El Frente Renovador de la Concordia misionero protagonizó un triunfo arrollador en las elecciones del pasado domingo. De la mano de Oscar Herrera Ahuad, el partido logró asegurar su quinto período consecutivo con el 73% de los votos y además controla los 76 municipios de la provincia.

Pero entre ellos, sobresale la historia de uno: Almafuerte, un pueblo ubicado en el departamento de Leandro N. Alem que cuenta con poco más de 1,100 habitantes. Celia Smiak, la actual intendente, le ganó las elecciones a Darío Pietrowski, su ex marido de 20 años, de quien se separó luego de denunciarlo por violencia de género.

Luego de que su historia tomara estado público, Smiak le dijo a distintos medios provinciales que el maltrato por parte de su actual ex comenzó cuando ella se involucró en política. Pietrowski había sido intendente y diputado provincial, y decidió disputarle el máximo cargo local a su ex esposa. Ambos competirían por el Frente Renovador de la Concordia.

Smiak
Smiak

A medida que la fecha de los comicios se acercó, el nivel de violencia -tanto verbal como física- escaló a una magnitud tal que pidió una orden de restricción perimetral, que fue concedida.

"En los últimos días de campaña, la violencia fue peor y tuve que hacer la denuncia correspondiente por si llegaba a pasar algo", le dijo Smiak a una radio local.

El radio de la restricción es de 300 metros y también abarca a los tres hijos que ambos tienen en común, de 20, 18 y 11 años. Sin embargo, en un pueblo tan pequeño como almafuerte, esto presentó complicaciones para la realización de las elecciones. Sobre todo porque en el municipio sólo hay un centro de votación.

Por esa razón, los abogados de Pietrowski pidieron que se levantara la medida durante el día de las elecciones. A pesar de que en distintas ocasiones el hombre violó el cerco, Smiak -quien no obstante cuenta con custodia policial durante las 24 horas del día- autorizó el levantamiento de la perimetral.

No sólo no experimentó ninguna situación, sino que se impuso en los comicios por un amplísimo margen: ganó la intendencia con el 67,7% de los votos contra el 28,3% de su ex.

"Fue una campaña bastante complicada pero por suerte la gente entendió, se comprometió y nos brindó todo el apoyo. Más que nada eligieron que el Municipio salga adelante, que sigamos creciendo", afirmó la funcionaria a medios locales.

A partir del lunes, la perimetral fue restablecida.

Seguí leyendo: