del interbloque de JxC, Alfredo Cornejo, y su par de Unidad Federal, Guillermo Snopek, mantuvieron continuas comunicaciones durante toda la tarde con el objetivo de juntar a sus 38 legisladores (33 de JxC y 5 de UF) y bajar al recinto este jueves.

En medio de la grieta parlamentaria, ayer la asociación civil Madres del Dolor y la Agencia Nacional de Seguridad Vial (ANSV) reclamaron a los senadores que “dejen de lado todo enfrentamiento político” y voten el proyecto de Ley de Alcohol Cero, que establece la tolerancia cero de alcohol en sangre para los conductores de vehículos en todo el país, que ya cuenta con la aprobación de la Cámara de Diputados.

”Estamos ante una oportunidad histórica de salvar vidas”, expresó Viviam Perrone, integrante de Madres del Dolor en un video dirigido a los parlamentarios. “En nombre de todos los familiares de víctimas de tránsito, mañana (por hoy) voten Alcohol Cero al volante”, agregó.

Por su parte, el director ejecutivo de la ANSV, Pablo Martínez Carignano, dijo que “no puede ser que los senadores de dos o tres provincias determinen que no avance una ley nacional tan necesaria para dejar de lamentar muertes provocadas por conductores ebrios. Estamos pidiendo que se sancione una norma que busca salvar vidas, y que hoy el lobby de unos pocos empresarios vitivinícolas retrasa su tratamiento en el recinto”.

Con información de Agencia Télam.

Seguir leyendo: