Así quedaría la concesión del bajo viaducto Mitre dentro de cuatro o cinco años
Así quedaría la concesión del bajo viaducto Mitre dentro de cuatro o cinco años

El flamante funcionario nacional tiene los papeles todavía desordenados sobre la mesa de trabajo en su oficina del barrio de Retiro. En el cuarto piso de la Agencia de Administración de Bienes del Estado (AABE), Martín Cosentino, designado presidente del ente hace una semana, apila carpetas con planillas y datos para auditar la dación de pagos de la Casa Rosada al Gobierno de la Ciudad. No discute la legalidad (“excepto que aparezcan elementos", aclara), pero sí la “legitimidad” del traspaso de 31 escrituras correspondientes a playas ferroviarias y parcelas ubicadas en Caballito, Belgrano y Liniers y la concesión de los espacios debajo de dos viaductos, el Mitre y el San Martín, además del Paseo del Bajo y compensaciones por pagos no realizados desde Nación.

En declaraciones a Infobae cuestionó, además, “el apuro cuando no había urgencia” por los actos administrativos que se realizaron entre septiembre y el 9 de diciembre a las 20, cuando se firmó la última operación. En total, se trata de $15.800 millones, señala el funcionario que fue vicejefe de gabinete de Daniel Scioli en la provincia de Buenos Aires.

La publicidad de los datos se dio en medio de la tensión por la coparticipación porteña. Alberto Fernández mandó a sus ministros a negociar una quita de partidas cedidas de los fondos nacionales (no de los coparticipables que se asignan por ley) desde que Mauricio Macri concretó el traspaso de la Policía Federal y Rodríguez Larreta la transformó en Policía de la Ciudad. Como informó Infobae en su momento, de eso hablaron el jefe de Gobierno porteño con el ministro del Interior, Eduardo ‘Wado’ De Pedro. También trabajan el jefe de Gabinete, Santiago Cafiero, y los ministros de Obras Públicas y de Transporte, Gabriel Katopodis y Mario Meoni, respectivamente, que avanzan en otras charlas para compensar lo que se deje de dar a la Ciudad.

El argumento en la Casa Rosada, tanto como en las oficinas de Retiro, es que a la Ciudad se le dio mucho más incluso que a la provincia de Buenos Aires durante la gestión de María Eugenia Vidal. Cosentino apuntó también que ninguna otra provincia recibió bienes del Estado nacional de esta manera. “La enorme transferencia realizada en un período tan corto de tiempo y sobre el final de su mandato refleja la discrecionalidad en la asignación de recursos, en desmedro del Tesoro nacional y de una distribución más equitativa de los recursos que son de todos los argentinos y que, bien asignados, pueden ser beneficiosos para todas las provincias” cuestionaron.

Martín Cosentino, ex vicejefe de gabinete bonaerense y actual presidente de la AABE
Martín Cosentino, ex vicejefe de gabinete bonaerense y actual presidente de la AABE

Cosentino dijo hoy: “Encontramos una enorme discrecionalidad en una cantidad de inmuebles cedidos a la Ciudad de Buenos Aires” y subrayó que "esto comienza con un DNU firmado un día después de la derrota electoral: en los últimos tres meses del año pasado hubo una cesión de unos $15.800 millones, con una inclinación clara a favorecer a la Ciudad de Buenos Aires y una notoria voluntad de hacer rápido las transferencias”.

Además, advirtió que todos estos bienes forman parte en su mayoría del Fondo de Garantías de Sustentabilidad de la Anses, “descapitalizando el ahorro que es para pagar a los jubilados”; que los bienes del AABE pueden cederse sólo para “el bien común, como plazas o espacios verdes o recreativos, y se prioriza la especulación inmobiliaria en barrios como Palermo y Caballito que tienen una problemática severa ante el boom de la construcción indiscriminada”. El otro reclamo a Rodríguez Larreta es que se cedieron bienes luego de que Juntos por el Cambio perdiera las PASO de agosto “para alentar negocios inmobiliarios en la Ciudad de Buenos Aires”.

“El 28 de octubre, un día después de perder las elecciones nacionales, el presidente Macri autorizó mediante el decreto número 740/2019 “dar bienes” para cancelar deudas de cualquier índole”, subrayaron en un borrador interno, y apuntaron que la última concesión, la del viaducto San Martín por 30 años a partir de enero del 2025, se firmó el 9 de diciembre a las 20, cuatro horas antes del fin del mandato presidencial.

En el detalle al que accedió este medio se señala que el Estado nacional compensó con terrenos pagos de obras futuras o pagos no realizados a la Ciudad. Por ejemplo, por uno de los viaductos se cedieron ocho terrenos equivalentes a $8.000 millones en Roosvelt 5240/90; Moldes 980 (casi esquina Céspedes); Virrey Olaguer y Feliú 2797; calle sin nombre oficial número 249; Vidal 1480; Brasil 34; Brasil 14; Gualeguay sin número; Caboto sin número y Arnaldo Espósito sin número.

Respecto a la concesión del bajo Viaducto Mitre, en un acto que fue público en octubre, ganó la licitación el empresario coreano Sang Hak Choe mientras que en el caso del bajo del Viaducto San Martín, una de las tres partes en que se dividió quedó desierta y las otras dos las ganaron “Espacios Estrella” y “Directos Pacífico”. En ambos casos, la concesión será por 30 años a partir del 2024 y 2055 respectivamente.

La disputa por la coparticipación (en realidad se trata de partidas extra) arrancó apenas el Frente de Todos asumió el Gobierno. La vicepresidenta Cristina Kirchner planteó en un acto en La Matanza la “excesiva” porción de fondos que recibió Horacio Rodríguez Larreta como compensación por el traspaso de la Policía. En aquel momento, Nación resignó recursos propios a favor de los porteños y subió de 1,9% a 3,75% las partidas para el distrito. Luego se redujeron a 3,5% y ahora podrían bajarse a 2,5%.

En la discusión, la Casa Rosada cuestiona tanto el monto otorgado por la transferencia de la Federal, que incluyó el gasto que ya hacía la Ciudad, y también la forma, sostuvieron en off algunos de los interlocutores que habían acordado una tregua con Rodríguez Larreta hasta la emisión de un bono. La pelea sería de entre $95.000 millones y $120.000 millones.